San Isidro: Valdefresno, qué asco de ganadería


Por Carlos Ilián.

Cada año en San Isidro, desde hace ni se sabe cuantos, se anuncia irremediablemente la ganadería de Valdefresno una de las más deleznables por su invalidez y su extrema carencia de casta. Por supuesto no faltan quienes, como Enrique Ponce, la soliciten en Madrid. 

En este caso habrá que anotar la facilidad del maestro de Chiva para lucirse ante los toros tullidos. Por lo tanto lo de esta ganadería le va de perlas. En esta ocasión los toros del hierro de la casa Fraile no fueron solicitados por Ponce.

Las tres criaturas que tuvieron la desgracia de tragarse la insoportable corrida de ayer se llaman Daniel Luque, Fortes y Juan Leal. Ya es una desgracia que, como en el caso de Luque y Leal se anuncien una sola tarde de San Isidro y se estrellen con el saldo que salió por la puerta de toriles. 
Daniel Luque, a quien considero el mejor de los toreros caídos en desgracia, dejó su toque de distinción con el capote en su primero y hasta consiguió meter en la muleta al morucho de Carriquirri, un sobrero manso de solemnidad. Muy poco en el balance para este torero en su única tarde.

Fortes consiguió de rodillas y en su primer toro los tres muletazos más templados de la tarde. Pero su dicha duró un suspiro. Por alto fue midiendo y mimando al inválido que tenía enfrente. En el quinto, un desecho de bravura, intentó lo imposible por ambos `pitones. 

Juan Leal a base de pico se trajinó en la querencia y en pueblerinos circulares al tercero. En el sexto, otro murucho a la defensiva, terminó por tirar la toalla. 

Que asco.

Plaza de Madrid. Decimotercera corrida. Más de media entrada. Toros de VALDEFRESNO y un sobrero (4º) de CARRIQUIRRI (0), de ramplona presentación, descastados,mansos, inválidos. 


DANIEL LUQUE (5), de grana y oro. Estocada desprendida (silencio). Dos pinchazos, estocada caída y dos descabellos. Un aviso (silencio). 


FORTES (5), de gris azulado y azabache. Estocada delantera y descabello. Un aviso (palmas). Media estocada tendida (silencio). 


JUAN LEAL (5), de malva y oro. Pinchazo hondo y descabello. Un aviso (saludos con protestas). Pinchazo y estocada (silencio).

Fuente: Marca

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s