Sevilla – Puerta del Príncipe para Guillermo Hermoso de Mendoza: de la raza al magisterio precoz.

El joven rejoneador vuelve a salir a hombros de la Maestranza con una faena de apuesta y otra de gran toreo; notable corrida de San Pelayo con un soberbio quinto; oreja para Pablo Hermoso y Lea.

Por Zabala de la Serna.

Mañana de enganches, tarde de rejones, fecha triste. Treinta años se cumplían de la muerte de Manolo Montoliu y la Maestranza guardó un respetuoso minuto de silencio. Pablo y Guillermo Hermoso de Mendoza trenzaron el paseíllo con Lea Vicens donde todo el mundo quisiera ver a Diego Ventura. Una notable corrida cinqueña de mucha báscula con el hierro de San Pelayo puso el material propicio para el éxito. Que inauguró el maestro navarro con el único toro sin los cinco años cumplidos, muy vivo y con muchos pies de salida. Un par de hierros lo atemperaron para que, sobre Berlín, construyese el cogollo esencial de la faena, dibujando trincherazos por dentro. Clavó tres banderillas, dos al cuarteo y una al sesgo, con serenidad y dominio. El buen murube acusó el castigo inicial, con más calidades que motor. Que faltó para que la faena subiese de intensidad. Hermoso padre redondeó con las cortas, mató fácil y cobró una oreja.

(Pasó el turno de Lea -sin pena, gloria, ni espada- como un paréntesis con un obediente toro, un punto tardo, al que había que llegarle mucho).

Guillermo Hermoso de Mendoza apostó -un solo hierro- y le echó mucha raza a un toro muy voluminoso con un punto de disparo complicado -trabajo importante con Disparate– que tocó más de una vez las monturas. Arreó y arriesgó mucho Hermoso júnior por encima de que las cosas salieran más o menos. Pero lo arregló todo con un par a dos manos con las cortas deslumbrante, por los adentros. Un calambre al corazón de Sevilla. Como el fulminante rejonazo final en los mismos terrenos. Del caballo se bajó Guillermo intuyendo la muerte inmediata. Esos dos momentos lanzaron la obra al triunfo, no sé si con le peso suficiente para las dos orejas.

Su padre le brindó el cuarto, que se movió como descoordinado y arrítmico. No ayudó al lucimiento su afligida condición en los embroques, cuando perdió las manos varias veces. La faena -que exhibió una cuadra joven y nueva- no tomó cuerpo y los fallos con el acero mortífero acabaron de arruinar la faena del veterano Pablo I de Navarra (foral y española).

Saltó el quinto de San Pelayo para sumarse a los nombres propios de la tarde: Botinero. Qué pedazo toro, el de mejor tranco y mayor continuidad de los seis. Y qué calidad mostró el capote de un auxiliar. Una maravilla. Ahora Lea anduvo más entonada (sobre todo con Bético), conectando más por lo que hace fuera de la cara del toro que con el toro. Mató a la primera ahora y se alzó sólo con un trofeo del gran Botinero.

Guillermo Hermoso de Mendoza, con la Puerta del Príncipe a tiro otra vez, como en septiembre, salió a por todas y montó un lío parando al inmenso sexto con Martincho, tan vibrante. Pero lo que tuvo la faena fue magisterio, temple y reunión. Sobre Berlín, la hermosina; sobre Ecuador, los quiebros. Destacado toro de mucha clase, que respondió hasta el final. De toda la precisión, falló el primer ataque del par a dos manos; en la siguiente pasada lo bordó. Una estocada que necesitó del descabello. Otra oreja. La faena ahora sí que era de dos. El orden de los factores no altera el producto: Puerta del Príncipe.

Plaza de la Maestranza. Domingo, 1 de mayo de 2022. Quinta de feria. Tres cuartos de entrada. Toros de San Pelayo, todos cinqueños menos el 1º; bien presentados; extraordinario el 5º; notable el 6º; complicado el 3º; bueno el 1º; tardo el 2º; como descoorinado el 4º.

Pablo Hermoso de Mendoza, rejonazo (oreja). En el cuarto, dos pinchazos, medio rejón y dos descabellos (silencio).

Lea Vicens, dos pinchazos, rejón y dos descabellos (silencio). En el quinto, rejón muy trasero (oreja).

Guillermo Hermoso de Mendoza, rejonazo (dos orejas). En el sexto, rejonazo y descabello (oreja y leve petición). Salió por la Puerta del Principe.

Publicado en El Mundo

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s