Es lo que digo yo: El baile de los despachos para la segunda parte de la temporada 2019.

El otoño está a la vuelta de la esquina y con él llegan las grandes ferias y temporadas taurinas en Mexico.

Las administraciones de los toreros comienzan a moverse con fuerza en los despachos y las empresas empiezan a estructurar sus próximos carteles. Algunos toreros tienen más argumentos que otros y aquí es cuando las empresas tendrán que medir su imán de taquilla, el momento por el que pasan, así como el impulso mediático que le pueden dar a cada serial y quienes son los que verdaderamente se merecen una oportunidad para estar en sus ferias o temporadas.

De este ejercicio de las empresas dependerá el futuro de muchos matadores del actual escalafón mexicano y por ello en esta ocasión, haré un análisis de algunos de los diestros más destacados de nuestra baraja nacional.

Por Luis CuestaDe SOL y SOMBRA.

Antes que nada quisiera aclarar algo. Personalmente nunca me han gustado los datos del escalafón como una manera para valorar a los hombres que se ganan la vida como matadores de toros, novilleros o rejoneadores. Para mi el escalafón es tan solo una estadística matemática, en la cual se hace un listado de los profesionales y del lugar que ocupan por el número de festejos toreados (y de sus correspondientes apéndices cortados).

Ahora. No faltará el aficionado o taurino que se pregunte: “¿Pero por algo algunos toreros están a la cabeza del escalafón, por algo torean más que los demás? y esto es porque quizás simplemente son los mejores”.

Tal vez. Pero siendo sinceros el arte del toreo no se puede medir con números. Así que partamos del hecho de que el escalafón es una lista en la que no se mide al mejor o al peor, es simplemente una lista y punto. Y quiero analizar de manera personal, y bajo mi propia óptica a los toreros que más interesan en México hoy en día.

Para esto haré unas valoraciones muy subjetivas, alejándome de la rigurosa exactitud matemática de los números. El resultado se ha obtenido basándome en la importancia de su presencia en los ruedos, en sus actuaciones en general y especialmente en sus aptitudes.

Este ejercicio nace por algunos cuestionamientos que han surgido recientemente de algunos aficionados, sobre quienes deberían de estar en los próximos carteles de las ferias de otoño e invierno.

Así que en primer lugar pondría los que tienen una trayectoria más sólida y que interesan más en este momento cómo en el caso de Joselito Adame, El Payo, Sergio Flores y Diego Silveti.

Después los que ya han tenido algunas oportunidades y están intentando retomar el paso como Jerónimo, Arturo Macías, Fermín Rivera, José Mauricio, Juan Pablo Sanchez y Arturo Saldivar.

Los diestros emergentes y veteranos que quieren sobresalir nuevamente como el diestro capitalino El Calita, José Luis Angelino, Gerardo Adame y El Zapata.

Los nueva generación que en mi opinión capitanea Luis David, seguido de Fermin Espinosa Armillita, Antonio Mendoza, Gerardo Rivera y Leo Valadez.

Y por último lo más nuevos con condiciones como son el poblano Hector Gabriel, Diego Sánchez, José María Pastor y Arturo de Alba.

Lo del grupo que más interesan, es decir Joselito Adame, El Payo, Sergio Flores y Diego Silveti deberán de conformar las bases de los carteles más importantes y su presencia, sin importar el orden en el que se les anuncie, será trascendental además de que estará justificada en la mayoría de las ocasiones. Este grupo de toreros tendrá que estar acompañado de algunos de los matadores de la nueva generación para que de esta manera se pueda despertar nuevamente el interés, la competencia y principalmente la ilusión de todos los aficionados mexicanos.

Hasta ahí creo que todos estamos de acuerdo. Sin embargo el punto de quiebre y la polémica radicará en aquellos toreros que han recibido muchas oportunidades en el pasado o con los más veteranos del escalafón, ya que por diferentes razones en este momento no terminan por justificar su presencia en algunos carteles.

Para este grupo de toreros las oportunidades tendrán lamentablemente que ir disminuyendo mientras no justifiquen nuevamente su presencia en ellos, ya que la afición está pidiéndole a las empresas que abran sus puertas para esa nueva generación de matadores, que están pidiendo con fuerza una oportunidad para abrirse camino.

Hoy más que nunca es momento de hablar de renovación en las filas de matadores después de algunos años de estar esperando a una generación de matadores que aún no ha terminado por consolidarse. Pero para que esto cambie, los toreros renovadores o emergentes tendrán que tener un nivel superior al de sus actuales compañeros. Ahí estará el reto especialmente para los más jóvenes.

Pero está renovación tampoco llegará si nuestros empresarios no están abiertos al cambio. Los carteles de los próximos meses tendrán que hacerse con aquellos toreros que más méritos tengan para estar anunciados en ellos y no por intereses personales que van más allá de los méritos que se ganan en la plaza.

El futuro de la fiesta no pasa únicamente por los matadores o novilleros, también está en aquellos empresarios que puedan revolucionar, comunicar y producir una diferencia en el escalafón, pero especialmente en aquellas empresas que despierten el interés de los aficionados con ofertas atractivas y nuevos formatos, para que estos regresen a las plazas de toros con nuevos bríos.

Es lo que digo yo.

Twitter @LuisCuesta_

4 Comentarios »

  1. Joselito y Silveti ya han dado muestras de haber tocado techo, desgraciadamente para ver tendidos llenos en las principales ferias del país no son suficientes los matadores mexicanos que tenemos en la actualidad. No es malinchismo, sino una realidad de que la gente quiere ver nombres como Roca Rey, Juli, Ponce. Te faltó mencionar el renglón del rejoneo, donde el panorama es aún peor para los mexicanos, y que Don Pablo ya no llena las plazas como antes, muestra del hartazgo de la afición ante sus trampas descaradas. En La Plaza de Usos Múltiples México, la mejor entrada esta temporada la hará Roger Federer, así las cosas.

    Me gusta

  2. Silveti no interesa ni en Salamanca, Guanajuato hombre….¿Armillita?…Por favor. ¿Adame?, hasta en la sopa ha cansado de tan visto y sus cualidades no dan para más.

    Todavía estos juntaletras taurinos no se han dado cuenta que tanta autocomplacencia tiene hoy a la fiesta mexicana en calidad de cadaver al que solo falta echarle la tierra encima… Carteles anodinos, tendidos vacíos, precios elevadísimos para un espectáculo que raya en ocasiones en lo grotesco. En fin.

    Me gusta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s