La Feria de San Isidro será más corta, y 2.100 jubilados y 700 jóvenes podrán ver los toros gratis todo el año.

Rafael García Garrido y Simón Casas cuentan los pormenores de su renovado contrato por cuatro años como empresarios de Las Ventas.

Por Antonio Lorca.

La Feria de San Isidro contará a partir de la próxima temporada con 23 festejos en total en lugar de los 29 habituales, y el ciclo incluirá algunas jornadas de descanso (lunes o martes de cada semana) fijadas dentro del ciclo. Además, 2.100 jubilados y 700 jóvenes podrán adquirir el abono de temporada de manera completamente gratuita.

Estos son dos de los aspectos más curiosos y relevantes del proyecto de la empresa Plaza1 para la gestión de la plaza de Las Ventas durante los próximos cuatro años, con opción a dos más, tras la reciente adjudicación del nuevo contrato de explotación por parte de la Comunidad de Madrid.

Los responsables de la empresa, Rafael García Garrido y Simón Casas, que han dirigido la plaza madrileña desde 2017 hasta finales de agosto, han ganado el concurso en el que han participado junto a la empresa Plaza Ventas 237 SL, encabezada por Antonio García Jiménez (Matilla) y Ramón Valencia, gerente de La Maestranza de Sevilla, y la UTE Toreo, Arte y Cultura BMF (Casa Chopera) y Fusión Internacional Tauromaquia (Bailleres).

El objetivo de la empresa es aumentar el número de abonados, que contarán con descuentos frente a los espectadores ocasionales

Así, Plaza 1 pagará un canon anual de 975.000 euros, en lugar de los 2.800.000 que pagaba hasta ahora; financiará la Escuela de Tauromaquia José Cubero Yiyo con 1.203.500 euros, y aportará a las restantes escuelas taurinas de la Comunidad de Madrid la cantidad de 202.400 euros; además, se compromete a mejorar las instalaciones de la enfermería en 12 meses e invertirá en publicidad, difusión y promoción la cantidad de 5.504.000 euros.

García Garrido y Casas se reunieron con los medios de comunicación, y con la ayuda de un soporte audiovisual contaron el contenido de su proyecto, basado, por un lado, en la reducción de festejos en la Feria de San Isidro y en la gratuidad en los abonos de temporada para casi 3.000 espectadores de los colectivos de jubilados y jóvenes.

Los empresarios están convencidos que un menor número de festejos facilitará la asistencia de público y servirá para potenciar el resto de la temporada. La tradicional Corrida de la Prensa estará incluida dentro del abono, pero no las corridas extraordinarias de Beneficencia y la de In Memoriam, que se programarán en los fines de semana posteriores a la feria. A las dos corridas extraordinarias se sumará una novillada de triunfadores, que premiará a los mejores novilleros del primer tramo de la temporada.

Por otra parte, la Feria de la Comunidad se reforzará con la celebración de un festejo de recortadores y la novillada de este ciclo será concurso de ganaderías; asimismo, se creará el concepto de Feria de la Virgen de la Paloma, con un festejo popular y una novillada en algunas temporadas que acompañarán a la corrida de toros del 15 de agosto, y la Feria del Caballo y el Rejoneo, que programará dos festejos de rejoneo las dos últimas semanas de agosto.

Durante los jueves del mes de julio se celebrará el certamen de novilladas nocturnas, junto a Cénate Las Ventas. Este mes, además, se celebrarán tres corridas de la juventud. Así, se anunciarán tres semanas con doble cita en Las Ventas: novillada el jueves y corrida el domingo.

Y en el mes de septiembre, el toro será el protagonista: una novillada concurso de ganaderías, dos corridas en formato desafío ganadero y una tercera corrida de toros en modalidad de concurso de ganaderías.

La empresa aumenta los festejos de la Feria de Otoño, que se celebrará en un primer fin de semana, de sábado a domingo, y un bloque posterior de jueves a domingo. Contará con cuatro corridas de toros y dos novilladas.

En la propuesta de Plaza 1 destaca la apuesta por el 12 de octubre, día de la Hispanidad, que pondrá punto final a la temporada taurina en Madrid. Esta corrida de toros contará con el triunfador de la Copa Chenel y con dos toreros de máxima relevancia triunfadores de la temporada.

Plaza 1 pagará un canon anual de 975.000 euros durante los próximos cuatro años, prorrogables por dos temporadas más

Por último, los dos festejos populares se celebrarán en la Feria de la Comunidad y en la Feria de la Virgen de la Paloma y los dos espectáculos cómicos se programarán en la Feria de la Virgen de la Paloma y en la Feria de Otoño.

Esta programación estará acompañada de una apuesta por la comunicación que “reivindicará Madrid como capital mundial del toreo y Las Ventas como foco de la cultura y de ocio de primer nivel: una pieza fundamental de la marca Madrid”, según el video explicativo del proyecto.

Los empresarios explicaron además que su proyecto persigue un triple objetivo: incrementar la asistencia con un aumento del número de abonos -actualmente, en torno a los 14.000-, reafirmar el carácter de Las Ventas como plaza de temporada y primar la programación de calidad.

Por ello, el gran asunto que se planteó fue la liberalización del precio de las entradas sueltas. García Garrido señaló que el objetivo de la empresa es incrementar el abono, y la forma de alcanzarlo es premiar al abonado con un precio inferior al que paga quien no lo es. “Hay que recompensar al cliente fiel”, añadió.

Casas, por su parte, destacó el interés de la empresa por celebrar corridas con una marca propia, caso de la Cultura o In memoriam, para que “sea motivo de comunicación positiva para la fiesta, atacada desde distintos flancos”. “Consideramos que la única manera de defender los toros”, continuó, “es incluirlos en un concepto cultural y artístico, más allá de las fronteras del toreo”.

García Garrido y Casas comienzan una nueva etapa en Las Ventas después de la imposibilidad de celebrar espectáculos no taurinos en la plaza y los disgustos que trajo consigo la pandemia. Preguntados sobre el balance de esa primera etapa, contestaron que aún no están cerrados los números. No ocultaron, no obstante, que el saldo ha sido positivo, y prueba de ello es que han vuelto a presentarse al concurso. Bien es cierto, por otra parte, que la rebaja sustancial del canon -de 2.800.000 euros anuales a 975.000 euros- es un respiro importante para las arcas de la empresa, a lo que se unirá el aumento del precio de las entradas sueltas que, como admitió García Garrido, se irá adaptando a lo que marque el mercado.

Publicado en El País

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s