Archivo de la categoría: Sevilla

@Taurinisimos 105 – Ferias de Sevilla y Aguascalientes, 2017. PREVIO Semanal.

Programa @Taurinisimos de @RadioTVMx del viernes 21 de Abril de 2017. Conducen Miriam Cardona @MyRyCar y Luis Eduardo Maya Lora @CaballoNegroII.

Actualidad Taurina. Sevilla 2017, Domingo de Resurrección Faenas de Morante, Manzanares y Roca Rey. Análisis Previo Semana de Preferia.

Feria de Aguascalientes – Alternativa de Diego Emilio, faenas de Ignacio Garibay y Sergio Flores, triunfador Oreja de Oro.

Enlace en directo con Ana Delgado desde Aguascalientes, Plaza Monumental. Análisis Semanal

Producción Miguel Ramos.

La próxima emisión de #Taurinísimo será el próximo viernes 28 de Abril de 2017 a las 7 pm (Mex) a través de http://www.radiotv.mx

#EsperamosSuOpinión.

Twitter: @Taurinisimos.

Mail: taurinisimos@gmail.com

FB/Taurinísimo

Anuncios

Domingo de Resurrección: Reencuentro con la sevillana más guapa

Una mal presentada, descastada e inválida corrida de Núñez del Cuvillo entristeció una tarde luminosa

Por Antonio Lorca.

Es, sin duda, la sevillana más guapa. ¿Del mundo? Quizá; no es fácil conocerlas a todas, pero esta es de una belleza inmaculada, una preciosidad, de esas que te dejan sin habla. Y cuantas más veces la admiras, más te gusta. Vuelves cada año por estas fechas, y La Maestranza, -de la plaza se trata, qué se creían- se presenta vestida como una reina, limpia, perfumada, reluciente, coloreada de amarillo, blanco y rojo, de estreno y dispuesta para el noviazgo, una temporada más, con la fiesta que le da sentido a su existencia.

Sus buenos dineros se gasta la corporación maestrante en que parezca una sevillana en flor a pesar de su edad; y así, cada primavera abre sus puertas para gozo y deleite de todas las miradas, y se convierte en la pasarela más hermosa para el arte más sublime. Así es la rosa; así es la plaza de toros de La Maestranza de Sevilla, una obra de arte construida a trompicones, en tiempos distintos, sin el objetivo, quizá, de ser una belleza, pero lo es por obra y gracia de una milagrosa armonía.

Visitar esta plaza un Domingo de Resurrección luminoso como el de ayer es una gozada que no tiene precio; quien no la conozca que apunte en su agenda una próxima visita. No le defraudará. Merece la pena disfrutar con la sevillana más guapa. Vacía es una maravilla; llena, como ayer, transmite una impresión indescriptible. Qué pena que tan extraordinario escenario no albergara un espectáculo en consonancia con su categoría. Se inauguró la temporada con un cartel de postín: Morante, Manzanares y Roca Rey, con toros de Núñez del Cuvillo, una combinación perfecta para los aficionados toreristas que tanto abundan en detrimento de la exigencia del toro y el torero heroico.

A nadie sorprende que las figuras eligieran la ganadería gaditana, pues se aprobaron seis toros muy justos de presencia, nobles hasta la saciedad, y amuermados, descastados, inválidos y vacíos de bravura. Una corrida sin fuerza y bondadosa. Tonta e inservible hasta la exageración. Y de tal modo no es fácil que el arte se haga presente. Y mira que está fácil Sevilla, defecto que ya viene de lejos; mira que se aplauden vulgaridades, y se jalean momentos que hace poco exigían el silencio expectante. Pues ni por esas; no hay manera de entresacar secuencias de recordada emoción. Anda que no tiene ganas Sevilla de que triunfe Morante… 

Y él también, pero con estos toros tendrá que esperar, como espera cada año, que le salga el gordo de la lotería para mostrar sus esencias. Ayer, un detalle por aquí, otro por allá, y poco más. Decisión, mucha, con capote y muleta, pero, mientras persista con estos toros, nada. Lo intentó en su primero, distraído y sin fondo de casta, con cara de niño, y se justificó con algunos muletazos con la mano derecha. Se lució por delantales en un quite al tercero que cerró con una media cincelada con una lentitud tan sentida como imperceptible. Ante el cuarto volvió a intentarlo sin éxito ante otro animal inservible.

¿Y Manzanares? Decir que cayó de pie en esta plaza es quedarse corto. Sevilla lo arropa y lo empuja hacia el triunfo, y ayer no paseó alguna oreja porque falló con la espada ante el quinto. Su innata elegancia destaca aún más ante toretes infumables como los de Núñez del Cuvillo. Algo más se dejó el quinto, que no fue picado, como toda la corrida, y lo muleteó con nervio, despegado casi siempre y con una decisión muy agradecida por los tendidos. No acertó a la hora de matar y todo quedó en una cariñosa ovación. Desapercibido quedó en su primero, un muerto en vida.

Y se esperaba todo de Roca Rey. A pesar de lo que pudiera creerse, seguro, seguro que no habrá aprendido la lección, y en cuanto pueda volverá con esta ganadería. Es el sino de las llamadas ‘figuras’.
Lo intentó de principio a fin, intervino en quites por chicuelinas y con el capote a la espalda, intentó capotear de rodillas al sexto, pero toda su labor no pasó de decidida y discreta. Se dio un arrimón ante el tercero, que no merecía otra cosa, pues no permitía el toreo de muleta por su falta de fuerza y movilidad, y ni eso pudo intentar ante el último, inválido protestado, que urgía su paso a una vida más placentera.

Del Cuvillo/Morante, Manzanares, Roca

Toros de Núñez del Cuvillo, muy justos de presentación –el primero, anovillado-, mansos, descastados y muy blandos.

Morante de la Puebla: cuatro pinchazos _aviso_ pinchazo y media (silencio); estocada caída, tres descabellos y el toro se echa (ovación).

José María Manzanares: estocada (silencio); pinchazo y estocada _aviso_ (ovación).

Roca Rey: estocada (ovación); pinchazo y estocada (silencio).

Plaza de La Maestranza. Inauguración de la temporada. 16 de abril. Lleno de ‘no hay billetes’. Se guardó un minuto de silencio en memoria de los toreros Manolo Cortés y Pepe Ordóñez y del niño Adrián Hinojosa

Roca Rey.

Publicado en El País 

Las Ventas y la Maestranza celebran este domingo corridas de alto voltaje

Uno de los toros de la ganadería de Montealto, presentados para la corrida del domingo. Plaza 1.

Por Antonio Lorca.

Curro Díaz y José Garrido -artística veteranía y juventud arrolladora- en Madrid; Morante, Manzanares y Roca Rey, en Sevilla. Los dos primeros lidiarán seis toros de la ganadería de Montealto; a los tres restantes les esperan reses de Núñez del Cuvillo.

Estas son las dos propuestas que presentan las dos plazas más importantes del mundo taurino para este Domingo de Resurrección, 16 de abril. Dos festejos de alto voltaje, entre los que destaca, sin duda, el que se anuncia en la capital de España por el emocionantísimo recuerdo que ambos toreros dejaron en la afición en la Feria de Otoño del año pasado, cuando se enfrentaron a una durísima y correosa corrida de Puerto de San Lorenzo, de la que salieron victoriosos tras recibir una fuerte paliza.

Curro Díaz volvió a demostrar aquella tarde que es un torero de una pieza, valiente y elegante artista, que no se arredra ante las enormes dificultades que le planteó su lote; el joven Garrido, por su parte, fue volteado, zarandeado, perseguido y pisoteado por sus toros, ofreció toda una lección de pundonor y se ganó el respeto y la admiración de la afición madrileña.

Los dos vuelven a Las Ventas con todos los honores, junto a los toros de Montealto, en uno de los carteles más interesantes de la temporada que ahora comienza. La ganadería que dirige Agustín Montes, fundada en el año 2000 con vacas y sementales de Luis Algarra y Victoriano del Río, ha triunfado ya en esta plaza, y se ha distinguido por su clase y encastada nobleza.

En otro plato fuerte se celebrará en la plaza de la Real Maestranza de Sevilla, que inaugura la temporada con un cartel torerista, como es habitual cada año en esta ciudad.

Tras una intensa Semana Santa, el Domingo de Resurrección en la capital andaluza es el día taurino por excelencia; se espera que se cuelgue el cartel de ‘no hay billetes’ y los ánimos estarán dispuestos para que se abra la Puerta del Príncipe a poco que los toreros ofrezcan motivos. No en vano están anunciados dos ‘consentidos’ de esta plaza, Morante de la Puebla, a quien todo se le perdona y jalea, y José María Manzanares, que tiempo ha fue acogido como hijo predilecto aunque naciera en tierras alicantinas. Ambos estarán acompañados por el joven Andrés Roca Rey, nuevo en este cartel, la gran esperanza de la temporada, en quien están depositadas todas las ilusiones. En este cartel, los toros importan menos. Pertenecen a la ganadería gaditana de Núñez del Cuvillo, una de las más comerciales y nobles -y también menos emocionantes- del campo español, razones suficientes para que figure entre las preferidas de los toreros de postín.

Veinticuatro horas antes de que se abran las puertas de cuadrillas en Madrid y Sevilla, habrá toros en la plaza de Málaga. Allí, el llamado Sábado de Gloria se inaugurará la temporada con un festejo mixto, en el que se lidiarán dos toros de Guiomar Cortés Moura, para el rejoneador Diego Ventura, y cuatro de Torrehandila-Torreherberos, para Fortes y López Simón.

No hay quien encuentre a Barceló

Por Luis Carlos Peris.

Aparcando la ristra de complejos que le llevó a dialpidar el capital de veinte concejales, Zoido instituyó un premio taurino a tono con lo que Sevilla significa en el toreo. 

Tan importante fue que los primeros premiados fueron Pepe Luis y Curro, los dos últimos ocupantes del trono de Sevilla. 

Pero el sucesor de Zoido en la Casa Grande no quiso incomodar al antitaurinismo y optó por el híbrido de premiar a la cultura en vez de a un torero. Y le dio el premio a Miquel Barceló, el pintor balear que perpetró el cartel más antitaurino que imaginarse pueda. 

Ahora el premio anda arrumbado sin perrito que le ladre, pues el premiado anda de la misma forma que Bob Dylan para la Academia sueca, total.

Y ahí está el bueno del alcalde buscando a alguien que lo recoja en nombre de Barceló, mientras el preferido para tal purgante se resiste como gato panza arriba.

Publicado en el Diario de Sevilla 

Feria de Sevilla 2017 – Corridas de Toros 

De SOL y SOMBRA.

La empresa Pagés ha ideado una larga e imaginativa feria con Morante de la Puebla como eje central entre abril y mayo, actuará en cuatro tardes) con casi todas las figuras, excepto José Tomás.

José María Manzanares estará tres tardes en la feria y otra más durante la feria de San Miguel en septiembre. También estarán tres tardes Alejandro Talavante y el peruano Andrés Roca Rey.


El Juli estará en dos tardes, la segunda tarde será con los hermanos Rivera Ordóñez, Francisco que se despide y Cayetano

Por los diestros mexicanos estará José Adame y el novillero Leonardo Valadez.

Carteles:

Domingo de Resurrección, 16 de abril. Morante de la Puebla, José María Manzanares y Roca Rey (Núñez del Cuvillo).

Domingo, 23 de abril. Diego Urdiales, Manuel Jesús ‘El Cid’ y el mexicano Joselito Adame (Fuente Ymbro).

Miércoles, 26 de abril. José Garrido, Álvaro Lorenzo y Ginés Marín (Torrestrella).

Jueves, 27. Morante de la Puebla, Julián López ‘El Juli’ y Alejandro Talavante (Garcigrande-Domingo Hernández).

Viernes, 28. Enrique Ponce, José María Manzanares y López Simón (Juan Pedro Domecq-Parladé).

Sábado, 29, Antonio Ferrera, Manuel Escribano y Paco Ureña (Victorino Martín).

Domingo, 30 (rejones). Diego Ventura, Sergio Galán y Lea Vicens (Fermín Bohórquez).

Lunes, 1 de mayo. Rivera Ordóñez ‘Paquirri’, que se despide de la Maestranza, Julián López ‘El Juli’ y Cayetano Rivera Ordóñez (Daniel Ruiz).

Martes, 2. Morante de la Puebla, Miguel Ángel Perera y Javier Jiménez (Hnos. García Jiménez-Olga Jiménez).

Miércoles, 3. Juan José Padilla, David Fandila ‘El Fandi’ y Manuel Escribano (Jandilla-Vegahermosa).

Jueves, 4. Morante de la Puebla, Alejandro Talavante y David Mora (Núñez del Cuvillo).

Viernes, 5. Sebastián Castella, José María Manzanares y Roca Rey (Victoriano del Río-Toros de Cortés).

Sábado, 6. Juan José Padilla, Antonio Ferrera y López Simón (El Pilar-Moisés Fraile).

Domingo, 7. Antonio Nazaré, Pepe Moral y Esaú Fernández (Miura).

Domingo, 14 (novilladas). El mexicano Leo Valádez, Jesús Enrique Colombo y Toñete (Guadaíra).

Domingo, 21. Andy Younes, Alfonso Cadaval y carlos Ochoa (El Freixo).

Domingo, 28. Santana Claros, Lagartijo y Rodrigo Molina (Villamarta).

Jueves, 8 de junio (nocturnas). Aitor Dario ‘El Gallo, Ferrater Beca y Jesús Muñoz (La Quinta)

Jueves, 15 (Corpus Christi). Pablo Aguado y Rafael Serna, mano a mano (El Parralejo).

Jueves, 22. Alfonso Cadaval, Alejandro Gardel y David Salvador (Talavante).

Jueves, 29. Ángel Jiménez, David Martín y Antonio Medina (Partido de Resina).

Sábado, 23 de septiembre (Feria de San Miguel). Enrique Ponce, Alejandro Talavante y Pablo Aguado que tomará la alternativa (Garcigrande-Domingo Hernández).

Domingo, 24. José María Manzanares, Roca Rey y Rafael Serna que tomará al alternativa (Hnos. García Jiménez-Olga Jiménez).

El capítulo referente al precio de las localidades lo ha desarrollado Pedro Rodríguez Tamayo, uno de los consejeros delegados de la Empresa Pagés, destacando que el precio variará según la fila del tendido y que se prevé un descuento de hasta el 30% en los abonos de sombra alta…

Por último, el plazo de renovación de abonos estará abierto del 13 al 18 de marzo, Los nuevos abonos se podrán adquirir entre el 13 y el 25 de marzo, mientras que las entradas sueltas saldrán a la venta en taquillas el 6 de abril.

Opinión: Carteles

No deja de sorprender ese desdén tan sevillano que desprecia lo cosmopolita por ajeno.

La semana pasada quedaron presentados los dos carteles más relevantes de la ciudad, el de las fiestas de primavera que promueve el Ayuntamiento, obra de la pintora Nuria Barrera, y el de la temporada taurina que cada año patrocina la Real Maestranza, en esta ocasión encargado al pintor madrileño Carlos Franco. Y como cada año, con la resonancia que proporcionan las redes sociales, han recaído sobre los mismos muchas críticas, como era de esperar mayormente elogiosas con el primero, y ácidas (en su acepción más sevillana) con el segundo. Más que la parte técnica del debate, sobre el que mi opinión no tiene más peso que cualquier otra, me interesa su parte sociológica.

Yo creo que Nuria Barrera ha pintado el cartel que muchísimos sevillanos querrían pintar, y se sienten plenamente identificados con él. La idea del armario abierto de par en par con sus túnicas, su traje de flamenca, su sombrero para el Rocío, la almohadilla para los toros y demás elementos característicos de nuestras fiestas más populares (desde luego, su dueño o dueña no se pierde una…) casa bien con la imagen de la ciudad más costumbrista, la que se identifica sobre todo con la tradición y sus fiestas de primavera. Una versión alegre y colorista de “la vida es una semana”, que decía el poeta. Un buen cartel pintado jugando en casa, a favor de corriente, que a buen seguro decorará las paredes de numerosos bares y tertulias.

La buena acogida de aquel es inversamente proporcional a la que se le ha dado al cartel taurino, nuevamente atacado sin piedad desde las trincheras del sevillanismo más folclórico, poco menos que un mamarracho incomprensible y carísimo que mejor estaría en cualquier galería de arte moderno de esas a las que nadie va. No deja de sorprender ese desdén tan sevillano (¿qué sabrá éste de lo nuestro?) que desprecia lo cosmopolita por ajeno, aunque su autor sea un artista de primera fila que expone en las principales citas del mundo.

A mí, si me preguntan, diré que me ha gustado mucho el cartel de los toros, pero más me gusta el giro que ya hace unos años dio en este tema la Real Maestranza, trayendo a Sevilla lo mejor de las artes, de la pintura y también de la escritura. En tiempos tan oscuros para la fiesta, es un lujo y agradezco que el pregón taurino lo haya dado gente como Vargas Llosa o Gómez Pin, aunque tenga ya en el armario esperando mi túnica para el miércoles santo.

Fuente: Diario de Sevilla

La temporada taurina en Sevilla ya tiene cartel

Por Paco García.

El Salón de Carteles de la plaza de toros de la Real Maestranza de Caballería de Sevilla ha acogido este viernes la presentación de la obra pictórica realizada por el artista madrileño Carlos Franco Rubio para anunciar la temporada taurina 2017 en el coso del Baratillo. El cuadro, en técnica mixta de litografía y acrílico sobre lienzo, nos presenta la imagen abstracta pero plena de colorido de un torero ejecutando un galleo con el capote sobre los hombros, el llamado quite del bu que inmortalizara Joselito El Gallo, y su reflejo en el agua del río, según nos ha contado el propio artista. 

Adscrito a la nueva figuración madrileña surgida en la década de los setenta del pasado siglo XX, la pintura de Carlos Franco se caracteriza por la atracción que en él producen los motivos simbólicos de la mitología clásica o del inconsciente. Desde sus primeras obras, en las que se adviertenreferencias directas a los grandes artistas del pasado, entre ellos los decimonónicosDelacroix e Ingres, Franco ha experimentado con la yuxtaposición de imágenes y la voluptuosidad del color, experimentación que le ha llevado en su obra reciente a investigar en los soportes y técnicas pictóricas, incluyendo los medios digitales combinados con los manuales.

Su primera exposición individual tuvo lugar en la Sala Doncel de Pamplona (1971). Un año después expuso en Madrid, en la galería Amadís. En años sucesivos alternó las exposiciones individuales con la ilustración de libros, entre ellos la Eneida de Virgilio para ediciones Turner, y ocasionales trabajos de decoración, como los decorados para el Congreso Nacional de Magia de 1977. En 1989 se adjudicó el concurso convocado por el ayuntamiento de Madrid para la decoración mural de la fachada de la Real Casa de la Panadería en la Plaza Mayor, al que también fueron invitados Sigfrido Martín Begué y Guillermo Pérez Villalta.

Desde 2003 expone en la galería Marlborough de Madrid. Una muestra itinerante de su pintura, organizada en 2004 por la Sociedad Estatal para la Acción Cultural Exterior (Seacex), se expuso en Panamá, Museo del Canal Interoceánico,Cartagena (Colombia), Centro Cultural de España, Curitiba (Brasil), Museo Oscar Niemeyer, San José (Costa Rica), Sala de Exposiciones del BBVA, y Salvador de Bahía (Brasil), Centro Caixa Económica Federal.

El Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía organizó en 2007 una muestra del conjunto de su obra gráfica para ser expuesta en el Monasterio de Silos (Burgos). En el terreno de la escultura, en 1996 presentó una colección de piezas en hierro forjado y chapa de hierro cortada con láser para Loewe Hnos. expuesta en los escaparates de sus tiendas de febrero a abril de ese año.

Con esta nueva incorporación, la Maestranza amplia su gran colección de carteles taurinos, iniciada en 1994 y que desde entoces incluye nombres como los de Fernando Botero, Carmen Laffón o Guillermo Pérez Villalta.

Fuente: http://cadenaser.com

Esaú Fernández: «Me gustaría matar la corrida de Miura en Sevilla»

Por Lorena Muñoz.

El torero Esaú Fernández (Camas, 1990) ha manifestado su deseo de anunciarse con la corrida de Miura en la próxima Feria de Abril. El sevillano considera que es «una idea que me ilusiona», aunque reconoce que es su apoderado, Mateo Carreño, quien tiene que trasladarla a la empresa Pagés. «La conversación la tiene que tener mi apoderado que es quien cierra los contratos aunque creo que es una propuesta bonita para mí e incluso para la empresa».

Para Esaú es «un sueño que tengo desde pequeño, matar la de Miura en Sevilla. Ya la he matado en Pamplona hace dos temporadas y el año pasado cuajé un toro de este hierro en Tudela. Me ilusiona mucho que fuera en Sevilla porque recuerdo cuando mi padre me traía a los toros los domingos de feria a ver esta corrida».

El torero asegura que este compromiso le llegaría «en un buen momento de mi carrera profesional en el que estoy asentado, maduro e incluso feliz en mi vida así que hacer una cosa bonita como esta me vendría muy bien. Me apetece mucho que salga». Un año, además, con muchos alicientes, ya que el hierro cumple 175 años. 

«Miura es ua gran familia que me ha tratado siempre fenomenal y me une una gran amistad con Antonio y con Eduardo», asegura.

El diestro confía en poder estar anunciado en los carteles de la Real Maestranza como ha ocurrido desde que tomó la alternativa en el año 2011 con Morante de la Puebla y Manuel Jesús «El Cid» en el cartel. «Creo que he hecho méritos, casi todas las tades he cortado orejas y el único año que toreé de novillero estuve a punto de abrir la Puerta del Príncipe. Hace dos temporadas, en la Feria de San Miguel, estuve también cerca pero fallé con la espada. El año pasado no hubo opciones, fue un día muy malo, con lluvia y a contraestilo, a pesar de que en el cartel estábamos tres toreros jóvenes necesitados de un triunfo -por Jiménez Fortes y Borja Jiménez– . No hubo suerte ni por la climatología ni con la corrida de Tornay que no ayudó. La empresa, además siempre me ha tenido en cuenta y se ha portado bien conmigo y a mí, como es lógico, me ilusiona torear en mi tierra», destaca.

Por el momento, Esaú continúa entrenando para empezar a torear en el mes de febrero. «Ahora mismo estoy preparando la temporada, haciendo campo y viviendo a caballo entre Sevilla, Madrid y Salamanca. La preparación es intensa cara al primer festejo que tengo esta temporada que es en América, en concreto en Venezuela, en la Feria de Mérida y luego empezar el año aquí. Todavía no hay nada cerrado en España pero confío en que salgan varias cosas pronto».

En febrero parte hacia América para matar el día 24 una corrida de toros de San Antonio, con Erik Cortés y Javier Castaño. «Es una feria en la que el año pasado le corté dos orejas a un toro. Lo cierto es que tengo buen cartel en Venezuela y todos los años cuentan conmigo un día bueno. Me viene bien no parar, para sonar y preparar lo que viene».

Respecto a la situación actual, con el descenso del número de festejos en muchas ferias, Esaú se muestra optimista. «El toreo está como está y toreros como yo dependemos mucho de Sevilla y Madrid así que intentaremos estar en la Feria de Abril y en San Isidro. Lo bueno que tiene un torero es que su vida puede cambiar en diez minutos. Cuando uno está preparado y cuajado, la puede cambiar. Lo que me hace falta es pegar un aldabonazo fuerte. Creo que el mejor Esaú está por descubrir».

Publicado en La Voz de Cadiz