Polémica Viard – Juli: Carta Abierta de la Carta Abierta.

20120913-105752 a.m..jpg

Por María Ramírez para De SOL y SOMBRA

Las redes sociales nos han permitido, a los aficionados al mundo del toreo, presenciar en tiempo real un diálogo entre el Maestro Julián López y el periodista André Viard.

Cada vez leemos a más aficionados cambiar de opinión de un tweet a otro, manifestarse a favor del Juli en uno y decir que André Viard no esta del todo mal en el siguiente.Tanta información, tanto tránsito de opinión de un segundo a otro, provoca un camino sinuoso, en el que hay pensárselo dos veces antes de caminar.

Como la gran figura que es Julián López, merece el respeto del aficionado, pero sobretodo la atención hacia todo lo que tenga que decir dentro y fuera del ruedo.

Y si solo me pagaran por desmenuzar la ida y vuelta de: argumentos, opiniones, acusaciones que se han dado entre el periodista André Viard y Julián López, cotizaría tanto que, ya estaría trepada en un avión destino Nimes sin escalas.

Y más que esperar aprobación sobre lo que tengo que decir, espero que mi matiz se entienda como una simple opinión, una opinión diferente, a las que de manera radical, han señalado los protagonistas, existe en el colectivo del periodismo taurino.

Vamos por el principio.

Extraño resulta el hecho que El Juli muestra por el ambiente enrarecido en Dax y que no puede ser el efecto de la opinión que solo haya formulado una persona. En una corrida, el público cambia de un toro a otro. En un toro vibran con un faena honda, sentida, artística, sublime y al siguiente toro, toda la plaza esta en pie gritando: -“torero, torero” ante una faena populachera. Una faena en la que me hace pensar: -“¿Esto le gusta al público?…pues que pena con las visitas”.

Ningún periodista es tan importante para darle valor al gusto y sentimiento de los demás. Y usted maestro, tampoco. Usted, más que nadie, sabe lo que valen sus faenas y si el público en Dax, Manizales, Juriquilla, San Sebastián no lo apreció o no lo valoró, nada puede hacerse ya. Lo bueno sigue siendo bueno aunque nadie lo vea. Y lo malo sigue siendo malo aunque todos lo aprueben.

A mi parecer, cada vez son menos los aficionados que confían en sus gustos. Cada vez son más maleables. Claro esta, que es de sabios reconocer y escuchar y aprender; pero confiando en lo que le gusta y emociona.

Pero nosotros como aficionados, tenemos que aprender a distinguir lo que nos gusta, aprender a defender lo que creemos y no tener miedo de expresar nuestra opinión. De nos ser influidos por un puñado de opiniones versadas ante un tema del la tauromaquia en específico.

Maravilloso es que el “diálogo” entre el maestro Julián y el periodista André Viard este propiciando un intercambio de opiniones. Que al final nos esta dando también una oportunidad para manifestar nuestra postura desde nuestras trincheras.

Y continuando.

No creo que exista como se ha mencionado, “una opinión generalizada” del toro para las figuras.

Para André Viard ¿cuál es el toro mítico? Claro que para no exagerar, como se ha hecho en torno a este tema, tendré que suponer que es un toro bravo, sin manipulación de astas y con su trapío reglamentario para cada plaza.

Ese toro que no puede ser el mismo para todos ni para cada plaza, tampoco lo es para cada torero, porque cada torero sabe cuál es el toro que le va mas a su concepto de la tauromaquia. Muchos estarán aún en búsqueda de dicho concepto. Y las figuras por haber triunfado tantas veces, quizas ya saben que toro le va mejor a su toreo.

¿Y si al toro se le engaña sin mentir? Para el público esa premisa es inadmisible. Eso lo tengo claro. El torero, la figura, siempre será clara y directa en mostrar a los asistentes lo que pretende transmitir con su toreo. Y pondrá todos los elementos que sean necesarios para alcanzarlo cada tarde.

Un día una persona me dijo: -“tu feria en Aguascalientes, tan populachera y barata”. Pues “mí feria”, la disfruto y la vivo tan intensamente como el torero que viene, por la personalidad y pasión que, en la mayoría de las tardes, se vive en ella.

Y así como disfruto en la plaza de mi ciudad natal, disfruto en la plaza mas grande del mundo, y disfruto en la plaza boutique de México (Juriquilla) y también disfruto en la plazas dónde se dan las corridas mas grandes y serias como Guadalajara aquí en México.

En todas, con diferentes particularidades y especificaciones las disfruto.

Entonces Señor Viard, ¿porque espera que el toro de las figuras sea el mismo en todos lados? Estoy de acuerdo que deberían de probar con más ganadería y no solo con las mismas cinco u ocho que las figuras lidian. Eso se lo apruebo y lo aplaudo.

Hay muchas ganaderías que estoy segura, crían el toro para las figuras y pasan desapercibidas porque no se lidian en carteles importantes o no se lidian nunca.

Maestro Tomás, Maestro López, Maestro Ponce, Maestro Castella, Maestro Manzanares, Maestro Talavante, Maestro Perera: no se limiten a torear siempre lo mismo. Y si no encuentran diferencia en lo que ahora lidian, regresen a lo que ya conocen, a lo que les ayuda a expresarse triunfando. Pero nosotros aficionados ya habremos entendido que se hizo el esfuerzo por buscar novedad.

La afirmación que el señor Viard hace de que: “…toro que no corresponde a la imagen mítica que todavía se conserva en el inconsciente colectivo”, me parece un juicio de valor muy relativo.

Ese toro mítico fue, ¿el que mato a Manolete?; o ¿el toro blanco que encumbro a Antoñete? ¿Es el toro que destrozo a Adrián Gómez? O ¿El que le abrió la puerta grande a Castella? ¿Es el toro que fue más de 20 veces al caballo a recibir la puya? O ¿el toro que permitió la faena que hizo palmear por bulerías a toda la plaza de Jerez?

Por favor señor Viard, le suplico, le ruego, que a mí, no me incluya en el inconsciente colectivo, porque para mí el toro mítico, creo que no es el mismo que es para usted.

No toda la culpa la tienen las figuras, las empresas, los empresarios, ni los periodistas. Todos son culpables en la parte que les corresponde.

Pero todos los involucrados debemos aportar, con sincera y entregada pasión lo que nos corresponda, para hacer de nuestra amada fiesta lo que queremos de ella.

Twitter: @MariquitaRmz

1 comentario »

  1. Vaya que han levantado ámpula los comentarios de André Viard, periodista francés, respecto a unas declaraciones que hizo El Juli, a través de un tuiter. ahora la señorita María Ramírez, de la bella ¡Agüitas!, se sube al cuadrilátero para decir «falta mí contestación», parafraseando al inolvidable Piporro, en cuánto a que las partes tiene sus razones y sus sin razones.

    Yo en lo personal, la semana pasada hice comentarios en una estación de radio de aquí en Mexicali, de dicha pugna entre el torero español y el periodista galo y, de inmediato surgieron un sin fin comentarios de algunos radio escuchas.

    Óscar López G.
    Mexicali, B. C.

    Me gusta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s