Paco Ureña centra el interés de la octava corrida de Aguascalientes.

Por Borja Ilián.

El español Paco Ureña constituye el gran atractivo de la octava corrida de la Feria de San Marcos en Aguascalientes, centro de México, de este viernes junto a los toreros mexicanos Arturo Saldivar y Juan Pedro Llaguno con reses de Xajay.

Ya en el ecuador de la feria de San Marcos llegan este viernes y sábado los dos carteles más interesantes con la presencia también del español Alejandro Talavante.

Ureña es el torero en boca de los aficionados más exigentes por su toreo vertical, cruzado y de frente en cada una de sus comparecencias.

Pese a ello, Ureña tiene una escasa presencia en los carteles de las dos ferias más importantes del mundo, la de Abril en Sevilla y San Isidro en Madrid (si bien aquí se encerrará en solitario el próximo 21 de mayo con seis toros de diversas ganaderías), además de su ausencia de las pasadas Fallas de Valencia, donde ha sido triunfador absoluto en distintas ocasiones.

En las tres plazas que acogen dichas ferias el matador murciano ha dejado su impronta con un toreo tan hondo como estremecedor por el lugar donde cita y el cómo lo realiza.

Su falta de corridas es para muchos resultado del ejemplo comparativo que supone para las figuras anunciarse a su lado.

No es fácil para sus compañeros de profesión estar a la altura de la exigencia que Ureña alcanza en cada corrida. Sobre todo en plazas de primera.

En México ha tenido distintos resultados. En Guadalajara el pasado 6 de marzo saludó desde el tercio tras una buena faena. Unos días antes en la Feria de Carnaval de Autlán, en estado de Jalisco, realizó una clase magistral de tauromaquia con dos toros de distinto pelaje cortando una oreja.

La demanda de ver a este torero de muchos aficionados motivó que la Feria de Sevilla le haga un espacio en sus carteles el 5 de mayo en sustitución de Emilio de Justo.

En San Isidro tiene una tarde en la que enfrentará solo a seis toros de distintas divisas, el mismo reto que afrontó De Justo en Las Ventas hace unas semanas, y en el que el primer toro le lesionó para el resto de la temporada.

Jugada a una sola carta innecesaria para el torero más necesario del escalafón. La corrida de mañana en la Feria de San Marcos es su última, por ahora, en México.

A su lado toreará Arturo Saldivar, que no está teniendo una temporada especialmente brillante, pero siempre está presente en las ferias principales de México, por lo que Aguascalientes no podía ser excepción.

Saldivar pertenece a la generación de matadores mexicanos asentados pero que ven en la que viene detrás un ciclón que les puede dejar seriamente afectados.

A ésta pertenece Juan Pedro Llaguno que tomó la alternativa el pasado 20 de enero en el coso de Insurgentes.

Ese día realizó una larga faena de más de diez tandas que acabaron por agotar a un toro de Xajay que hasta entonces le había superado. Logró una oreja en su comunión.

Con Xajay se vuelve a citar Llaguno al lado de Ureña y Saldivar. Aunque esta ganadería ha perdido bravura en los últimos años, al tiempo que ganaba tamaño, el fiero encaste de Saltillo aún puede dar buenas tardes.

Publicado en LA VANGUARDIA

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s