Opinión: Pobre Ponce

Pobre Enrique Ponce ya que es una víctima de la prensa ‘cizañosa’ y de una afición injusta e ingrata, que intenta boicotearlo en México sin analizar con detenimiento que todo lo que hace bien o mal, es por el bien del espectáculo y quien no lo entienda así, es un amargado y un pésimo aficionado.

Por Juan Carlos ValadezDe SOL y SOMBRA.

A propósito de las recientes actuaciones de Enrique Ponce en México recordé una frase de Benjamin Markovits que explica en mi opinión al maestro valenciano a la perfección: “Los atletas dependen más que otras personas de los mitos que pueden contar sobre sí mismos” y esto aplica perfectamente al matador Enrique Ponce, quien en nuestro país se ha forjado una leyenda muy alejada de sus logros en Europa.

Protagonista polémico desde sus primeras temporadas en Mexico (exageraba sus faenas, criticaba jueces, ganaderías, el trapío tenía que ser el que el pedía y en cada oportunidad justificaba sus tropiezos de maneras muy poco creíbles frente a los micrófonos), Ponce se ha erigido en México como el líder del antitaurinismo por su especial interés en buscar siempre la comodidad antes que la bravura y la emoción.

Pobre Ponce, pero el problema no es la cizaña de la prensa cómo el lo ha dicho para justificar sus desatinos en México, son sus actitudes y su soberbia la que está echando a la gente de las plazas mexicanas, ya que parece que Ponce esta empeñado en que los aficionados no vuelvan a las plazas con tal de que él pueda ‘disfrutar’ de sus vacaciones en México.

Prueba de ello es que se empeña en lidiar encierros de ganaderías que provocan que muchos espectadores mejor se queden en su casa, antes de tirar su dinero en un espectáculo fraudulento.

Pobre Ponce, pero lo que ha hecho este torero en los últimos diez años en México es simplemente un engaño y un fraude, es cierto que es uno de los toreros más grandes de la tauromaquia y que tiene un lugar privilegiado en la historia del toreo por sus grandes logros en España, pero por todas esas razones se le debería de caer la cara de vergüenza por querer  abusar de la noble afición mexicana, que ilusamente espera verle al nivel que le hemos visto en España en muchas ocasiones.

De verdad que pobre Ponce, porque debe ser horrible tratar de justificarse por todos los medios sin que te comprendan o entiendan que lidiar toros descastados, algunos manipulados de sus astas (¿alguna vez habrá lidiado un toro en puntas en México?) y justos de trapío es lo que se debe hacer en México, porque si no, a la fiesta en nuestro país no la vamos a cargar como lo expresó en la pasada feria de San Marcos de Aguascalientes después de un desaguisado con la afición hidrocálida.

Pobre Ponce, pero el fracaso del pasado domingo en Guadalajara no fue el primero en esa plaza, hace poco más de 16 años en su penúltima comparecencia en esa plaza también fracasó rotundamente con uno de los hierros de la Familia Baillères, toros de los que por cierto habló pestes en su momento, lo que le costaría un veto que duró más de 14 años en las plazas del consorcio ETMSA/Baillères en México.

Pobre Ponce, pero lo tengo que decir, lo acontecido en San Luis Potosí y Guadalajara (en ambas fui testigo presencial) fue una parodia, grosera, mala y sin gracia.

Por eso una parte de la afición sería y cabal de Guadalajara estaba furiosa, y tenían motivos, pues el espectáculo que se le ofreció, por cierto a precios de escándalo, poseía cuantas especificaciones serían exigibles para calificarlo de fraude.

Usted pensará, pero tenemos la garantía de que las autoridades acudirán para impedir el fraude, exigiendo que lo reglamentado se cumpla y, donde no, aplicando las medidas que la ley establece.

Pues malas noticias, las autoridades están igual de viciadas en casi todas las plazas, pero especialmente en Guadalajara y en la Plaza México, así que no hay garantía de que haya seriedad ni respeto para el espectador. Prueba de esto es que la empresa de la Plaza México comenzó a vender su derecho de apartado para el festejo inaugural sin existir una reseña oficial por parte de la autoridad acerca del encierro de las ganaderías de Villa Carmela*Barralva, que supuestamente se van a lidiar este domingo. En pocas palabras el aficionado va casi siempre ciego a las plazas de toros en México.

Pobre Ponce, pero tras su paso por Querétaro, San Luis Potosí y Guadalajara vamos a ver si este domingo consigue reivindicarse y postergar su romance con la afición de la Plaza México pero con la verdad de su toreo, sin justificaciones absurdas y en caso de no ser así, que la afición se lo demande enérgicamente.

Pobre Ponce, pero no hay que ser un erudito en tauromaquia para saber qué a diferencia de España, en México no procede, de momento, subirlo al altar de los padres de la tauromaquia.

Inauguración de la Temporada Grande 2018 – 2019.

Se suele decir que el aficionado de la Plaza México a diferencia del espectador de Guadalajara es más pasivo y permisivo, yo sinceramente creo que no, si bien es una afición que ha sido más noble con el maestro de chiva en el pasado, también ha sido muy dura con él como en aquella tarde del festejo inaugural de la temporada 2012 y en esta ocasión estoy seguro de que volverán a mostrar el músculo a las primeras señales de un posible fraude, porque la afición ya se hartó de las faltas de respetó.

Pero este domingo no solo hay que poner atención a los toreros y ganaderos, hay que poner especial atención a los extraños sucesos que se producen en la Plaza México, por eso hay que observar con lupa a los representantes de la empresa, que están convertidos en estatuas. Pero especialmente hay que observar a la autoridad, para que no haga el Don Tancredo con mayor ortodoxia que quien lo inventó, ante los caprichos de las figuras de ultramar en detrimento de los aficionados.

Esta por demás decir que el público de la Plaza México está escarmentado, ya que entre todos han conseguido hartarlo y esa es la razón por la que en los últimos años se abstiene de acudir a los festejos en donde el fraude se puede producir con mayor intensidad y facilidad. Y aunque la mayoría de los espectadores que acuden a estos festejos suelen ser de ocasión, el reducto de los parroquianos, ese que se tira cada domingo de los cabellos y se rasga las vestiduras, ese que menosprecian todas las figuras importadas y la empresa, cualquier día se irán para no volver y con ello si van tener un problema muy grave.

Festejo inaugural Temporada Grande 2018 -19. Noviembre 11, Toros para rejones de Villa Carmela y para la lidia de a pie toros de Barralva. Diego Ventura a caballo, Enrique Ponce, El Payo y Luis David Adame.

¿Empezó el baile de corrales?

Twitter @Twittaurino

Anuncios

3 Comentarios

  1. No está de vacaciones solamente en México, aquí en España, salvo contadísimas ocasiones, campa por los mismos derroteros. Y encima tacha a los aficinados que les exigimos que se mida con TOROS DE VERDAD, de ignorantes y sabiondos. ¡ Hay que tener poca vergüenza torera y vergënza en ganaral para manifestar se de esta manera publicamente ante los medios de comunicación, o sea, que no solamente nos engañaq, sino que nos insulta ! ¡ Eso sí, con la aristocracia se muestra muy educadito y afectuoso !.

    Me gusta

  2. Y hace como que se enoja , que le da hasta tristeza por nuestro toro ¿ que tienen en su contra ? ,. En el toreo cabe un maestro de actuación , una maquillista , expertos en dicción , el histrionismo se permite , LOS TOREROS SON ARTISTAS , pero siempre y cuando se usen para el buen desarrollo de la misma fiesta , este fraude-torero actúa , finge , para justificar precisamente su fraudulenta actuación que siempre hace , que hizo y que hará , ES GENTE QUE NO CAMBIA .

    Me gusta

  3. Otro veraz y oportuno señalamiento de las atrocidades y engaños que hace el torero valenciano Enrique Ponce, en apenas tres actuaciones que lleva en nuestras plazas, merced a su periplo vacacional de invierno que hace en México.

    Y reitero algunos comentaristas taurinos, pretenden infantilmente, defender a dicho diestro de las tropelías que comete, justificándole sus burdos y vergonzosos engaños ya basta de tanto servilismo de esos heraldos gratuitos y/o pagados tengan un poco de vergüenza y dejen de defender lo indefendible.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s