OPINIÓN: SOS taurino por los refugiados sirios

Manzanares recibe a un toro en agosto en la plaza de San Sebastián. / J. Herrero (Efe)

Estamos presenciando atónitos las imágenes de miles de personas huyendo de los efectos de las cruentas guerras desatadas en varios países, sobre todo de Siria, por tierra, mar y aire. La mayoría, muy jóvenes y ligeros de equipaje, en busca de un lugar seguro. La tarea no les está resultando sencilla. Solo hace unas pocas fechas que la población civil ha comenzado a reaccionar. El rechazo con que inicialmente se les recibió en la mayoría de los países y la falta de liderazgo de sus dirigentes políticos hacen que los ciudadanos de a pie nos avergoncemos. A veces, esta desbandada nos devuelve el recuerdo de los miles de republicanos que huyeron en dirección a la frontera francesa los días finales de la Guerra Civil.

Nos encontramos ante una oportunidad estratégica para que el sector taurino cambie su deteriorada imagen publica y demuestre que los toros también aportan su grano de arena favor de este amplio colectivo de desheredados de la fortuna. Antecedentes hay cientos. Comenzando por las Corridas de Beneficencia y festivales caritativos en favor de las causas más variopintas. Esta misma temporada, El Juli ha toreado a favor de la Sociedad Española contra el Cáncer. En pro de la misma asociación se ha celebrado otro espectáculo similar en Pedrajas de San Esteban (Valladolid).

Otros ejemplos análogos han tenido lugar en Caravaca de la Cruz (Murcia), para ayudar a las Hermanitas de los Ancianos Desamparados; otro en Almonte (Huelva) en apoyo de los enfermos de Fibromialgia; en Fuentes de Andalucía (Sevilla) para ayudar al Patronato de Discapacitados Físicos, Psíquicos y Sensoriales… Incluso el ganadero Antonio Briones ha salvado de la ruina a algunas ermitas extremeñas mediante la promoción de espectáculos taurómacos. Y así sucesivamente.

La oportunidad es única para demostrar a los nuevos partidos políticos, la mayoría antitaurinos -o calculadamente ambiguos al respecto-, que la Fiesta también colabora en la búsqueda de soluciones a miles de causas solidarias. Este podría ser un momento oportuno para que los empresarios abran las puertas de sus plazas gratuitamente a iniciativas a favor de esos cientos de miles de necesitados de ayuda.

Por poner un ejemplo, poco realista pero soñar no cuesta dinero, es posible que esta sería una coyuntura histórica para que José Tomás demostrase que ha sido, es y será algo más que una grandísima figura del toreo. Es una encrucijada única para que Enrique Ponce, El Juli, Castellá, Manzanares... y demás numbers one expliquen que su profesión va más allá de estoquear toros.

Tal vez, Las Ventas fuese el escenario idóneo para programar una jornada de toros onegeista sin precedentes en la que participasen los 12-24 matadores, rejoneadores y novilleros más representativos de España, Portugal, Francia, México, Colombia, Perú…, con el encargo de estoquear otras tantas reses de las ganaderías de mayor prestigio. Y soñando y soñando, para hacer aun más atractivo el espectáculo, se podría mezclar la lidia con actuaciones musicales rupturistas en las que actuasen otros tantos primeros espadas, del sector aficionado como, por ejemplo, Joaquín Sabina, Estrella Morente, La Oreja de Van Gogh... Las asociaciones de empresarios, ganaderos, estoqueadores… tienen la palabra.

Antonio Fernández Casado es presidente del Club Cocherito de Bilbao.

Fuente: http://elpais.com/elpais/2015/09/22/actualidad/1442937572_743876.html

1 comentario »

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s