“Esto lo definiría con dos palabras: im-presionante”: Jesulín de Ubrique.

Jesulín de Ubrique ha sido uno de los invitados al programa Mano a mano, del periodista Manuel Molés en el canal autonómico de Castilla La Mancha CMM Media, al que acuden destacadas figuras del toreo para desvelar su faceta más personal y desconocida. El diestro rescató de su memoria miles de anécdotas, hablando de los eclécticos proyectos que ha emprendido en su carrera, que han ido desde programas de televisión hasta el rodaje de una de las películas más taquilleras del cine español (hizo un papel en la saga Torrente de Santiago Segura).

“Soy positivo, alegre, he venido a esta profesión a jugarme la vida con alegría” comentó entre risas, resumiendo su particular manera de entender el toreo. Es afortunado porque su familia está bien, como dijo él mismo. Su mujer María José Campanario está trabajando en Barcelona, donde va y viene desde su residencia en Andalucía. La odontóloga, que sufre fibromialgia, se encuentra estupendamente como ha dicho su marido. Con una mirada de orgullo, habló de sus tres hijos, Andrea, que va a cumplir 21 años, Julia, de 17, y Jesús, de 13. Sobre si anima a este último para que siga sus pasos en los ruedos, comentó que por ahora está centrado en sus amigos y el fútbol. “Prefiero que él decida lo que quiera hacer. Respeta el toreo, pero no vienen al campo…” señaló.

La popular expresión ‘im-presionante’

Ha tenido una carrera con ocupaciones muy diversas, haciendo siempre lo que quería, sin tener en cuenta el dinero. “No me muevo solo por dinero. Hay cosas que me apetece hacer y pongo mi caché y hay otras, que pido para no ir. Si me lo dan, entonces me lo pienso para decir que no” explicó, asegurando que no le gusta mezclar su vida personal con la profesional. Un ejemplo es el reality Supervivientes del que asegura que ha ofrecido una elevada suma por su participación que él ha rechazado, porque es un formato que no quiere probar.

Gracias a su carisma y personalidad Jesulín popularizó una expresión que se sigue repitiendo en numerosas ocasiones.

¿Dónde dijo por primera vez eso de “en dos palabras: im-presionante”?

Fue después de haber tenido la suerte de encontrarse con el Papa Juan Pablo II, al que regaló una talla de una Virgen. “Nunca había visto una persona con una mirada con tanta bondad, hablando tan dulce. Cuando salí de la audiencia me preguntaron qué me había parecido. Y yo dije: ‘Esto lo definiría con dos palabras: im-presionante’ y vino de ahí” recordó entre risas. La foto de este instante la tiene enmarcada en su finca Ambiciones, donde se desarrolló parte del programa y que está repleta de sus recuerdos más preciados.

Publicado en Yahoo.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s