Entre embates de prohibición, tauromaquia cumplirá 500 años en México

Por Pablo Pacheco.

En 2029, la tauromaquia cumplirá 500 años de ejercerce en México. Fue Cortés, el conquistador, quien ofreció el primer espectáculo tras la Conquista de la antigua Tenochtitlán, según las crónicas virreinales de la época. En esa ocasión, se corrieron siete toros, dos de ellos a muerte.

Solo en Michoacán, la tradicional corrida de toros de Día de Muertos cumplió 271 años de llevarse a cabo de manera ininterrumpida, solo en 2019 por la pandemia de Covid 19 se suspendió.

En casi 500 años, la tauromaquia se extendió por la Nueva España, prosperó y actualmente es una empresa con un valor de siete mil millones de pesos anuales que genera unos 40 mil empleos directos y 80 mil indirectos.

Actualmente, la industria taurina es acechada, perseguida, señalada; le quieren exterminar, borrar de la faz, so pretexto del sufrimiento animal. Pero no será fácil echar por borda medio milenio de historia, de cultura y tradición.

La lucha va y viene en tribunales, en Congresos, se cabildea incluso en las altas esferas. Amparos aquí, amparos allá. Los taurinos apelan al tema de las libertades consagradas en el constituyente.

Anuncios

En la lucha, ya judicializada, la organización de Martin Sescosse actualmente defiende 38 amparos en la Suprema Corte de Justicia de la Nación. Aparte, hay otras organizaciones que también mantienen la lucha abierta en 22 Estados.

“De los amparos promovidos, hemos ganado un 80 por ciento”, indicó.

Manuel Sescosse, líder del movimiento nacional protauromaquia apuntó que la industria taurina no solo es espectáculo, también es desarrollo, genera bienestar, empleo, en un país agobiado por la falta de empatía en la inversión, la situación de inseguridad.

Es un tema que debemos defenderlo, dice de entrada al reportero.

“Hay muchas aristas: primero el tema de las libertades, es una actividad lícita, legalmente permitida ¿entonces por qué prohibir algo que a seis millones de mexicanos gusta? No es una cifra menor. Gusta más que el teatro, más que el box, más que el béisbol”, dijo.

Reveló que este espectáculo solo se da en ocho países del mundo, y México es el segundo en importancia después de España, pero por arriba de Francia, Portugal, Colombia, Venezuela y Perú.

En todo el año se festejan dos mil 700 corridas, un promedio de ocho diarias, la mayor parte de ellas en la península de Yucatán.

Solo en el altiplano se habla de 342 poblaciones que tienen una plaza de toros que registra corridas. Para ese entonces, el Congreso michoacano había aprobado luz verde para las corridas en la entidad.

En la entrevista, dijo que hay una corriente animalista con una filosofía un tanto exógena, que el toro sufre, cuando es un animal, comprobado científicamente, preparando para la lidia, para el ataque, que puede y es capaz acabar con la vida de un torero o el torero con él.

Esos toros son genéticamente únicos, desarrollados en 160 mil hectáreas de espacios ecológicos, expuso.

“La gente dice que el toro sufre, pues sí sufre, pero cuando sufre una puya, el toro de lidia genera una serie de endorfinas que hace que nivele su nivel de dolor, por eso sigue embistiendo. El toro se crece porque elimina el dolor. Contrario, un bovino de carne, si le haces eso, a los cinco minutos está echado.

Por eso creemos que matar un toro en un ruedo, tiene mucho más valor económico que hacerlo en un matadero”.

E hizo el comparativo: “si ponemos a un toro de abasto en un Soriana, un peso se eleva a 3.5 pesos. pero si lo pones en un ruedo, vale 17 veces más. Entonces, si vemos que es una industria que genera y crea, pues hay que impulsarla en lugar de buscar su desaparición”.

Más allá de escandalizarse, Sescosse contrapone que de las 180 mil cabezas de lidia que existen en las 300 ganaderías, solo en siete por ciento termina en un ruedo.

“No hay punto de comparación el número de toros de lidia que son muertos en el ruedo con los que son matados en los rastros y en los mataderos clandestinos”, defendió.

Lamentó que la fiesta brava sea usada mediáticamente para eliminarla y subrayó que los grupos animalistas aprovechan la desinformación en torno a la industria.

A 10 años de la disputa, En la lucha, ya judicializada, la organización de Manuel Sescosse actualmente defiende 38 amparos en la Suprema Corte de Justicia de la Nación. Aparte hay otras organizaciones que también mantienen la lucha abierta en 22 Estados.

A 10 años de la disputa, afirmó que hay un 70 por ciento de congresos estatales que están a favor y el resto en contra. Por lo pronto, en cuatro estados: Coahuila, Quintana Roo, Sinaloa, Guerrero, no hay fiesta brava por decisión de los congresos estatales.

Manuel Sescosse concluye con la firme decisión de continuar la lucha y el llamado a que la clase política les gusta escuche en un diálogo constructivo, sin prejuicios anticipados.

Publicado en Quadratin.

3 Comentarios »

  1. Aqui los unicos CULPABLES de lo que pasa son los mismos TAURINOS porque NO hay UNION alguna entre los Profesionales y por decadas se han NEGADO a BLINDAR la Fiesta cuando pudo haber sido mas facil en otros SEXENIOS… Como quieren ser RESPETADOS y Tomados en SERIO cuando no existe una FEDERACION TAURINA, igual como en el Futbol u otras Actividades y Espectaculos. La unica SOLUCION es la UNION de la Gente del TORO, pero como NUNCA la ha Habido Ni la habra, pues cosechen lo que siembran ; EGOISMO, DESUNION, REVANCHISMO, etc,etc.

Deja un comentario