Solo para Villamelones: Tiempos de dificultad

El Toro bravo en su hábitat. Foto Leopoldo de la Maza Twitter.

Por Manuel Naredo.

La Fiesta de los Toros, como lo sabemos bien, atraviesa por tiempos de dificultad, de incomprensión, y no levemente, hasta de ataque frontal. Lo vivimos quienes, desde siempre, hemos encontrado en esta expresión artística una apasionante forma de encontrar emoción, no en lo que padece el toro en un ruedo, sino en esa conjunción, siempre al borde de la tragedia, entre el animal y el torero.

Lo menos que podemos hacer entonces, los que en este espectáculo coincidimos, es respetarlo, apegarnos a sus leyes internas y ejecutar en la práctica lo que solemos pregonar, todos los días, con la voz, para tratar de explicar de lo que se trata este mundo de misterios, ritos y emociones que llamamos Toreo.

Y es que tengo para mí que el deterioro de la Tauromaquia, muchas veces, no viene de quien la ataca abiertamente por estar alejado de ella y desconocer sus bondades, sino por aquellos que desde dentro la van minando con pequeños y grandes vicios, al amparo de que todos debemos defenderla inflexiblemente.

Y no, no se puede, o no debería poderse, defender aquello que va en contra de la seriedad y la verdad de la Tauromaquia; aquello que enfrenta, de algún modo, lo más valioso que ésta tiene: el toro bravo y la capacidad de un valiente para hacerle frente.

El domingo pasado, en la corrida celebrada en la Plaza de Toros México, una cámara de televisión, dirigida por alguien que, me queda claro viendo cualquiera de las trasmisiones, no tiene idea de los detalles importantes de la Fiesta, se emplazó para una toma interesante: la salida por la puerta de toriles del tercero de la tarde. El castaño en turno, efectivamente, se pudo apreciar al final del túnel, en cuanto se abrió una puerta interna, y luego, apenas al iniciar la carrera hacia el ruedo, también la descarga, desde las alturas, de una buena cantidad de arena.

La toma no volvió a repetirse; o sí, pero la cámara emplazada los centímetros necesarios a la derecha como para no delatar los entretelares de toriles, aquel rincón oscuro, y secreto para la gran mayoría de los espectadores taurinos, en donde los toros aguardan las horas previas a su aparición en el ruedo.

La evidencia, sin embargo, estaba ahí, cruda y deleznable: la empresa de la plaza de toros más importante del país acostumbra duchar con arena a los toros, justo antes de su salida, para que aparezcan echando polvo y den la impresión de ser más fieros, o más grandes, o más toros… Una práctica que, al parecer, no es nueva ni escasa en otros muchos cosos taurinos nacionales, pero que en la plaza más “seria” y trascendente del país, resulta vergonzosa.

Habrá entre los taurinos quien diga, sin duda, que estos detalles hay que acallarlos, ocultarlos a los ojos de las mayorías, pues su publicidad puede servir de arma, una más, para los antitaurinos. Yo digo que no, que debe justo ser al revés, que se tienen que denunciar, fuerte y claro, este tipo de acciones, hasta que los verdaderos enemigos de la auténtica Fiesta acaben por avergonzarse y dejar de hacerlas.

Se podrá decir también, y con razón, que el polvearles los lomos a los toros no mina sus facultades físicas, pero también nadie podrá negar que ello no sólo ensucia el pelaje de una res que merece respeto, sino también, inevitablemente, acochambra al espectáculo que tanto defendemos.

En la México debería ser motivo de sanción lo que un descuido televisivo nos mostró sin recato. En la México y en cualquier otra plaza del mundo. ¿O se imagina usted algo así en Las Ventas de Madrid?

Publicado en Diario de Querétaro 

Anuncios

4 comentarios en “Solo para Villamelones: Tiempos de dificultad”

  1. Gracias a Manuel Naredo, por tan oportuno escrito dónde acusa y señala lo que trampósamente sucede ahora, en lo que hace muchos años, fue la plaza más importante y seria de México y de América, es imperdonable lo que hacen.
    Nota al margen; resulta muy raro, que el tal “Y lo digo yo también “, que lee con avidez estos artículos, no exprese nada al respecto siendo que él, se come con gusto y alegría todo lo que le dan.

    Me gusta

    1. Felicidades por su nota, el baño de arena (tierra) sigue siendo practica común en La México .
      ” Todo lo que se hace en esta plaza es para engrandecer la Fiesta”, palabras mas palabras menos ante las cámaras de la tv el domingo 28 d enero del presente año.
      Lastima a los aficionados conocedores no pareció ver baño el 28 de enero.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s