León, Gto. 3ª de Feria: Hay ganaderos, no ganaderías.

Arturo Macias: Torear sin toros.
Arturo Macias: Torear sin toros.

“Que nos quiten lo bailao”, decía la afición. “No trajeron toros, pero en la verbena la hemos pasado como enanos”.

Por El Guerra para De SOL y SOMBRA.

León, Gto.- Resulta increíble la necedad de algunos coletas extranjeros que vienen a México siempre buscando una excesiva comodidad en los encierros que lidian, pero resulta más incomprensible que la afición continúe pagando boletos para ver a diestros ventajistas, como Sebastián Castella, que vienen para llevarse el oro a cambio de darle a la afición unos cuantos espejitos (o espejismos), de lo que alguna vez fue su concepto del toreo.

Pero “la culpa no es del indio… sino del que lo hace compadre”.

Sin embargo, la afición no es tonta y le reprochó al diestro francés su falta de respeto y profesionalismo durante toda la tarde. Si años atrás la misma afición le había sido fiel y lo apoyó cuando aún no era nadie, ayer le recordaron que el hacer “faenitas” tremendistas, con toritos anovillados y despuntados, no emociona a nadie.

Y es que el encierro de Bernaldo de Quiros resultó, en términos generales, una escalera de mansedumbre y de falta de trapío para una plaza considerada -por lo menos en el papel- de primera categoría.

No es nada raro lo de la mansedumbre en esta casa ganadera, pero Castella se empeña en torear siempre este tipo de encastes en busca de la faena soñada; que por lo menos ayer, no consiguió.

El tiro le salió por la culata y el mejor lote fue para un empeñoso y valeroso Arturo Macías, quien demostró que en tardes de feria (y mucha fiesta) como cantaba José Alfredo Jiménez: “Sigue siendo el Rey”.

Cuando se anuncien toros de Javier Bernaldo, los toreros actuantes bien podrían ahorrarse el sueldo de los picadores; ya que la suerte de varas ante animalitos inválidos e indefensos, es un trámite engorroso e inútil.

Toro que no soporta dos puyazos, está lejos de ser toro; quizá sea vaco, porque es lamentable ver cómo un toro bravo -que debería ser un animal imponente- en tardes como la de este sábado, queda reducido a un animal huidizo, “noblón”, sin defensas; al que no se le trata con dignidad ni seriedad, ya que en ocasiones pareciera más un oso de circo amaestrado, que acude a los engaños del matador a regañadientes.

Estos toros modernos están convirtiendo al espectáculo taurino en un bestiario, ya que solo el corrido en sexto lugar de los de Bernaldo se salvo un poco de la quema y fue solo porque tuvo mas nobleza, no bravura.

Pero ante el toro aborregado todos torean igual, no hay mucho mérito en estos trasteos, ya que el que marca verdaderamente la diferencia es el toro bravo, el que exige al torero poderle, cosa que hoy no paso.

Macías aprovecho el estado somnoliento de un publico desanimado y realizo una faena efectiva, tan efectiva como el efecto de tres shots seguidos de tequila, que fueron suficientes para levantar el animo y la euforia en el coso leones. El rabo fue un exceso, pero la gente quería divertirse y al final es lo que importa en tardes de feria y alcohol.

El Zotoluco es un torero querido por esta afición y de verdad salió dispuesto a buscar el triunfo, pero Eulalio no estudio para ser enfermero y poco pudo hacer ante un lote invalido y desahuciado.

Castella por su parte abuso toda la tarde de los efectos especiales y realizo dos trasteos larguísimos, que terminaron por aburrir a toda la concurrencia.

El juez le regalo una oreja de su segundo toro que el publico le protesto con mucha razón, provocando un ataque de cólera del maleducado e infantil Sebastián, que con una rabieta desairó a TODA la afición dándole la oreja regalada a su subalterno y metiéndose al callejón. Que si el publico no le pita la oreja…Hay que ver la caradura del diestro francés, que cómico.

¿Como iba aquella canción de Mecano? ¿Me Rio de Janeiro? Jo,jo, ja, ja,ja…

Ficha del Festejo.

Plaza de toros “La Luz” de León Guanajuato. Tres cuartos de entrada. Toros de Bernaldo de Quirós, descastados e inválidos, todos sospechosos de afeitado. Eulalio López “Zotoluco”: silencio y ovación. Sebastián Castella: silencio tras aviso y oreja protestada. Arturo Macías: Al tercio y dos orejas y rabo.

Twitter @Twittaurino

2 Comentarios »

  1. Pinches toreros extranjeros ya nos tienen hasta la madre la mayoría de ellos pero como dice Luis Cuesta, ” no tiene la culpa el indio sino el que lo hace compadre” al “chulito” del Castella, le importa poco el respeto que merece nuestra afición “tenocha” y sé da vuelo, lidiando esos despreciables animalejos de su proveedor oficial Bernaldo de Quiróz, que es el prototipo del toro manso menso por excelencia.

    Vergüenza les debería de dar a esos dos pillos que son el diestro francés y el ganadero de “marras” ese, que en su tiempo también fue dizque matador; pero dudo mucho que la tengan.

    Óscar López Gamboa.
    Mexicali, B. C.

    Me gusta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s