Radar Taurino – La Intriga del Valor. Talavante Vuelve a La México.

Talavante regresa a La México a oponer ¿El Arte, el valor, o su conjunción?

A El Bardo de la Taurina.

Tres apasionantes y preliminares semanas en La México se cierran este domingo con la aparición de Alejandro Talavante, el tercer hombre sobre la línea del valor. Sin cantarlo, La Monumental ha expuesto a su clientela la más candente actualidad taurina dentro de la línea de la valentía y la quietud, con el riesgo consecuente que la Afición se embelese con solo una manera de torear.

Por: PUNTILLERO De SOL Y SOMBRA.

Sometiendo a los toros generalmente se llega lejos. Hacerse de sus embestidas es un presupuesto sin el cual es muy difícil alcanzar altos niveles de tauromaquia. Hoy en día el toreo ya no solo es eso.

Torear implica actualmente no solo poderle al toro o estar por encima de las circunstancias. Reiteramos que torear es desentrañar el misterio envuelto en la piel del bous, descubrir sus posibilidades ocultas de su juego y extender hasta lo impensable su comportamiento. Todo lo anterior se basa necesariamente en el valor.

Para todos aquellos que lo dudan, hoy en día los toreros requieren asentar el ejercicio de la tauromaquia sobre un fundamento de valor insospechado.

Incluso, los que consideran a Morante de la Puebla “el más valiente de los artistas” como un diestro cuya principal virtud no es el valor o creen que Enrique Ponce “pone la muleta donde se debería poner él” no podrían argüir que todas esas maravillas que estos diestros realizan se necesita un valor punto más que esencial.

La diferencia es que hay toreros que exponen mucho y lo muestran poco, así como hay toreros que exponen mucho y lo muestran en esa medida, no en un afán, si se me permite, efectista, sino por una forma de entender la tauromaquia.

Así se encuentra el paisaje en donde se encuentran Sebastián Castella, Miguel Ángel Perera y Alejandro Talavante.

Ya abundaremos en el tema, solo diré torear como ellos torean es al uso lo que emociona y más con el toro grande. El encierro del domingo tiene por lo menos tres ejemplares que habrían de hacer lucir al menos visualmente la sensación que produce lograr dar pases sin dar pasos.

Pero como sabemos, los toros no deben salir a prestarse, a colaborar, a dejarse… todo ese catálogo de clichés taurinos tan al uso de la mediocridad de la prensa taurina.

El hierro de Julián Hamdan es aún un hierro en formación pese a sus antecedentes. Sinceramente, espero que el juego supere el del año pasado. Hay una sensación de que así será, solo tengo la consideración de los kilos. Ojalá y no me equivoque, hay un toro que me gusta hasta por su número “27”, cárdeno claro enclavado en el más fino tipo San Martín.

No olvidemos, la ganadería es tiempo y reposo. Vueltas interminables a los potreros y a las páginas del libro.

El valor de los toreros sirve hoy en gran medida, no para dejar de lado el concepto tradicional de “cada toro tiene su lidia” sino para mejorarlo al comprobar que aguantar las embestidas que se frenan, las miradas que se cruzan y el paso cansino a la mitad de cada suerte. Ello, puede hacer el milagro de embestir aún cuando los toros parecen no haber nacido sino para el aliño y la estocada desprendida.

Así lo demostró Humberto Flores en aquella gran y emocionante faena al toro de San José en febrero de 2008. El valor sirve para sustentar el ejercicio de la tauromaquia y no para pelear a golpes, como pareció querer hacer el torero con su lote de Barralva el año anterior. A golpes ganan los toros, con el arte como blasón siempre triunfa el toreo y la Afición.

A uno de los toreros más queridos en la Plaza México no le vendría mal aquello de “lava helada y hielo ardiente” Como esa tarde de Puerta Grande con la gran corrida de Rancho Seco en diciembre de 2004.

Caso distinto es el de Alejandro Talavante, de quien dependerá modificar la impresión que dejó en su segunda tarde hace tres años ya. Pues cuando al de Badajoz le late la pasión de enamorado por el toreo es capaz de trazar uno de los momentos más grandes de nuestra vida de aficionados, las 6 gaoneras que pegó a “Sedacero” de San José en la confirmación de alternativa.

A diferencia de Castella y Perera, Talavante no tiene nada que perder el domingo en la arena de La Monumental, tiene una posición diferente que puede terminar por imponer por tercera semana consecutiva la Ley del Valiente, con esa mano izquierda de terremoto.

Como “Aquella Tarde en Sevilla” donde pegó un natural que aún no acaba a un Cuvillo que desorejó.

Y en medio de esto, Mario Aguilar, el chico que se fue a España con muchos blasones y que nos ha dejado dudas en su proceder taurino el último año, sin reprimir lágrimas como en Guanajuato y León. Un muchacho con sentido del temple y sensibilidad de sentir el toreo despacio no debe más que seguir su sentimiento. Los que poseen eso no deben limitarse a demostrar su valor pues “la naturalidad es la mejor de las poses”

Así como la Plaza México ha consagrado a los poderosos y los artistas hoy cata a los del valor. Eso es valiosísimo. Nuestra Plaza demuestra su plena vigencia y los toreros tocan a su puerta para convencerla de dar la vuelta con ellos sobre esa línea casi estoica, casi romana del valor.

Arte mata todo, y a los valientes hoy les toca poner algo más que los muslos y la muleta penduleante. Tienen que ser “artistas y de bragueta”

No olvidemos que nada hace explosión más estruendosa en una Plaza de Toros que el incendio que provocan las chispas del valor y el arte unidas. Fuego de la torería, una llama verdaderamente imperdible.

Ustedes ¿La apagan?

Vamos al Toro…

Twitter: @CaballoNegroII.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s