¡Las rivalidades!

440930_eloy_cavazos,_el_ing_arnulfo_canales_y_manolo_martinez
El Ingeniero Arnulfo Canales (centro), con su inconfundible postura, acompañando a dos leyendas: Eloy Cavazos (izq) y Manolo Martínez (der).

Por Arturo García Cavazos.

No tan solo han existido entre toreros, pongamos por ejemplo aquellos años, cuando infinidad de veces, se dijo y rumores los había de sobra. Que Lorenzo Garza, siempre andaba a la greña con el maestro Fermín Espinosa Armillita. Tuve la dicha, al paso de los años, de entrevistar a los dos, siendo acompañados del inolvidable don Enrique Garza Salinas, que era compadre del Califa de Nuevo León. Los dos me dijeron que todo era movimiento publicitario, pero que de rivalidades, jamás las hubo.

Ahora bien:

También así como se habló de Garza y Fermín, también muchas ocasiones se decía que los ganaderos de San Mateo y La Punta, también andaban a la greña.

¿Y saben el porqué de todo ello? Porque el maestro Fermín, siempre prefirió La Punta y claro, Garza se inclinaba por San Mateo. De ahí el chisme diario de que uno y otro ganadero se odiaban a muerte. Cuando el maestro Fermín cuajaba un San Mateo, platican que don Antonio Llaguno, trinaba al ir dando la vuelta al ruedo, a la vera del maestro.

Igualmente sucedía: Cuando Garza inmortalizaba un toro, sea de La Punta don Paco Madrazo también pasaba las de caín al dar la vuelta con Garza.

Pero vayamos por partes:

Usted, si es partidario de las efemérides, imagine a cuanto toro de La Punta, Garza mandó al desolladero si los trofeos auriculares. Aquí se dará cuenta de la rabieta que hacía el Sr. Madrazo al ir acompañado al muletero grande.

Y por el otro lado.

Se dice y la historia marca que el maestro Fermín Espinosa está considerado como el mejor torero mexicano que ha dado la fiesta brava.

Pues bien:

El maestro, dándo triunfal vuelta, a la vera de don Antonio Llaguno, claro tras haber cuajado enorme, no uno, sino que decenas de toros de San Mateo.

Por eso precisamente.

La fiesta brava encierra el no se qué, que tanto idolatran cientos, por no decir miles de aficionados de todas las décadas.

Y para cerrar, cosa mil veces cierta:

El finado Manolo, en la prensa, como en radio, infinidad de veces trató de avorgonzar a Eloy. Pero el gran Chaparral, jamás se dejó de su paisano y algunas veces se comentó que cara a cara le reclamó al finado torero. Y hasta lo retó a golpes, pero Manolo, como torero fue enorme, pero para los golpes, “le sacaba al bulto”.

Y si alguna vez me lo dijeron, después de un mano a mano en Tijuana, a la salida Eloy le reclamó y lo retó a golpes. Con todo y eso, Manolo jamás dejó de insultarlo pero a la hora de los reclamos, como que sentía “pasos” y pegaba la graciosa huida.

Más Información: Patio de Cuadrillas 070414 http://elregio.com/regio-deporte/90520-patio-de-cuadrillas-070414.html#ixzz2yJSp2qag