Archivo de la etiqueta: CORRIDAS DE TOROS

Espiritualidad y toreo en Tlaxcala

Por Luis Miguel Martínez.

Tlaxcala, Tlax. Esta noche a las 8 en punto, en la capital del estado tlaxcalteca, se reabrirá la plaza de toros “Jorge Aguilar El Ranchero” para el festejo que se ha convertido en un referente del calendario taurino nacional, en la tradicional corrida de la gloria. La empresa anuncia el regreso a los ruedos del matador Alberto Ortega en mano a mano con el también tlaxcalteca Uriel Moreno “El Zapata”. Serán dos toros de Rancho Seco y cuatro de Vicencio para esta corrida la cual ya es una tradición entre los taurinos.

CORRIDA DE LA GLORIA

Un festejo que inició a las 4 de la tarde hace ya una década con la iniciativa de la empresa Espectáculos Taurinos del Altiplano que encabeza José Ángel López Lima y familia. Misma que nació como una opción para los taurinos de la región poblano tlaxcalteca y que no encontraban oferta después de la celebración espiritual de la semana mayor. Los primeros festejos se realizaron a las 4 de la tarde. La última ocasión que esta empresa organizó esta corrida fue en el 2014.

Partieron plaza el caballista potosino Rodrigo Santos y a pie los matadores Federico Pizarro y el español Eduardo Gallo para lidiar toros de la cabaña brava de De Haro. Siendo el triunfador el hispano quien cortó una oreja a su segundo toro de la tarde. Ya para el año siguiente el festejo se programó a las 8 de la noche en la encerrona del matador Uriel Moreno “El Zapata” con seis toros de diversas ganaderías tlaxcaltecas. En el 2016 también en corrida nocturna, se celebraron los 50 años de la cabaña brava de De Haro en la reaparición, después de grave percance sufrido en Puebla, del matador Zapata.

Una jornada donde Uriel Moreno, por la tarde actuó en Texcoco y por la noche en Tlaxcala capital. En las últimas tres corridas de sábado de gloria ha sido anunciado el matador Zapata y desde sus inicios de este festejo ha estado presente la sangre brava del estado de Tlaxcala. Esta noche no será la excepción. Pues aunque la ganadería de Vicencio se ubica en el estado de Puebla, la realidad es que comparte espacio físico con Tlaxcala, mientras que Rancho Seco es una dehesa enteramente del estado llamado “cuna de la nación”.

Por otra parte, el matador Alberto Ortega no regresa a Tlaxcala capital desde hace varios años, veinte aproximadamente han pasado para que Alberto vuelva a partir plaza enfundado en terno de luces en este recinto llamado también “la tacita de plata”. Ahora bajo una etapa distinta en su vida profesional misma que goza de una trayectoria que pocos han consolidado como figura regional.

Los aficionados verán esta noche a dos toreros experimentados, con la capacidad técnica y física para enfrentar lo que salga por la puerta de los sustos. Una vez concluida la semana santa, vuelve a ponerse de manifiesto esa relación que existe entre el toreo y la espiritualidad. Desde el vestido de torear, propio de la época barroca como los retablos de las iglesias de la nueva España, hasta su manifestación de fe cuando un torero, ante la verdadera exposición de la vida a la hora de lidiar un toro bravo, ofrece su actuación al ser supremo. Esta noche, la edición 2017 de la corrida de la gloria.

FuenteEl Sol dé Tlaxcala

Anuncios

A Manolete

Por Magdalena Entrenas.

Ese era mi sino… Estaba allí plantado esperando a que se abriera la puerta de chiqueros para recibir al morlaco de mi vida en un país lejano que me podría dar la gloria para siempre y yo solo pensaba en él y en lo que había significado en mi vida, esa vida que ahora sin quererlo me ocupaba la mente.

Habían pasado cien años de su nacimiento y demasiados desde su presentación en los ruedos mexicanos; todos en el mundo taurino esperaban la llegada de un nuevo Califa que viniera a retomar aquella planta erguida y majestuosa y ahora que yo tenía la oportunidad, en mi mente no había otra cosa que una sucesión caprichosa de estampas de mi vida justo en aquel trascendente instante.

Vi desfilar a aquellos años cargados de dicha en la huerta familiar en la que aprendí que la tierra y las raíces son lo más importante; mi llegada a Córdoba para estudiar y aquellas escapadas continuas al campo buscando cualquier excusa para estar cerca del toro y de los maestros a los que veía de lejos y que tanto admiraba. Aparecieron retazos de ese vídeo que tantas veces vi de su llegada a la vieja plaza de la Ciudad de México y en la que pidió nada más llegar que ondeara la bandera de España ante el clamor de un público entregado a su figura. Desfiló por mi mente mi madre y tanto sufrimiento reflejado en su cara por ver que mi pasión me había llevado a tanta incomprensión antitaurina y al mismo tiempo tan lejos; mis amantes… y el gran amor de mi vida, roto por un sueño que había sido imposible y que ahora se podía hacer realidad; mis días de miedos y las grandes sombras de mi existencia, una existencia que en ese instante comprendí que había estado completamente vacía hasta llegar ahí, hasta alcanzar el memorable momento en el que, por fin, plantado en la arena de la Plaza Monumental de México , tenía la ocasión de homenajear ante los miles de aficionados que la abarrotaban la figura mítica del hombre que marcó mi existencia, Manolete.

Tenía dibujada en mi mente su figura hierática y esa chicuelina perfecta con la que, como él, quería envolverme hasta casi desaparecer para recibir a mi oponente. Y de repente la puerta de chiqueros se abrió, sentí retumbar hacia mi la arena, contuve la respiración mientras se aceleraba mi corazón y, sin más,… me desperté.

* Abogada
Publicado en Diario de Córdoba 

Las Ventas y la Maestranza celebran este domingo corridas de alto voltaje

Uno de los toros de la ganadería de Montealto, presentados para la corrida del domingo. Plaza 1.

Por Antonio Lorca.

Curro Díaz y José Garrido -artística veteranía y juventud arrolladora- en Madrid; Morante, Manzanares y Roca Rey, en Sevilla. Los dos primeros lidiarán seis toros de la ganadería de Montealto; a los tres restantes les esperan reses de Núñez del Cuvillo.

Estas son las dos propuestas que presentan las dos plazas más importantes del mundo taurino para este Domingo de Resurrección, 16 de abril. Dos festejos de alto voltaje, entre los que destaca, sin duda, el que se anuncia en la capital de España por el emocionantísimo recuerdo que ambos toreros dejaron en la afición en la Feria de Otoño del año pasado, cuando se enfrentaron a una durísima y correosa corrida de Puerto de San Lorenzo, de la que salieron victoriosos tras recibir una fuerte paliza.

Curro Díaz volvió a demostrar aquella tarde que es un torero de una pieza, valiente y elegante artista, que no se arredra ante las enormes dificultades que le planteó su lote; el joven Garrido, por su parte, fue volteado, zarandeado, perseguido y pisoteado por sus toros, ofreció toda una lección de pundonor y se ganó el respeto y la admiración de la afición madrileña.

Los dos vuelven a Las Ventas con todos los honores, junto a los toros de Montealto, en uno de los carteles más interesantes de la temporada que ahora comienza. La ganadería que dirige Agustín Montes, fundada en el año 2000 con vacas y sementales de Luis Algarra y Victoriano del Río, ha triunfado ya en esta plaza, y se ha distinguido por su clase y encastada nobleza.

En otro plato fuerte se celebrará en la plaza de la Real Maestranza de Sevilla, que inaugura la temporada con un cartel torerista, como es habitual cada año en esta ciudad.

Tras una intensa Semana Santa, el Domingo de Resurrección en la capital andaluza es el día taurino por excelencia; se espera que se cuelgue el cartel de ‘no hay billetes’ y los ánimos estarán dispuestos para que se abra la Puerta del Príncipe a poco que los toreros ofrezcan motivos. No en vano están anunciados dos ‘consentidos’ de esta plaza, Morante de la Puebla, a quien todo se le perdona y jalea, y José María Manzanares, que tiempo ha fue acogido como hijo predilecto aunque naciera en tierras alicantinas. Ambos estarán acompañados por el joven Andrés Roca Rey, nuevo en este cartel, la gran esperanza de la temporada, en quien están depositadas todas las ilusiones. En este cartel, los toros importan menos. Pertenecen a la ganadería gaditana de Núñez del Cuvillo, una de las más comerciales y nobles -y también menos emocionantes- del campo español, razones suficientes para que figure entre las preferidas de los toreros de postín.

Veinticuatro horas antes de que se abran las puertas de cuadrillas en Madrid y Sevilla, habrá toros en la plaza de Málaga. Allí, el llamado Sábado de Gloria se inaugurará la temporada con un festejo mixto, en el que se lidiarán dos toros de Guiomar Cortés Moura, para el rejoneador Diego Ventura, y cuatro de Torrehandila-Torreherberos, para Fortes y López Simón.

Curro Romero asciende a los cielos


Curro Romero cuajó un sábado de 1999 en Sevilla una faena antológica. El torero, nacido hace 83 años en la población andaluza de Camas y que despertaba auténtica veneración entre sus seguidores, logró en aquel año con el cuarto toro de la tarde, de la ganadería de Juan Pedro Domecq, una faena de tal factura que cortó las dos orejas y ocasionó una verdadera conmoción en la plaza. 

Romero, que alternó con Juan Antonio Ruiz Espartaco (también dos orejas) y Francisco Rivera Ordóñez (una oreja), no recibía en Sevilla un premio semejante desde 1982.

Por: JUAN CARLOS IRAGORRI Corresponsal de EL TIEMPO. Publicada el 19 de abril de 1999.

La actuación de Curro Romero en la plaza de la Real Maestranza alcanzó momentos deslumbrantes a juicio de Joaquín Vidal, crítico del diario madrileño El País y considerado por muchos como de una dureza exagerada. Curro Romero asciende a los cielos , tituló Vidal su crónica de aquella tarde para afirmar que San Pedro, al ver los dos últimos naturales del torero andaluz, fue y le entregó las llaves del cielo. Según Vidal, Romero estuvo a punto de moverle la silla a Dios padre y provocar en los cielos una crisis .

Pocos diestros generaban tanta controversia como Romero. Para sus seguidores, que eran legión y que acudían a la plaza con ramos de romero en la solapa a la espera de un milagro inolvidable, él representaba la más pura esencia del toreo. Para sus detractores, se trataba de un cobarde al que rara vez se le podia ver torear bien. 

Romero, cuyo capote y muleta eran más pequeños de lo habitual, ha dicho que a él le daba miedo torear porque es un ciudadano común, y que sólo lo hace a gusto cuando le sale un toro que se lo permite.

Tomó la alternativa en Valencia (España) el 18 de marzo de 1959 de manos de Gregorio Sánchez

Aunque en los últimos tiempos no superaba los 20 festejos anuales, es el espada que más corridas estoqueó en la Feria de Sevilla. 

Romero ha protagonizado anécdotas célebres. El 25 de mayo de 1967 fue arrestado en Madrid al negarse a matar un toro en Las Ventas. Al día siguiente la policía lo dejó en libertad para que cumpliese su contrato en la misma plaza. El no regresó a prisión. Cortó dos orejas y salió por la puerta grande.

Sus fanáticos no admiten que lo critiquen. Menos aún en Andalucía. 
En febrero de 1999  se produjo un caso increíble, cuando el Tribunal Superior de esa región ordenó el reintegro al trabajo del conductor José Domingo Ruiz Florencio, quien hace un año fue despedido de una empresa a consecuencia de los insultos que profirió contra un cliente que osó burlarse de su ídolo. 

El fallo fue un canto al currismo, pues cree lógica la ardorosa reacción defensiva de Ruiz por cuanto Curro Romero es creador de una ilusión permanente, de una esperanza incondicional y una forma de entender la vida.

Twitter @Twittaurino

Tendido 7: Toros ¡En nuestra Semana Mayor!


Por Xavier Toscano G. de Quevedo

Con la festividad del Domingo de Ramos, da inicio el periodo que nos va llevando a los días ceremoniales de nuestra Semana Santa, que de igual forma llamamos Semana Mayor, y que se rubricará el próximo Domingo de Resurrección, que es nuestra magnánima solemnidad de todos los católicos.  

Por ello, y con motivo de la apertura de esta semana, se ha hecho una tradición que en la Plaza de Toros de Las Ventas, en Madrid, se realice el primer festejo en el que actúen matadores de alternativa —recordemos que han programado ya varias novilladas—, y como lo anunciara con anticipación el flamante empresario del coso venteño, Simón Casas, se lidió un encierro de la dehesa de Victorino Martin. Muy pocas opciones revelaron los “Victorinos” a sus lidiadores, pero la nota importante de la tarde fue el minuto de silencio a la memoria del “valentísimo Adrián Hinojosa”; ¡Descansa en paz TORERO!        

      
Así, dada la importancia de estos días, habremos de subrayar el estrecho vínculo que de siempre ha guardado el Espectáculo Taurino y sus protagonistas con nuestra religión. Habrá que recordar cuando los primeros caballeros se preparaban para el combate enfrentando con sus lanzas a toros bravos, y ya lograda su destreza y habilidad en el manejo de sus armas, salían a enfrentar a los paganos invasores, llevando en sus vestimentas y estandartes imágenes religiosas.  

A través de los siglos, cuando nuestra egregia y gloriosa fiesta va evolucionando, los mozos o ayudas de los caballeros se fueron convirtiendo en los protagonistas del “nuevo espectáculo”, y el fervor religioso heredado de los caballeros, se fue acrecentando hasta formar un sólido e indisoluble enlace en la vida y costumbre de los toreros.    

 
Un ejemplo más que axiomático son las “Capillas Privadas” que cada torero lleva como una pieza imprescindible en sus arreos de viaje, y que en las tardes cuando se enfundan el “terno de luces”, disponen en su cuarto de hotel, colocando con grande fervor las imágenes de La Virgen y Los Santos de su devoción, buscando con ello un momento de paz, e implorando su protección, para así iniciar su camino más confiados a la plaza de toros.

Todas estas expresiones palpables de religiosidad, se acrecientan durante esta semana, con la intervención de diferentes grupos o hermandades que participan activamente en los diferentes actos solemnes del Vía Crucis o Marchas Religiosas, y que es en Sevilla en donde se vive uno de los más claros ejemplos con su admirable e histórica Procesión del Silencio, en la cual se fusionan hermandades o cofradías en las que participan en lo más secreto toreros y aficionados, ya sea con la capucha y sus velas con solemnes pasos, o interviniendo como “costaleros” para cargar con “orgullo y fervor” los pesados altares en los que van representados los diferentes momentos de la Pasión de Nuestro Señor Jesucristo, o los monumentales altares de una hermosísima decoración y profusión de candelas de la imagen de La Virgen de La Macarena, patrona de los sevillanos.      

Son todos estos momentos de solemnidad vividos en esta semana, los que nos llevarán finalmente al Domingo de Resurrección, y para celebrar esta Gloriosa Fiesta, en Sevilla se abrirán las puertas del Real Coso Maestrante para dar paso a su primer cartel en este año 2017.

Esperamos con grandes expectativas lo que habrá de venir en cada festejo en La Maestranza. Pero siempre con el inequívoco e incuestionable asentimiento, que el protagonista cardinal, que es el único y verdadero eje central de nuestra extraordinaria y emblemática Fiesta, es Su Majestad el Toro Bravo.

Fuente: El Informador

Feria del Caballo de Jerez 2017: Roca Rey, en mano a mano con Talavante, es la novedad 


Padilla, en el cartel central de un abono en el que por primera vez en muchos años no se ofrece el festejo del Arte Ecuestre.

Por Francisco Orgambides.

Corazón torero es el lema de la Feria Taurina del Caballo en Jerez de la Frontera, unos carteles de abono conservadores elaborados a base de figuras del toreo de la estela Matilla –titular del coso de acuerdo con la firma barcelonesa Balañá– y unas combinaciones en las que destaca la desaparición de la corrida de rejones, sustituida por una corrida de toros y la presentación de Andrés Roca Rey en mano a mano con Talavante. Después de la feria de 2016 en la que José Tomás puso a Jerez en la primera división de las ferias de España, agotándose los abonos, vuelve a la normalidad el ciclo de la Feria del Caballo, con un pronunciado tinte conservador y ninguna apuesta. De hecho el jueves ya no habrá Corrida del Arte Ecuestre como es tradicional, sino una corrida de toros. 

La desaparición del festejo de rejones era un hecho en todas las informaciones que hemos venido manejando durante este invierno, solamente se contaba con la presencia de PabloHermoso de Mendoza abriendo un cartel mixto pero al final se ha cerrado la feria sin esa menor presencia del toreo ecuestre. 

De esta forma abre el abono el jueves 18 de mayo con una corrida de toros de Zalduendo en la que alternan, abriendo cartel, El Fandi, torero de la casa que el año pasado se quedó fuera; Cayetano Rivera, que hace dos años con motivo de su reaparición fue el icono de la feria y que en 2016 tampoco vino, y Alberto López Simón, que el año pasado indultó un toro de esta divisa en esta plaza.

El viernes 19 de mayo un cartel consolidado e infalible en este centenario ruedo: Juan José Padilla, Morante de la Puebla y Manzanares con los toros de Joaquín Núñez del Cuvillo.

El sábado 20 de mayo, tercer y último festejo de la feria –la corrida dominical ya es mero recuerdo – con un mano a mano entre Alejandro Talavante y Andrés Roca Rey, el peruano recién nacionalizado español, que se presenta en esta plaza y en este abono. En el día de la actuación, en desafío con un duelista de reconocidas armas toreras como es Talavante, y en el abono compitiendo en taquilla con nombres de las primeras filas del escalafón. 

Porque esta plaza es una de las definidoras de la cotización de los toreros, y me refiero a los tendidos, no a la arena. 

Una feria conservadora. 

El taponazo de José Tomás del pasado año, los abonos agotados, no ha dejado nada nuevo o para el futuro en Jerez. Si el año pasado, con el tirón del de Galapagar no hubo ni una triste novillada con picadores para amarrar el domingo, mucho menos la iba a haber en 2017. 

La empresa Matilla no quiere riesgos ni siembra futuro, algo que ya no sorprende.Y es que aunque el lema es “corazón torero” y ahí estamos de acuerdo, nada nos agradaría más que la empresa también hiciera al menos mínimo uso de tan principal víscera.

Fuente: Diario de Sevilla

Es lo que digo yo: Bipolaridad Texcocana

“El periodista, no debe erigirse en publicista del sistema, ni en agradador de toreros, empresarios y ganaderos. El periodista debe buscar la verdad y contarla. Sin más.” Alfonso Navalón.

Por Luis Cuesta – para De SOL y SOMBRA.

La fiesta de los toros en México sigue demostrando una extraña bipolaridad que a muchos nos parece incomprensible, aunque parece mentira algunos empresarios continúan comportándose como aficionados y no como profesionales del toro.

Este comentario viene en relación a algunos hechos que se han producido en el ultimo fin de semana en nuestro país.

Si analizamos lo sucedido en Querétaro y Texcoco podríamos pensar que las corridas de toros son un sopor por la conformación de los carteles y el ganado que se está lidiando, y, en consecuencia, el público esta abandonando las plazas como sucedió el pasado viernes en la Santa María de Queretaro.

La feria de Texcoco por su parte hasta el momento y pese a los esfuerzos de la nueva empresa su gestión no termina por convencer; todo esto en presencia de las figuras más reconocidas y con los toros más comerciales, pero las entradas han sido en términos generales regulares.

La verdadera noticia actualmente en México es una plaza llena.

Está comprobado que algunas figuras ya no interesan en provincia, pero continúan en los carteles porque no hay un relevo a la vista. También fracasan las empresas en alguna ciudad dejando la fiesta en crisis, pero continúan en otra, mientras la emoción en el ruedo esta extraviada y los públicos abandonan las plazas ante los altos precios del boletaje y una cartelera que generalmente no despierta el interés en el aficionado.

Pero la culpa no toda la llevan las figuras, en este caso Enrique Ponce, la culpa es de un sistema empresarial que apuesta en teoría a lo seguro o hacia lo fácil y en su apuesta llevan la penitencia, al tener que aceptar toda clase de exigencias y peticiones que terminan por afectar al espectáculo.

Incluir a Enrique Ponce y Sebastian Castella en la feria de Texcoco parecía una apuesta segura en el papel, sobretodo si tomábamos en cuenta sus pasadas actuaciones en la Temporada Grande donde rozaron la gloria con algunas faenas magistrales.

Pero el aficionado en la actualidad que es más meticuloso y más despierto que en otros tiempos, además de su hartazgo ante tantos abusos, intuyó que en Texcoco el nivel de importancia y del toro no sería el mismo y decidió no acudir a  la plaza.

Por eso ante los lamentables hechos ocurridos el pasado domingo en Texcoco, uno pensaría que los taurinos son un grupo sin escrúpulos, que actúa al margen de sus clientes, a los que engaña y decepciona tarde tras tarde y que por eso, la gente no va a las plazas, porque está cansada de tanta mentira y aburrimiento.

Pero no es así, algunos empresarios mexicanos simplemente no tienen el talento empresarial, ese que no lo da ni el dinero ni las relaciones públicas y en realidad es algo que muy pocos taurinos tienen en este país.

Por eso tantas empresas fracasan y lo peor es que ahí siguen.

Nadie puede quitarle el mérito y las ganas que intenta poner la empresa Pasión Ganadera en Texcoco, pero cuando el fondo taurino y el afán de protagonismo impera hasta en las redes sociales, uno se pregunta si están ahí mas por la foto y él abrazo, que por el dinero y lo taurino.

Porque mérito tiene todo aquel que invierte parte de su dinero en la fiesta brava, pero no por eso vamos a tapar el sol con un dedo y vamos a dejar de señalar aquello que nos parece equivocado.

Como equivocado nos pareció que para el festejo del próximo sábado de Gloria en Texcoco, la sustitución del torero español Julio Benitez fuera a caer en Javier Conde, otro torero extranjero. Y ojo me queda claro que el toreo no es de nacionalidades, pero si es de sentido común.

Desconozco que intereses personales o de amistad pueda tener la familia Uribe, pero me parece increíble de entrada que se haya incluido en la feria a Julio Benitez, que mas allá de ser hijo del quinto Califa no tenía muchos méritos ni despertaba interés su inclusión en el serial, pero resulta mas increíble que haya sido sustituido por un torero como Javier Conde y no por un torero mexicano como por ejemplo Fabian Barba o Juan Luis Silis quienes recientemente triunfaron en la Plaza México.

¿Además donde están las agrupaciones taurinas que deberían en estos casos de recomendar o hasta exigirle a la empresa que la sustitución de Julio Benitez fuera para un torero mexicano? ¿Se habrán ido de vacaciones a Sevilla?

Ante estas acciones, el mensaje que nos manda el sector taurino es que no conoce la competencia en el sentido comercial. Ni tampoco existe una regulación del mercado que promueva la ‘competencia justa’ entre los toreros y obligue a las empresas a que hagan un esfuerzo para defender los intereses generales de la fiesta y de esta manera conseguir un espectáculo mas profesional y equilibrado.

Si seguimos así, es decir anteponiendo primero la foto en Facebook o en Twitter antes que lo taurino, muchos, algún día lamentaremos su desaparición.

Menos twitter y más fondo taurino.

Es lo que digo yo.

Twitter @LuisCuesta_

Prestigio en los ruedos de México


La dehesea nuevoleonesa acumula casi 150 años de enaltecer, con su bravura, a la fiesta de los toros a lo largo y ancho de la república mexicana.

Llevar la crianza de los toros de lidia, es de por sí, una labor harta difícil para quien se hecha esta aventura a cuestas, pero hacerlo con el prestigio cimentado por sus antepasados que forjaron con pasión y gran devoción su propia historia de grandeza, enalteciendo con su casta y su bravura a la fiesta de los toros en nuestro país, sólo pocas casas ganaderas lo han logrado.

Antaño, la historia cuenta como Atenco, la primera y más antigua de estas, Piedras Negras, San Mateo, San Diego de los Padres, La Punta, La Laguna, Pastejé y muchas otras más, tienen su lugar en los anales del toreo mexicano por el prestigio de sus criadores, ganado a pulso de la bravura latente que a cada embestida de sus bureles, quedó de manifiesto en las plazas de toros y marcado en el corazón de la gente para la historia y grandeza del toreo.

Algunas de ellas, hoy ya no existen y las que sí, no son lo que antes fueron, grandes y prestigiosas casas ganaderas que eran exigidas por las figuras para dar sustento a sus estaturas profesionales y sus camadas enteras, disputadas por los empresarios para llevar el prestigio, la raza y la bravura mexicana de los toros de lidia, a sus ferias, sus fiestas y sus plazas de toros.

Al paso de los acontecimientos históricos que dieron forma a nuestro país, en algunos casos muchas dehesas desaparecieron o fueron disminuidas o mermadas, haciendo mella en la producción de ganado bravo, pues muchos ejemplares fueron sacrificados para dar alimento a las tropas en los campos de batalla.

En 1870, don Pascual Lecea, un hombre procedente del país vasco, con gran afición fundó en ‘La Ermita’ de Lampazos del Naranjo, Nuevo León, el rancho y ganadería de ‘Golondrinas’ con ganado criollo.

A la muerte de don Pascual, la hacienda queda en manos de su hija doña Blasa Lecea, quien con la misma devoción que su padre, vio por la dehesa desde el año de 1900 a 1925, empezando a lidiar por aquellos años con el nombre de ‘Golondrinas’; en Bustamante, NL, existe un cartel de que data de 1906 que da cuenta de una corrida donde se lidiaron toros de su ganadería.

Además de batallar con las dificultades propias de la crianza de ganado, doña Blasa tuvo que enfrentar con carácter y superar con mucha determinación y harta inteligencia, la complicada época de la Revolución Mexicana.

Luego del primer cuarto de siglo, sus hijos, don Jacobo y don José María Domínguez Lecea, toman el mando de la dehesa y le dan un nuevo impulso a esta casa ganadera, agregando en 1931, ocho sementales de la ganadería de Malpaso, teniendo su primer tienta el año siguiente.

Al fallecimiento de don Jacobo, el 9 de febrero de 1972 su hijo, el ingeniero Óscar Domínguez Escobar, adquiere la parte de su tío para convertirse en el único dueño de la ganadería.

Durante todo este proceso desde la primer cuarto del siglo pasado hasta que toma las riendas don Óscar, por el tentadero de la ya famosa y prestigiada ganadería, desfilaron toreros de la talla de Heriberto García, Alfonso Ramírez ‘El Calesero’, Carlos Arruza, Gregorio García, Luis y Felix Briones, Raúl García, Héctor Saucedo, Joel Téllez ‘El Silverio’, Fernando de la Peña, Roberto Ortíz ‘El Fotógrafo’, Eloy Cavazos, Manolo Martínez, Enrique Garza, Mario Escobedo ‘El Regio’, Alberto Galindo ‘El Geno’, Hernán Ondarza, entre muchos otros además de toda la ‘flota’ de aspirantes, maletillas y novilleros de diferentes épocas de la historia del toreo neoleonés.

“Me siento muy contento y agradecido por lo que he vivido a lo largo de mi vida en la ganadería y aunque falta mucho por delante, desde hace tiempo y poco a poco, hemos ido manejando en conjunto la ganadería mi hijo Óscar y yo”, relata el ganadero que cuenta con casi 90 años de edad y 45 de haberse hecho cargo de la dehesa. 

(Con información de @cabritomayor)


Grandes figuras

Éstos son los diestros que han podido conquistar éxitos importantes en sus carreras con toros de la ganadería de Golondrinas:

Carlos Arruza
Alfonso Ramírez ‘El Calesero’
Antonio Velázquez
Fermín Rivera
Lorenzo Garza
Jesús Solórzano
Manolo Martínez
Eloy Cavazos
Curro Rivera
Manolo Arruza
Jorge Gutiérrez
Manuel Capetillo
Guillermo Capetillo
Miguel Espinosa ‘Armillita’
David Silveti
Fermín Espinosa ‘Armillita’
Pablo Hermoso de Mendoza
Eulalio López ‘Zotoluco’
Juan Bautista
Joselito Adame