Ocho con Ocho: Huele a temporada grande Por Luis Ramón Carazo.

Miguel Aguilar. Foto Plaza México.

El domingo 13 de octubre de 2019, se celebró el noveno festejo de la temporada de novilladas en La México y durante la semana anterior a su celebración, se anunció el vasto elenco, para el derecho de apartado que integra a toreros mexicanos y europeos, en lo que será la Temporada Grande 2019-2020.

Previo al noveno festejo, el viernes 11 de octubre el triunfador fue Sebastián Ibelles, quién obtuvo dos trofeos (uno en cada burel de la ganadería de Vistahermosa ahora en manos de la sucesión del recordado Jorge Barbachano) el segundo entre protestas, para salir en hombros. Jusef Hernández emeritense, uno; el madrileño Francisco de Manuel se fue en blanco, por fallar en la suerte suprema.

Los ganaderos enviaron un encierro con muy buenas cualidades, dando paso a la novillada dominical en la que se registró la mejor entrada del serial al conjuro de tres novilleros que han triunfado en Europa y como antecedente reciente el domingo pasado en Guadalajara. Fue Diego San Román quién dio la gran nota, con un muy buen novillo de San Martin, para obtener los máximos trofeo después de más de 30 años que no ocurría en el coso tapatío.

En La México, abrió el festejo el rejoneador Diego Louceiro con los Forcados Potosinos, con un novillo de San Marcos y su actuación sirvió para recordar a su padre Pedro, quién hace unos días se nos adelantó en el paseíllo de la vida, no tuvo éxito, destacándose la pega de los forcados con el cabo Alejandro González al frente.

Y si en Guadalajara el que estuvo rotundo fue San Román, ahora lo fueron Miguel Aguilar y Héctor Gutiérrez, ambos de Aguascalientes; Miguel estuvo en gran plan con sus novillos de Marrón, rematando con la suerte suprema sus faenas y Héctor Gutiérrez toreó con cadencioso temple, aunque al final los trofeos se le diluyeron de las manos, por las fallas con la espada.

Miguel con tres muy bien ganados trofeos, salió en hombros.

Diego San Román mostró algunas de las cualidades que le han servido para triunfar rotundamente en Europa, sin embargo no tuvo la materia prima que le permitiera expresarse en el tono mayor que ya le hemos visto; e incluso uno de sus novillos fue devuelto por las protestas del público que le vieron escaso de trapío.  

Ya le vendrán tiempos mejores al queretano, pues tiene capacidad para ir a mucho más.

Desafortunadamente en el festejo del 13 de octubre, el buen subalterno Gerardo Angelino fue herido, esperamos su pronta recuperación y que regrese con bríos a la brega. Que así sea.

Y en espera de la Temporada Grande que está a la vuelta de la esquina, nos encaminamos a los festejos finales de las novilladas que esperemos rematen con brillo.

Antes de cerrar, es justo un recuerdo a la memoria del gran torero leonés Antonio Velázquez, quién es uno de los máximos triunfadores en la historia de nuestra plaza monumental, a 50 años de haber partido a la gloria, el 15 de octubre de 1969.

Como también pegar a Curro Vázquez un abrazo grande hasta España en el cincuenta aniversario de su alternativa, otorgada después de haber sido novillero puntero (categoría escasa en los tiempos que corren) y que lo convirtió en uno de los toreros más clásicos que hayan existido en la historia del toreo.

Los recuerdos y el presente, se funden para el futuro que deseamos resplandezca en la temporada que está por concluir en las novilladas y desde luego en las corridas de toros a celebrarse en La México y que deseamos sean brillantes, en bien de todos los que amamos al toreo.

Anuncios

1 comentario »

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s