FUENGIROLA. Triunfa la raza de Ponce en la desdichada vuelta de Fortes.

No tuvo suerte Fortes. Foto NTR Toros.

Por Gonzalo I. Bienvenida.

La polémica de la corrida del Puerto llegó una semana después a Fuengirola como una bola de nieve, cada vez más grande, arrasando lo que encuentra a su paso. La Goyesca de Ronda, suspendida. Veremos qué ocurre con Linares y con otros festejos que a punto estaban de anunciarse. Los aficionados que llenaron el 50% del coso, unos 2.000 espectadores, respondieron con civismo; respetaron la distancia, utilizaron mascarilla y la empresa midió temperatura en los accesos.

Enrique Ponce, ya recuperado de su lesión de muñeca, volvió en plenas facultades. Dio una lección de pundonor en el cuarto y demostró su inteligencia con el sosote primero. Anduvo fácil con el capote con el noblote toro de Manuel Blázquez que inauguró la noche. Con tacto y sentido del temple guio las embestidas. La oreja premió la técnica obra. La faena de mayor mérito de lo que va de temporada del maestro de Chiva llegó ante el complicado cuarto, que no regaló absolutamente nada. La clarividencia de Ponce le llevó a ponerle dos veces al caballo, la última con una elegante media cordobesa genuflexa. Antes, había firmado un precioso saludo capotero con un bello delantal intercalado entre verónicas. Mostró toda su capacidad, después de ver como el toro brincó en medio de un muletazo y a punto estuvo de llevárselo por delante. No se aburrió hasta encontrar la fórmula; la muleta retrasada, el péndulo para fijarlo y el muletazo sorprendiéndolo. Resolvió todas las complicaciones del toro, hizo un esfuerzo. Cuando arrancó la banda la frenó con un gesto, no era toro para el ‘crisol’ que tanto llena al valenciano. En estas faenas convence a propios y a extraños, por algo lleva 30 años en la cumbre del toreo. La estocada coronó el pulso. Cortó una oreja tras un aviso aunque se llegaron a pedir las dos.

El toro de más clase del conjuntó fue el sobrero que sustituyó al inválido segundo. Un toro muy brocho que desde su salida mostró su buena condición. Emilio de Justo pudo expresar su toreo más reposado. Desde el saludo, abriendo el compás a la verónica rematado con una bella media. La reunión llegó desde el inicio de faena con un trincherazo de cartel. La primera tanda se cerró con un pase de pecho a la hombrera contraria que fue como un circular, rompieron el toro y el público. Sólo quería vuelos el toro que intentó salvar el honor de Bázquez. Por el pitón derecho la comunión fue mayor, los muletazos tuvieron empaque, ritmo y temple. Terminó la faena con naturales por el pitón derecho, completamente desmadejado, embrocando con el pecho a pies juntos, sintiendo el toreo. La tizona emborronó un faenón (saludos). Completó su lote una prenda de Blázquez con el que tan sólo pudo justificarse y al que mató francamente bien por lo que se le concedió un trofeo.

Fortes fue recibido como el héroe que es. Recogió emocionado la rotunda ovación que le brindaron sus paisanos al romper el paseíllo. Enrique Ponce y Emilio de Justo le expresaron su admiración en sendos brindis. No tuvo suerte con el toro de su reaparición el malagueño. Veintidós meses después se encontró un toro de Manuel Blázquez con mucha guasa, arrítmico, sin recorrido. Fortes planteó una faena llena de suavidad y pureza, con el aplomo de siempre (silencio tras aviso). Peor estilo todavía tuvo el que cerró el festejo, Fortes quiso componer pero no tuvo opciones (palmas de despedida). El triunfo de Fortes había llegado ya en el paseíllo, el de las orejas llegará en los grandes escenarios que anhelan su pureza.

Publicado en El Mundo 🌍

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s