Otra mentira de los anti taurinos: Informe de la ONU no condena las corridas de toros.

20140303-013747 a.m..jpg

Nuestro habitual colaborador, abogado y periodista, juicioso observador del acontecer jurídico , Santiago García Jaramillo, me hace llegar con su proverbial gentileza un artículo en el que , a la manera de Cervantes, en El Quijote, desface entuertos, porque se quiere convertir en verdad el contenido de documentos internacionales que los desafectos por las corridas de toros acomodan para intentar , sin conseguirlo, distorsionar pronunciamientos de organizaciones internacionales al punto que deslizaron que la ONU habría condenado las corridas de toros. No es verdad.

De SOL y SOMBRA.

Desde hace ya unos días circula en los círculos anti-taurinos la noticia según la cual la Organización de las Naciones Unidas se habría pronunciado en contra de las corridas de toros, señalando que éstas violan los derechos de los niños. Pensé que era una de tantas mentiras que suelen dar por verdad estos desinformadores profesionales, sin embargo, con el efecto propio de las redes sociales, esta noticia llegó al punto de ser titular de uno de los portales de la principal revista colombiana (Semana.com) por lo cual me di a la tarea de corroborar la veracidad de dicha noticia.

La tarea no fue nada difícil, y no porque sea abogado y en cierto modo esté familiarizado con la búsqueda de textos de la ONU, sino porque en esta época de las comunicaciones, es fácil tener acceso a la información original, sin la deformación de quienes la leen para “informar” o mejor desinformar, de acuerdo a sus gustos personales. Fue así como llegué al documento CRC/C/PRT/CO/3-4 del Comité de los Derechos del Niño de la Organización de Naciones Unidas. Este documento presenta las “observaciones finales de los terceros y cuartos reportes periódicos de Portugal” (Concluding observations on the third and fourth periodic reports of Portugal). A diferencia de lo que las noticias han puesto de presente, no es este un reporte que verse sobre las corridas de toros, sino que son las observaciones del Comité de los Derechos del Niño de la ONU, a los reportes enviados por el Estado de Portugal en relación con el cumplimiento de las obligaciones nacidas de la Convención de los Derechos del Niño. De cerca de 9 grandes capítulos de observaciones, las corridas de toros ocupan dos párrafos de 72 que componen el reporte, para que se hagan una idea de la “gran magnitud” de la supuesta “condena” a las corridas de toros.

Pero quizás lo que más sorprende, al leer el reporte, es que la tal condena a las corridas de toros no existe. Los mal informados periodistas, o los antitaurinos rabiosos, se quedaron en la asociación del título violencia contra los niños (C. Violence against children) donde se encuentra el párrafo sobre las corridas de toros, pero sin leer el contenido. Porque el comité nunca señala la preocupación por la existenca de las corridas de toros, ni exhorta al Estado a prohibirlas, sino que el comité señala su preocupación por el “Bienestar físico y mental de los niños que entrenan para ser parte en las corridas de toros”.

Aunque el comité señala que eventualmente se podría prohibir que los niños sean toreros, urge al Estado a la protección de los niños en su entrenamiento, con medidas como elevar la edad para entrenar a los 12 años, y la de lo niños espectadores a los 6 años; así como finalmente, pide al Estado, analizar el impacto que pueda tener la “violencia” asociada con la tauromaquia en los niños. Es claro que hay un llamado al Estado, en el sentido de protección a los niños que intervienen en la tauromaquia, que asocio mucho con el temor de una madre a quien su hijo le manifiesta que quiere ser torero, y como tal busca que su hijo se aleje de dicho sueño, y al no poderlo evitar, busca que su hijo encuentre toda la seguridad en su entrenamiento, así garantizarla al 100% sea imposible. Lo que si no encuentro por ningún lugar, es un señalamiento expreso a que las corridas de toros violen los derechos de los niños, o la Convención de los Derechos del Niño, tan no es así, que el reporte ni siquiera aboga por la prohibición de ingreso de menores a los espectáculos taurinos, sino que habla de establecer un mínimo a los 6 años, si esto es la mayoría de edad, que por favor un anti-taurino venga y me lo explique.

Este llamado de protección a los niños que practican la tauromaquia, a propiciar ambientes de entrenamiento que protejan su integridad física y mental, en nada tiene que ver con señalar que la actividad taurina sea contraria a normas convencionales internacionales. Más bien los anti-taurinos tan anglosajones en sus teorías de protección a los animales, deberían afinar su lectura y entendimiento del idioma inglés, y ciertos periodistas deberían leer mejor los documentos sobre los que informan, antes de titular la noticias, y redactar sus contenidos con el deseo y no con el verdadero argumento de los informes que citan.

Pero como de criterios propios se trata, aquí dejo el link con el reporte de las Naciones Unidas, en la página 10, párrafos 37 y 38 están los contenidos de marras. Ya ustedes juzgarán :

Haz clic para acceder a CRC_C_PRT_CO_3-4_16303_E.pdf

1 comentario »

  1. En los dos párrafos mencionan específicamente la VIOLENCIA en las corridas de toros, física y mental, a eso exponen a los niños, tal cuál vendría a ser lo mismo que los niños asistieran a mataderos, sin duda aberrante, la ONU debería desarrollar mejor el tema porque cualquier exposición de niños a la violencia genera insensibilización sistemática que se traduce en un adulto propenso a otras formas de violencia, muchas veces empleadas contra la mujer, empleados y obviamente otros animales.

    Me gusta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s