Juanito, el futbolista más torero

Curro le corta el añadido a Juanito.

Del barrio de Los Boliches (Fuengirola, Málaga) a Calzada de Oropesa (Toledo) pasaron 38 años de la vida de Juan Gómez, Juanito, escrito así, con el nombre, el apellido y el apodo, como los toreros, no en vano fue Curro Romero quien le cortó la coleta en La Rosaleda cuando el extremo abandonó el fútbol.

De SOL y SOMBRA.

Uno tuvo el privilegio de gozar, como socio infantil, del mejor Juanito, que fue el del Burgos, donde contó con un cómplice a la altura de su genio a contramano del mundo: Rafael Viteri. “En el Madrid, yo levantaba la cabeza, veía a Pineda e Isidro, y seguía regateando”, contaba Juanito para defenderse de su mala fama de chupón. 


Juanito tenía más de torero que de futbolista (hubiera cambiado su carrera en el Madrid por un mano a mano con Curro en Sevilla). Pero en el Burgos tuvo a Viteri, y ninguno de quienes estuvimos en el estadio olvidaremos jamás su sentada a Luiz Pererira en un 0-3 del Burgos del 76 en el Manzanares. Ayer, en el Bernabéu, se conmemoraron los veinticinco años de su muerte a los acordes del “Adagio for strings”, como si Juanito (“González”, por una tarde gloriosa en Puertollano), que se merecía más imaginación, hubiera sido un triste Roosevelt.

Ignacio Ruiz Quintano.

Anuncios

Un pensamiento en “Juanito, el futbolista más torero”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s