Ocho con Ocho: Los recuerdos Por Luis Ramón Carazo

Cuando platicamos con aficionados de distintas latitudes sobre la actualidad del toreo, compartimos un cierto dejo de melancolía por los tiempos idos, para no ir tan lejos por ejemplo, los de la temporada novilleril 1982-1983 de la que resaltan los nombres de Manolo Mejía, Ernesto Belmont y desde luego el torbellino de Torreón, Valente Arellano, quién hizo el paseíllo a la Gloria el 4 de agosto de 1984, hace la friolera de 34 años.

En las tardes de aquella temporada novilleril en La México, hubo momentos en que las entradas eran de lleno y los boletos se cotizaban en la reventa, muy altos.

Valente sumó 5 tardes, la segunda de ellas al lado de Mejía y Belmont para obtener el rabo de Pelotero de Felipe González y cuyo nombre estaba dedicado como el de San Martín para El Capitán en 1977 a Francisco Camino Gaona, nieto del empresario Alfonso e hijo del genio de Camas, Paco Camino; quién fue un beisbolista en las ligas menores.

El 3 de junio de 1984, en Monterrey, Valente con Eloy Cavazos de padrino se ungió matador de toros para desafortunadamente en un accidente de motocicleta dejar la duda de hasta dónde le hubiera alcanzado su toreo variado y su gran carisma.

En aquella temporada entre otros destacaron los nombres de Luis Fernando Sánchez, Sergio González, Rafael Carmona, Manuel Lima, El Voluntario, Manolo Rodríguez, Lalo Flores, José Luis Tapia, Carlos Vidal quién con Carmona se fueron al hule para que David Chato Bonilla se zumbará 5 novillos entre maromas, sustos y achuchones pero con el premio de tres vueltas al ruedo por su entrega y decisión y varios más como Amado Luna, Memo Ibarra, El Oriental y algunos otros como el Pollo Castillo y Monedero.

En aquellos años vivíamos los toros y la semana como el preludio para el siguiente domingo, entre los aficionados que eran muchos, se corría la voz y el programa de Toros y Toreros de Julio Téllez con la participación de José Luis Carazo Arenero y El Negro Muñoz en Canal 11 daban continuidad a una época gloriosa de novilladas que saboreamos con gran pasión.

Desde luego los diarios daban puntual seguimiento a lo que acontecía en la capital y en la multitud de novilladas en diferentes partes del país en las que los triunfadores de La México actuaban con frecuencia y con entradas impresionantes.

Hoy en día se han complicado las cosas, los novilleros ya no arrastran las mismas pasiones a pesar de que tal vez su preparación técnica es más técnica que la que tenían los novilleros mencionados formados por sus maestros personales y no en escuelas como se acostumbra en el mundo taurino en el tiempo presente.

¿Por qué hoy día el público se ha alejado tanto de las plazas?, ¿Por qué ya no producen los novilleros la misma pasión siendo que están mejor preparados que antaño? Cada uno que ponga su respuesta, pero es intrigante como un circuito de novilladas tan bien organizado como el de Arroyo con el certamen Soñadores de Gloria, no acaba por generar nombres con fuerza para el futuro.

Desde luego positivamente en España parece que Diego San Román a partir de su actuación en Valencia ha logrado acaparar la atención y se ha colocado en varios carteles importantes en Europa lo cual es esperanzador para él y para México, pero tenemos la sensación de que pasa desapercibido lo que acontece en el ruedo, la vorágine de la actualidad desaparece las buenas y malas noticias en poco tiempo.

Tal vez ahí parte de la respuesta a macerar, a saborear la tarde pasada, cuando hoy en 30 minutos se ven 30 fragmentos de faenas triunfales, sin degustar la estructura y lo que implicaron, para que se relaten los trofeos como goles y no como el gozo de lo artístico que al final de cuentas es lo que suponemos es el toreo, suena nostálgico, así estamos los que vivimos temporadas de novilladas como las de Valente en dónde que ser novillero puntero, era mucho más que ser el que más actúa, si me lo permite, valga la reflexión.

Anuncios

El problema de algunos con la prensa es muy sencillo: no les gusta que les digan la verdad

“Siempre he dicho que si los periodistas o críticos tenemos que escoger entre ser amigos o enemigos de los poderosos, es preferible ser adversarios. Ese es nuestro lugar: del otro lado del poder.

El periodismo —el verdadero periodismo— es contrapoder. Aunque los gritos a tu alrededor no permitan que se escuche con claridad lo que estás diciendo.” – Jorge Ramos.

Jerónimo, José Adame, El Juli y Roca Rey los nombres de la jornada en Mexico y España

De SOL y SOMBRA.

Jerónimo y José Adame tuvieron una tarde triunfal marcada por la polémica en Teziutlán, en donde ambos se repartieron cinco orejas ante astados de Piedras Negras, que estuvieron justos de presentación y de juego variado.

Teziutlán, Pue.- Plaza “El Pinal”. Primera corrida de feria. Más de tres cuartos de aforo. Seis toros de Piedras Negras, justos de presentación y juego, entre los que destacó el 5º que fue premiado con el arrastre lento.

Jerónimo: Pitos tras aviso, oreja y dos orejas.

José Adame: Dos orejas con protestas, silencio y palmas.

***

Cañadas de Obregón, Jal.- Corrida extraordinaria. Plaza “Rodolfo Gaona”. Casi lleno, en tarde agradable. Cuatro toros de Xajay, de juego desigual, entre los que destacó el 1o.

Uriel Moreno “El Zapata“: Dos orejas y oreja.

Ernesto Javier “Calita“: Palmas y oreja.

***

Lagos de Moreno, Jal.- Corrida de feria. Lienzo charro. Casi lleno, en tarde nublada. Siete toros de La Paz, de muy buen juego en términos generales.

El rejoneador Jorge Hernández Gárate: Ovación.

Fernando Robleño (España): Silencio y ovación tras petición.

Diego Silveti: Dos orejas y ovación.

José María Pastor: Dos orejas y dos orejas y rabo.

ESPAÑA

La Puerta Grande de Miguel Ángel Perera y El Fandi en el Puerto de Santa María, el triunfo del rejoneador Andrés Romero en la última de las Colombinas de Huelva, y la oreja que pasearon cada uno El Juli y Roca Rey en Pontevedra han sido los titulares de la jornada taurina de hoy.

Seis corridas de toros, una novillada picada, dos festejos de rejones y tres festivales se celebraron hoy en España. Estos son los resultados:

CORRIDAS DE TOROS

PONTEVEDRA.- Primera de feria. Casi tres cuartos. Toros de Alcurrucén, de correcta presentación y juego desigual. Destacó sobremanera el tercero, un toro encastado, con recorrido y mucha transmisión. Rebrincado y a la defensiva, el blando primero; noble pero de escaso recorrido, el segundo; con “carbón” pero a menos, el cuarto; sin clase, el rajado quinto; y bruto y sin clase, el sexto.

Julián López “El Juli”, silencio tras aviso y oreja. José María Manzanares, ovación y ovación tras aviso. Andrés Roca Rey, ovación tras aviso y oreja.

EL PUERTO DE SANTA MARÍA (CÁDIZ).- Un tercio. Toros de La Palmosilla, aceptables de presentación de juego desigual. El mejor, el tercero. También se dejaron primero y cuarto; mansos y deslucidos, segundo, quinto y sexto.

David Fandila “El Fandi”, oreja en ambos. Sebastián Castella, ovación en ambos. Miguel Ángel Perera, dos orejas y silencio.

ÍSCAR (VALLADOLID).– Primera de feria. Dos tercios. Toros de Los Eulogios, de muy desiguales hechuras y de juego también dispar. Descastado y sin fuerzas, el primero; manejable, el segundo; sin clase, el tercero; manso y parado, el cuarto; con clase pero escaso fuelle, el quinto; y remiso y deslucido, el sexto.

Juan José Padilla, silencio y oreja. Juan del Álamo, dos orejas y ovación tras aviso. Román, oreja y silencio.

En cuadrillas, Roberto Martín “Jarocho” y Javier Gómez Pascual saludaron tras banderillear al segundo.

VILLACAÑAS (TOLEDO).- Más de media. Toros de Apolinar Soriano, cuajados de carnes aunque cómodos de cabezas. El mejor, el cuarto; nobles y manejables, segundo y tercero; justos de raza, el resto.

Antonio Nazaré, silencio y dos orejas. Cristian Escribano, dos orejas y oreja. Francisco José Espada, dos orejas y oreja.

VINAROZ (CASTELLÓN).- Casi media. Toros de Manuel Ángel Millares, discretos de presentación, mansurrones y de poco juego.

Paco Ramos, oreja en ambos. Jesús Martínez “Morenito de Aranda”, oreja y ovación tras aviso. Abel Valls, oreja y dos orejas.

NAVAS DE SAN JUAN (JAÉN).- Más de media. Cuatro toros de El Cotillo (1º, 3º, 4º y 5º) uno de Valdeinfierno (2º) y uno Hermanos Collado Ruiz (6º), correctamente presentados y de juego noble en líneas generales, excepto el segundo que fue muy complicado.

Curro Díaz, oreja y dos orejas. Juan Ortega, ovación y dos orejas. Álvaro Lorenzo, dos orejas y palmas.

NOVILLADAS PICADAS

ESTELLA (NAVARRA).– Un tercio. Novillos de Hermanas Azcona, de juego desigual.

El rejoneador Pablo Donat, vuelta al ruedo. Javier Orozco, oreja y vuelta al ruedo tras aviso. Emilio Silvera, silencio y vuelta al ruedo tras aviso.

FESTEJOS DE REJONES

HUELVA.- Más de tres cuartos. Toros de Los Espartales, correctos de presentación y juego desigual.

Andy Cartagena, ovación y oreja con fuerte petición de la segunda. Diego Ventura, ovación y oreja. Andrés Romero, ovación y dos orejas.

FUENGIROLA (MÁLAGA).- Menos de media. Novillos de Pietro de la Cal, correctos de presentación. El cuarto premiado con la vuelta al ruedo.

Fermín Bohórquez, oreja y dos orejas. Lea Vicens, dos orejas, y dos orejas y rabo. Pablo Domecq, ovación y dos orejas.

FESTIVALES

LANZAHÍTA (ÁVILA).- Tres cuartos. Novillos de La Peregrina, manejables.

Pedro Gutiérrez “El Capea”, dos orejas y oreja. Gómez del Pilar, dos orejas y rabo, y oreja.

PULGAR (TOLEDO).- Tres cuartos. Novillos de La Olivilla, buenos.

David Luguillano, dos orejas, y dos orejas y rabo. Damián Castaño, dos orejas y dos orejas y rabo.

LA PUERTA (GUADALAJARA).- Casi lleno. Novillos de El Cotillo, manejables.

Jesús de Alba, oreja. El novillero Mario Palacios, oreja. El becerrista Álvaro Seseña, dos orejas.

Twitter @Twittaurino

Pablo Mora, triunfador del Certamen de Novilleros 2018

Por Barquerito.

El Espartaco ganadero llevaba seis años sin lidiar una novillada completa en Madrid. La de 2012 salió seria, brava y buena. Y, luego, nunca más se supo. Poco más se supo de Alberto Durán, un novillero zamorano -de Villamor de los Escuderos, en La Guareña- muy capaz y preparado que encabezó la terna de aquella novillada y convenció. Una brillante alternativa en Zamora y al pozo de la marginación casi de golpe.

Volverán los novillos de Espartaco antes o después, porque este regreso a las Ventas quedó marcado por la variedad, el buen juego y el serio empleo de casi todos los novillos de banderillas en adelante. Quedará por satisfacer la curiosidad de una corrida de toros en regla. De las dos líneas de la ganadería: la mixta de Torrestrella y la de Los Guateles de ascendencia pura de Juan Pedro Domecq. Las dos líneas embisten, las dos tienen plaza y cara. En tipo las dos, presentes en esta traca final.

Lo seguro es que, en la novillada de la próxima feria de Otoño de las Ventas, el viernes 28 de septiembre, estará de vuelta Pablo Mora. Para el triunfador del Certamen de verano está reservado uno de los tres puestos. Un jurado anónimo de especialistas -con el añadido de un voto decantado procedentes de las redes sociales- declaró al novillero de Moralzarzal triunfador por unanimidad. Lo fue en las urnas, en el voto especializado y, con ventaja, lo fue en el ruedo también.

No se sabe si bendecido de la fortuna, pues el primero de lote -tercero de corrida y sorteo-, muy astifino, fue toro distraído, deslumbrado e incierto y, vista la corrida entera, el único de los seis, o siete si se cuenta el sobrero, con problemas para torero novel. Los muletazos con los que Pablo Mora dejó cuadrado el toro fueron sorpresa por primorosos. La estocada, notable.

Arrastrado ese tercero, a mitad de festejo, flotaba la posibilidad de que el concurso pudiera declararse desierto, pues el cacereño Alejandro Fermín, firme y resuelto, no terminó de entenderse con un primero un punto mansito, pero de embestidas descolgadas y pastueñas por la mano derecha, y el toledano Rafael González, que venía en papel de favorito, todo desparpajo y asiento, impostada teatralidad, muchos paseos gratitos, muy pendiente de los tendidos, tampoco redondeó con el segundo de la noche, uno de los tres de nota del envío. Fermín no pasó con la espada. La estocada de Rafael, muy trasera, necesito el refrendo del descabello y sonó un aviso, que en Madrid suele ser fatal. Señal pésima.

Faena valerosa de Fermín

Como estaba por dilucidarse el concurso, los tres últimos novillos parecieron los cartuchos definitivos. El cuarto, muy armado -acodado, astifino-, salió con muchos pies y, sin gobernar en el engaño, llegó a descomponerse al cabo de una faena de Alejandro Fermín valerosa pero temeraria, acelerada, salpicada de soluciones desangeladas -los cambiados intercalados por la espalda del repertorio Roca Rey, las sedicentes bernadinas- y rematada sin fortuna con la espada: un pinchazo hondo, nueve descabellos. La cosa había empezado con cuatro largas cambiadas de rodillas en tablas y un reto en quites con Rafael González más atrevido que logrado por las dos partes: saltilleras, los rizos de El Calesero, los lances del Zapopán.

El quinto, engatillado, muy bien rematado, fue el mejor de todos, el que mejor cumplió en varas, el de más fijeza y mejor son. Con él vino una versión de Rafael González bastante más segura que la primera, pero con dos pecados visibles: el exceso de pausas y paseos -raudas salidas marciales y gesticuladas de la cara del toro- y el caro error de torear muy encima, por fuera, y al toque y no con los vuelos. La nobleza del novillo consintió. Los cabales, no tanto. Una estocada cobrada con fe, un descabello y una vuelta al ruedo por libre que provocó la bronca de la velada. No se recuerda una vuelta al ruedo tan protestada en las Ventas. Le tomaron a Rafael el número de la matrícula.

El todo o nada quedó para los postres, que fueron dos: un sexto novillo de hechuras y elasticidad sobresalientes, que se lastimó en un puyazo trasero y fue devuelto no se sabe sin con precipitación, y un hondo sobrero con cuajo de cuatreño que se peleó con genio en el caballo -picó muy bien Tito FICHA DEL FESTEJO

Toros

Seis novillos de Juan Antonio Ruiz Román (Espartaco).

Toreros

Alejandro Fermín, silencio tras aviso en los dos. Rafael González, silencio tras aviso y vuelta muy protestada. Pablo Mora, silencio y vuelta tras un aviso. Buenos puyazos de Tito Sandoval. Miguel Martín y Raúl Ruiz cumplieron en brega y banderillas con su facilidad y buen sentido de siempre.

Plaza

Madrid. 51º festejo de temporada. Final del Certamen de novilleros. 8.200 almas. Calor sofocante. Dos horas y veinticinco minutos de función. Pablo Mora, declarado por unanimidad triunfador del Certamen. Sandoval, lidió con preciso mimo Raúl Ruiz– y que, aunque justo de celo y gas en la muleta, descolgó y se entregó, y repitió despacito. Y ese fue el toro de la faena de la noche y del certamen todo. Sobre todo, cuando Pablo Mora dio con el terreno, la distancia, la mano y el cómo: la muleta por delante, el toro embarcado, el muletazo a la cadera, sorprendente cadencia, la figura vertical, suave el encaje, pulso sereno, naturalidad, pases de pecho preciosos ligados con el natural. Porque fue toro de izquierdas. Media estocada atravesada y un aviso. Pero ya estaba el botín cobrado y limpiamente ganado.

FICHA DEL FESTEJO

Toros: Seis novillos de Juan Antonio Ruiz Román (Espartaco).

Toreros

Alejandro Fermín, silencio tras aviso en los dos.

Rafael González, silencio tras aviso y vuelta muy protestada.

Pablo Mora, silencio y vuelta tras un aviso. Buenos puyazos de Tito Sandoval.

Miguel Martín y Raúl Ruiz cumplieron en brega y banderillas con su facilidad y buen sentido de siempre.

Plaza/ Madrid. 51º festejo de temporada. Final del Certamen de novilleros. 8.200 almas. Calor sofocante. Dos horas y veinticinco minutos de función. Pablo Mora, declarado por unanimidad triunfador del Certamen.

Publicado en Hoy.es

¡Se busca un líder! O lo que más se le asemeje Por Bardo de la Taurina

José Adame en Teziutlán ante un astado de Piedras Negras. Foto Joselito Adame Twitter.

Ha resultado interesante entre las teclas el revuelo de la sola posibilidad de prever los derroteros que podría seguir la Fiesta de los Toros y Los Toreros, si es que la moneda que está en el aire o la espada que se blande incierta y titubeante sobre el destino de los festejos taurinos, cobra fuerza y vigor sobre en cuales de las varias aristas posibles podrán ser tocadas y que van desde que; la fiesta continúe en la zozobra, que siga al garete, que se le meta en cintura, que no se permita la actuación en los ruedos de los chilpayates y hasta los conscriptos, que igualmente se castre a los menores, a los pubertos y a los que andan arañando la juventud de presenciar las corridas de toros o lo que a ellas se les asemeje, luego viene la alternativa de las corridas incruentas o la del sepelio.

Ante estos escenarios factibles y sea cual sea, sin duda se deben de tomar medidas precautorias, eso que ni qué, pues por lógica será menos complicadísimo hacerles frente, que ya con el niño ahogado, más aquí la gran incógnita, ¿Quién o quienes van hacerse cargo de esas medidas preventivas?, ¿Quién?, ¿Quién?, ¿Quién?… esto es tan incierto que francamente no le veo ni la punta a la madeja pa’ siquiera tener idea de quien la pudiera jalar, comenzando por el hecho de que sea cual sea el sector del que se trate se esta carente de un mandón o líder visible, pues siendo francos, fuera poses y vámonos enfundando en el terno de la sinceridad, con la primera pregunta que sería ¿si sectorialmente ese personaje es un fantasma?, ¿Quién va hacer el guapo, que convoque a la unificación? O dicho de otra manera quien (es) van a convocar a las cúpulas para que luego ellas encuentren a ese hombre que lleve la voz cantante, presencia, cultura, expresión, convencimiento, diálogo, sabedor del arte del cabildeo, ducho en el terreno de las negociaciones…
Insisto en cualquiera de los departamentos, con uno se puede ir formando el bloque.

Y porque no comenzamos por enterarnos lo que significa e implica ser un líder y el ejercicio de su liderazgo porque no vaya ser que estemos pensando en la suavidad de las margaritas, que mece el verano, cuando lo que la fiesta tiene enfrente, son las flores de cempasúchil listas pa’ posarse sobre el catafalco, ¿sabemos a quién hay que enfrentar?, ¿sabemos dónde están los enemigos?, ¿sabemos cómo llegar a ellos físicamente?, ¿sabemos con qué argumento arguir?, ¿o estamos pensando en ir a joder a los vecinos de la casa de transición?, porque si es así, mejor ahí la dejamos , pues el ridículo no solo contribuye al daño sino que se vuelve una roca más a remover en el cráter de la salvación,

¡Porque a la fiesta hay que salvarla, no solo defenderla!

¿O que no nos hemos dado cuenta del daño que se le ha causado?, porque si la fiesta está anoréxica, desgastada, jodida es porque no la hemos sabido robustecer de abajo a arriba y de arriba abajo, la hemos dejado desinflarse cuando debería de ser un orgulloso pavo real que brille con su plumaje de rey, con su seda en los ternos, con su luz en los bordados y con su fuerza en los machos, con esa altivez de toreros figuras, mandones que estremecían los alberos, llenaban las primeras planas de los periódicos, convocaban a las multitudes, despertaban la admiración de los aficionados, de los intelectuales, de los artistas, de los poetas, de los músicos, del pueblo y de los políticos, esa era una fiesta robusta, llena de respetabilidad y de poder, al grado que no había político completo sino había pasado la prueba del tendido acudiendo a una plaza de toros, no a darse un baño de pueblo sino a sortear el ácido jalón de la aceptación popular.

Démonos cuenta que los anti taurinos y los políticos que los usan para los votos no son el mal, son solo la consecuencia de lo que la debilidad de esta fiesta kermesera les ha permitido que surja y peor aún, que sea usada pa’ mancillarla a cambio de una o unas causas proteccionistas de unos animales diferentes a nosotros, a los que ni siquiera se les conoce en esencia, ya no digamos en arte, cultura e historia, que es por donde se deben enfocar las baterías aunadas a otras expresiones como la turísticas.

Los que están enfrente unos con el trinche y los otros con la conveniencia, no son otra cosa que víctimas de la ignorancia o enemigos de la razón cultural, más sin embargo son fuertes porque están aglutinados en un objetivo que es el destruir, enfrentémoslos uniéndonos a través de las dos armas insustituibles en la fiesta, los toros dignos en su esencia y los toreros capaces enfrentarlos con gallardía, pues solo así la gente en esta lucha creerá que esto va en serio, comenzando por la preocupación de los primeros que van a perder el oficio, pues chorchas, mitos y cachondearías a la gente nunca le van a faltar y tan es así, que en lugar de exigirles a los protagonistas acción, se les quiere exigir a los enemigos que no entren en acción.

¡Maldita sea!

Admite PVEM derrota en batalla antitaurina en Coahuila

Existe una nueva petición dirigida al Gobernador del Estado y diputados locales para revocar la prohibición de las corridas de toros en Coahuila, por parte de las asociaciones taurinas, que buscan revivir la fiesta brava prohibida desde 2015.

Saltillo, Coahuila.- Una nueva esperanza de volver a celebrar corridas de toros en esta ciudad, parece estar tomando forma, luego de que aficionados en Saltillo expresaron sus intenciones de reunirse con el gobernador de Coahuila para que se anule la prohibición que impera en la entidad desde hace cerca de 3 años, idea a la que sin dudar se sumarán empresarios y aficionados laguneros

El presidente de la Peña Asoleada de Saltillo, Ismael Fuentes Ramos, aseguró que darán la batalla política para que la iniciativa sea aprobada, incluso informó que los taurinos se reunirán con diputados y políticos de Saltillo y La Laguna para exponer sus motivos.

El diputado federal del Partido Verde por Coahuila, José Refugio Sandoval, admitió haber perdido la batalla antitaurina tras el anuncio de que el Congreso local levantará el veto a las corridas de toros en este estado.

Peñas y grupos culturales taurinos de Saltillo se sumaron a la iniciativa para revocar la Ley Antitaurina, que impide las corridas de toros en la entidad, y convocaron a reunirse para discutir sobre el controvertido tema ecológico y político.

El presidente de la Peña Asoleada de Saltillo, Ismael Fuentes Ramos, aseguró que “hay personalidades dentro de la misma política de que impulsarían esta iniciativa, es la intención de los taurinos pedir la revocatoria”.

Además de las peñas, la “familia taurina” también tiene grupos culturales dedicados a la fotografía, la pintura, música y danza con la temática de los toros, las plazas y los toreros, quienes se sumaran a la propuesta.

“En el aniversario del Museo Taurino nos reunimos una gran cantidad de personas afines y estamos de acuerdo en impulsar entre todos una iniciativa para revocar la prohibición de las corridas”, aseguró Fuentes Ramos, quien coincide en que el tema es esencialmente político.

La próxima semana además de que la diputada local por Morena, Elisa Catalina Villalobos, presentará la iniciativa taurina al Congreso del Estado, las peñas tendrán reuniones con legisladores.

“Nosotros vamos a reunirnos con diputados y políticos, tenemos algunos en la Región Laguna que se están sumando a la iniciativa que tenemos”, aseguró el presidente de la Peña Asoleada.

Además de la iniciativa legislativa, el grupo taurino solicitó a las autoridades un realce al museo temático que hay en la ciudad (ubicado en el Centro Histórico) “porque debe seguir vigente, no queremos que se pierda porque se trata de un museo didáctico”, finalizó Fuentes Ramos.

BATALLA PERDIDA’

La batalla antitaurina a nivel federal está perdida, dio a conocer el diputado coahuilense Refugio Sandoval, pues la iniciativa que presentó en esta Legislatura ni siquiera salió de comisiones y no cree que logre ser votada en el tiempo que le queda al actual Congreso.

Al preguntarle si prosperó la iniciativa antitaurina que él mismo presentó junto con el diputado Armando Luna Canales ante el Congreso de la Unión, dijo que solo prosperó la posibilidad de prohibir que menores entraran a las corridas, pero sólo llegó a comisiones.

“Es nula o mínima la posibilidad de hacerlo. Para aprobar este tipo de iniciativas se tendría que llamar a un periodo extraordinario, tanto de diputados como de senadores y estamos a 4 semanas de que concluya la legislatura, no creo que se logre”, contestó Refugio Sandoval.

Dijo estar consciente de que la siguiente legislatura tiene mayoría del partido Morena, donde milita el senador electo Armando Guadiana, quien podría influir no sólo para que no se retome esa iniciativa, sino para aprobar otra que impida seguir prohibiendo la Fiesta Brava en los estados.

PRIMER PASO

Hace apenas un par de días, la Peña Taurina de la ciudad de Saltillo, informó que buscarán un acercamiento con el gobernador del estado y con diputados del congreso coahuilense para exponer la petición de que vuelvan a permitirse las corridas de toros en Coahuila, las cuales fueron prohibidas a partir del mes de agosto de 2015. Los aficionados de la capital del estado aseguraron que dicha prohibición tenía un trasfondo político, por lo que hoy, con un nuevo gobernador, realizarán la petición formal y legal, para que las corridas sigan siendo celebradas en territorio coahuilense.

Estas primeras acciones para lograr un objetivo en común, fueron tomadas con gran optimismo por parte del matador Jorge Mata Carlos, presidente del Capítulo Coahuila – Durango de “Tauromaquia Mexicana”, un movimiento a nivel nacional que tiene como objetivo la defensa y preservación de la fiesta brava. “Son acciones muy positivas y creo que es momento de que hagamos fuerza todos los taurinos del estado de Coahuila, un estado tan rico, con muchas plazas de toros y ganaderías, cuna de grandes toreros como Fermín Espinoza “Armillita”, Valente Arellano, Arturo Gilio. Nos dieron a los taurinos de Coahuila un golpe por razones meramente políticas, pero eso ya pasó, hay un nuevo gobernador y he escuchado al ingeniero Miguel Riquelme que está abierto a escuchar a todas las partes y creo que es momento de sumar esfuerzos todos los coahuilenses a los que nos gustan los toros”, afirmó Mata.

LAGUNEROS SE SUMAN

Sin dudar, Mata confió en que los empresarios y aficionados taurinos de La Laguna de Coahuila se sumarán a este esfuerzo y a las peticiones, pues es una tierra que prácticamente desde su nacimiento, ha estado ligada a la tauromaquia y así lo demuestran sus instalaciones actuales: “por supuesto que nos uniremos los laguneros a esa iniciativa, tenemos un recinto techado, con butacas, aire acondicionado, para 5 mil espectadores, con una buena afición, estoy seguro de que los empresarios haremos una unión importante para poder regresar los toros a Torreón, al Coliseo y a la tradicional Plaza Valente Arellano, que tiene más de 80 años”, sentenció.

“Tauromaquia Mexicana” cuenta con las bases legales para hacer una solicitud formal ante el congreso estatal, por lo que Mata está seguro que en poco tiempo podrán dar el primer golpe sólido hacia su objetivo: “el primer paso ya se dio con este despertar de los aficionados en Saltillo, ahora vamos los laguneros y yo como presidente del Capítulo Coahuila – Durango de TMX voy a tener reuniones con nuestros asesores para revisar todas las cuestiones legales y jurídicas, las cuales ya conocemos, pero revisaremos una vez más para no tener pasos en falso, sino para pisar en firme y para eso tenemos una excelente asesoría con TMX”, confirmó.

Mata confió en que las autoridades políticas del estado de Coahuila, renovadas en gran medida, tendrán la apertura para debatir este tema y devolver a los ciudadanos la oportunidad de disfrutar en su tierra, un espectáculo deportivo y artístico que tiene gran tradición en la entidad: “nos genera confianza que el nuevo gobernador sea lagunero y que en lo personal se ha manifestado como un gobernante abierto y no como alguien impositivo, este gobierno ha sido equitativo y ha escuchado a todas las partes, entonces al ser lagunero nos dará mucho gusto que el ingeniero Riquelme pudiera entrar en la historia como un gobernador que respeta las creencias y tradiciones de todos, es una gran oportunidad”, culminó.

Con información de Zócalo y El Diario de Torreón.

‘Entomólogo’, indulto sin vacas

David Mora, que como Fortes debutaba en Estella, cortó cuatro orejas, dos de ellas simbólicas al bravísimo e indultado toro de nombre ‘Entomólogo’, 4º de la corrida. (IÑAKI PORTO).

Por Manuel Sagüés.

PAMPLONA – Armar una crónica sin apenas tiempo y donde hay que contar tantas vicisitudes, algunas históricas, obliga a evitar barroquismos y pegar un mitin de frases cortas. Allí vamos. Entomólogo, era un toro nº 31 de Torrehandilla. Era el preferido al mayoral Francisco Sánchez Castilla. Pleno. Fue lidiado en 4º lugar por David Mora. Toro bravísimo. Toreo de empaque y gran clase. Conjunción perfecta entre Entomólogo, Mora y la Banda de Música, cumplidora y celebradora de sus 25 años. Bravura enclasada y torería a raudales. El personal pide el indulto del toro. El delegado advierte al torero que no es reglamentario. Pablo Ezkurra, el presidente, saca el pañuelo naranja. Toro indultado. Eclosión de hombres y mujeres. Gritos, ovaciones, emociones, discusiones… La merienda convertida en adrenalina pura y dura. Entomólogo se marcha al corral a buen trote con los mansos. Se piden trofeos para Mora. Ezkurra le concede dos orejas, claro que simbólicas. Mora y mayoral dan la vuelta al ruedo. El delegado del gobierno informa al ganadero que el toro debe ser apuntillado en los corrales para cumplir, aunque sea en segunda instancia, con el reglamento. Además, el delegado piensa en que no haya algún problema de orden público. El ganadero lo lamenta mucho. Francisco el mayoral, más. Entomólogo ya tenía asignado un lote de vacas en Los Recitales de Constantina. La simiente soñada. Entomólogo es apuntillado en los corrales. Un mal final, sin vacas que cubrir en una larga vida placentera y, casi peor sin la gracia de una muerte en el ruedo y una vuelta al ruedo póstuma una ovación atronadora y música de honores.

Así los hechos, ahora habrá que ir repartiendo opiniones. A mirarse la presidencia y la policía foral el permitir que haya un pañuelo naranja de indulto en Estella sin que el reglamente contemple ese hecho. Agradecimiento al presidente, que recibirá alguna receta, por propiciar el éxtasis, cayendo en el tentador pañuelo puesto a su vera. Entomólogo merecía el indulto y el toro tampoco sabía si estaba en Estella o en Pamplona, donde si se puede tener moquero naranja. Sin quitar méritos al bravo, entipado y bellísimo Entomólogo (nº 31, negro y nacido en noviembre de 2013), hay que advertir que el inicio del jaleo pidiendo el indulto corrió a cargo de gentes del sector taurino de fuera de Estella. Hay debate. Mejor.

Jiménez Fortes perdió una o dos orejas pon pinchar al 2º, Encaprichado. Y estuvo digno con el jabonero Erudito. Javier Marín, asentado con su lote, siendo el sexto el más complicado. A Nilótico, el 3º, lo descordó de un pinchazo. Hubiera tenido premio.

Indulto histórico

En la época moderna de la Tauromaquia, considerada desde 1900, Entomólogo ha sido el primer toro indultado. Solo se conocen en Navarra los indultos de dos toros de Zalduendo el mismo año del siglo XIX en Pamplona.

Publicado en Noticias de Navarra

“No soy caprichoso. Pienso poco en el dinero”: Roca Rey

Roca Rey: “A veces la vocecita más baja de la plaza te acompaña”. Sergio González Valero.

La cita llega una semana después de su apoteosis pamplonesa (siete orejas y dos puertas grandes). Así que él viene exultante, además de alto y buen mozo, como dirían en las novelas de Miraflores, su barrio de Lima. Ojo: es menos inocente de lo que pueda parecer su mirada.

Por Luis Alemany.

En las corridas buenas, como las de Pamplona, ¿en qué momento sabe que va a pasar algo?

Nunca llegas a estar seguro de lo que pasa. Te desenvuelves, improvisas, haces lo que sientes. Hasta que no pasa todo no te das cuenta del triunfo.

Algo se intuirá.

Vas dispuesto, sabes que estás preparado para lo que venga.

Y cuando sabe que el toro es bueno, ¿da más miedo no estar a la altura que los pitones?

El miedo siempre está. El miedo a perder la vida y también el miedo escénico. La clave es convertir eso en una motivación que te haga disfrutar, que no te paralice.

¿Y el día que todo sale mal?

A pasar página.

Ésa es la teoría. En la práctica, ¿cuánto dura el enfado o la tristeza?

No es tristeza, es impotencia. Y dura… Dura hasta que toreas bien.

Cuando torea, ¿la cabeza piensa y toma decisiones racionales o se deja llevar?

Hay que pensar, saber lo que se hace y por qué se hace. Pero también hay que tener corazón. Si no, es todo muy mecánico.

Luego, cuando termina, ¿sabe cuál es el valor de lo que ha hecho? ¿O es de los que creen que van a sacar un 9 y luego sacan un 6,5?

Pero es que los toros no son un examen del instituto, dos más dos pueden no ser cuatro. Funcionas más por las sensaciones que has tenido. Y ahí, el que mejor sabe si uno ha estado bien o mal es uno mismo.

¿Se oye al público? Me refiero a las voces singulares, no al tumulto.

Se oye todo. A veces, una vocecita que ha sido la más baja de toda la plaza te llega en la soledad que sientes en la arena.

Cuando alguien le grita una impertinencia, ¿le perturba?

Puede afectar. Pero en eso también trabajamos, en hacer fuerte la mente, en estar concentrado en lo que hago, que no es una broma.

¿Qué tal duerme la noche antes y la noche después?

La noche antes duermo bien. La noche después de un día bueno me cuesta más, le doy muchas vueltas a lo que he hecho. En cambio, la noche de un día malo, quiero olvidar y duermo pronto.

¿Qué come los días de corrida?

Desayuno muy fuerte y no almuerzo. Me lo dijo un nutricionista.

¿Y al terminar tiene hambre?

Muchísima hambre.

¿Compite con sus colegas?

Siento respeto y admiración. La motivación y la competitividad están en mí, dentro, en mis ganas de ser mejor cada día.

¿Tiene amigos toreros?

Con los que toreo más a menudo tengo amistad.

¿Amistad o un trato cordial?

Amistad… Bueno, no es la relación que tengo con mis amigos, son compañeros con los que me llevo bien.

¿A qué se dedican sus amigos?

Mi mejor amigo se llama Mendel. Estudia Economía en Lima y trabaja. De vez en cuando me lo traigo.

Tiene que ser difícil tener 21 años y que tu mejor amigo sea un torero famoso y con dinero.

Un poco. Me dicen que siempre estoy rodeado de gente mayor.

¿En qué se le va el dinero?

No soy caprichoso. Alguna camisa… Pero pienso poco en dinero.

¿Suele llevar dinero encima?

Se me olvida sacar dinero. Pero sí que tengo mi tarjeta de crédito.

¿Cuánto estudió?

Todo el instituto. El último año lo hice por internet. Estoy preparado para entrar en una universidad.

¿Qué asignatura le gustaba?

Pues…

Bueno, ¿qué se le daba mal?

Las Ciencias. En Matemáticas no, en Matemáticas me iba bien. Y en Educación Física, también.

¡Ajá!

Y la Historia me gustaba. Leo Historia. Me gusta mucho leer.

¿Qué lee?

Me gusta leer biografías. Me impactó El más grande, de Muham-mad Ali, y el libro de Juan Belmonte.

¿El de Chaves Nogales?

Ése mismo. Me gustan esas historias de gente que consigue cosas importantes en su profesión. Yo también estoy en eso.

¿Ha salido ya en el ¡Hola!?

No lo sé. Creo que no.

Y el día que salga, ¿se enfadará mucho?

El día que ocurra, eso será algo que yo no pueda controlar. Si un fotógrafo me siguiese cuando doy un paseo, no dependerá de mí que me haga la foto o no. Así que espero no enfadarme

¿Le puedo preguntar por la casa en la que vive?

Vivo solo. De momento, me gusta, aunque tiene truco: paso muchos meses fuera. Pero me gusta tener ese espacio de soledad.

Publicado en El Mundo