Morelia: Resurgió con éxito la corrida del Día de Muertos.

De SOL y SOMBRA.

El regreso de la corrida de toros del Día de Muertos fue todo un éxito en Morelia la noche del pasado martes.

El público respondió con fuerza al llamado de la empresa y realizó una buena entrada sobre el aforo permitido. Se lidiaron seis toros de San Miguel Mimiahupam bien presentados, que brindaron a la tercia posibilidades de triunfo.

Abrió la noche El Payo, un torero diferente, con estética y elegancia; El Payo tiene una clase innata que sale a relucir cuando está inspirado. Ayer alcanzó momentos importantes especialmente con su segundo, un astado importante del hierro de Don Alberto Baillères que ayer envió un encierro importante, con toros nobles y encastados como el segundo de su lote. Al final de la noche la afición se retiró con un sentimiento agridulce con el torero queretano, al haber empañado con la espada su gran obra. Con su primero también dejó algunos momentos importantes, pero es que no ve la suya con la espada.

Diego Silveti también brilló con su segundo astado en una faena completa. Abrió con unas templadas verónicas que fueron el preludio de lo que vendría más tarde en la muleta. La ligazón, el cambio de manos de la muleta, su toreo por abajo, su aguante ante la previsible reacción del astado … Pero sobre todo, su compromiso con la afición michoacana, le mereció el reconocimiento del público que lo premió con dos orejas tras una certera estocada.

Luis David que había vivido un fin de semana complicado en la Mexico y Aguascalientes, se reivindicó con dos faenas importantes ante un buen lote con el que brilló, especialmente durante la lidia de su segundo con el que estuvo estuvo sencillamente sensacional, dominando los terrenos y las distancias y ofreciendo una variedad de suertes. Jamás se arrugó ni le perdió la cara a su enemigo y por estas razones se llevó dos orejas.

Morelia (Michoacán). Martes 2 de noviembre de 2021. Tradicional Corrida del día de Muertos.

Toros de San Miguel de Mimiahuapam, bien presentados y de buen juego en líneas generales.

Octavio García «El Payo», silencio tras aviso y pitos tras dos avisos.

Diego Silveti, silencio y dos orejas.

Luis David, vuelta al ruedo y dos orejas.

Entrada: Tres cuartos del aforo permitido.

Twitter @Twittaurino

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s