Muere repentinamente el reconocido ganadero albaceteño Daniel Ruiz.

Por Zabala de la Serna.

Anoche murió de forma repentina el reconocido ganadero albaceteño Daniel Ruiz Yagüe cuando regresaba de la corrida de la Feria de la Magdalena que habían protagonizado El Juli y José María Manzanares, mano a mano.

A su regreso se sintió indispuesto. Fue, según ha podido daber EL MUNDO, un irreversible problema de la arteria aorta, “que le ha reventado”.

Daniel Ruiz fundó su ganadería en 1986 con la sangre de Jandilla y conquistó sus sueños poner sus toros entre los favoritos de las figuras. Diez años antes lo había comprado a Santiago Ubago junto con el hierro de Coquilla, pero pasada esa década elimina todo y la regenera con Domecq. En el 92 debutó en la Feria de San Isidro. Varios indultos jalonan su trayectoria en Albacete, Cuidad Real o Valladolid en manos de figuras como Ponce o Juli. También El Fandi y El Cid indultaron toros suyos.

Fue un hombre apasionado de lo suyo, también polémico en ocasiones y profeta en su tierra de Albacete, donde obtuvo incontables triunfos y premios. Buscaba la clase con obsesión entre la bravura. El Juli era su torero de cabecera, y para El Juli también significaba mucho esta ganadería, que se encontraba entre sus favoritas. Le unía una profundad amistad. La gloriosa tarde de Castellón es lo último que vio Daniel Ruiz en los ruedos. Hoy el mundo del toro está de luto, y en su finca de Alcaraz -Cortijo del Campo- ondearán divisas negras.

Publicado en El Mundo

Deja un comentario