Archivo de la categoría: Diego Ventura

Feria de San Isidro: Diego Ventura, caricatura del triunfo


Por Antonio Lorca.

El día que Diego Ventura decida enfrentarse en una plaza como esta a un toro habrá escalado el peldaño definitivo para ser reconocido como figura histórica del toreo a caballo.

Un toro bravo, se entiende, con el trapío suficiente, fortaleza, fiereza, casta, nobleza… y en puntas.

Mientras eso no ocurra, Ventura seguirá siendo un buen rejoneador, en la cima, sin duda, que enardece a los públicos generosos y festivos, pero cuya huella es pasajera y olvidable.

Ventura posee una cuadra extraordinaria y unas condiciones excepcionales como caballero y torero para no tener necesidad de engañar a nadie. Y lo de ayer, en Madrid, fue un burdo engaño; o, al menos, a eso sonaba.

Una supuesta figura del rejoneo no puede venir a Madrid con los toros de Los Espartales, una corrida impresentable, de esas que igual valen para Las Ventas que para una plaza portátil, con toros que derrocharon mansedumbre y falta de casta. Y algo peor, toros con un comportamiento extraño, enfermizo, impropio de un animal en plena madurez. Más que toros parecían perritos falderos, juguetes, muñecos de laboratorio con el ánimo corto para que planteen los menos problemas posibles.

Un perrito era su primero, sin fuerza ni casta, bondadoso hasta la extenuación, con el que Ventura jugó, se divirtió y animó a los tendidos. Se lució a lomos de Nazarí, un caballo torero, con el que templó en dos vueltas al ruedo completas, con el toro imantado a los costados de la cabalgadura. ¡Si hubiera sido un toro en lugar de un perrito faldero…!

Triunfó ante el quinto con Sueño, otro caballo para la historia, con el que templó, toreó y realizo todas las filigranas imaginables. Todo muy bonito, solo que no había toro, sino una caricatura con cuatro patas y color negro.

Salió a hombros —es ya la decimotercera vez que cruza la puerta grande de esta plaza—, y esbozaba una sonrisa de jovial y comprensible satisfacción. Pero en su fuero interno, sabe o, al menos, debe saber, que una figura solo se cincela ante toros de verdad. Y Ventura se está engañando a sí mismo y a los demás.

El caso de Andy Cartagena tiene otros argumentos. Este caballero prefiere el espectáculo circense al toreo auténtico. No tuvo toros, esa es la verdad. Su primero estaba cogido del pechito o padecía alguna enfermedad propia o sobrevenida porque su semblante era más que preocupante; parecía mareado o con sus facultades físicas muy perjudicadas. Pero no era menos sobresaliente su mansedumbre. En consecuencia, faltó toreo, emoción y torero. La lidia del cuarto fue un tormento, un sopor, un dolor… Huía de su propia sombra y buscaba una salida con lastimoso interés. Y a falta de toreo, el caballero optó por divertir al público con el caballo que anda a pie cojito, el otro que se alza de manos y un tercero que se sienta en la arena y saluda todo ufano al respetable. Un público, por otra parte, que se lo pasa en grande con estas veleidades.

Y el joven Leonardo Hernández no tuvo mejor suerte. Su primero no quería pelea y miraba hacia las tablas con desesperación; fue tal su fijación que consiguió saltar al callejón, motivo por el que se dio un tremendo costalazo sobre el cemento del que salió prácticamente lisiado. Solo la entrega del caballero consiguió algún momento de interés. Lo mismo sucedió en la lidia del sexto, otro manso de libro, al que Hernández le clavó un par de banderillas a dos manos a toro parado, lo cual también debe tener su mérito.

LOS ESPARTALES / CARTAGENA, VENTURA, HERNÁNDEZ

Toros despuntados de Los Espartales, mal presentados y de feas hechuras, muy mansos, blandos y muy descastados.

Andy Cartagena: pinchazo y rejón contrario (silencio); rejón en lo alto (ovación).

Diego Ventura: pinchazo y rejón en lo alto (oreja); pinchazo y rejón en lo alto (oreja). Salió a hombros por la puerta grande.

Leonardo Hernández: pinchazo trasero (ovación); rejón trasero y dos descabellos (silencio).

Plaza de Las Ventas. Décima corrida de feria. 20 de mayo. Lleno de ‘no hay billetes’ (23.624 espectadores).

Fuente El País 

Foto: Info. Diego Ventura

Anuncios

Feria de Sevilla: Un domingo al galope en la Real Maestranza

Después de las emociones de la tarde del sábado en la que la fiereza de un toro de Victorino y el valor sin cuento de Antonio Ferrera llenaron de luz torera la Maestranza nos plantamos ante la rareza de que en plena feria, no olvidar que ya comenzó este sábado, en tarde de domingo se programe una corrida de rejones. Es verdad que en los años recién tes se hizo lo mismo pero el domingo aún no era plena feria. Lo cierto es que el pragmatismo pesetero de las empresas no conoce tradiciones ni respeta la historia.

Se tira por la calle de las ganancias de una tarde barata con buenísima entrada. Y en vez de una seria corrida de toros hay que tragarse una tarde de domingo al galope. Porque vaya galopadas, vaya caballazos y que poco bueno en la de rejones de ayer. Por recuperar lo más rescatable me quedo con la actuación de Diego Ventura con el manso que salió en quinto lugar. El toro, de salida, se fue descaradamente a tablas y el portugués echó mano de recursos y técnica para vencer la querencia del de Bohórquez. Al final hizo lo que le vino en gana y hasta se dio el lujo poner un par a dos manos sin bridas, gobernando el caballo a punta de espuela. Recordó Ventura al inolvidable Gregorio Moreno Pidal que tantas tardes salió a rejonear sin cabezal.

Sergio Galán estuvo medido en su primero y muy frenético en el cuarto al que cortó una oreja. El rejoneador madrileño navega con solvencia en las grandes ferias como telonero de lujo y en otras como acompañante de Pablo Hermoso de Mendoza. 

La francesa Lea Vicens falló varias veces al clavar banderillas en el tercero y gesticuló y galopó con altibajos en el gran toro que cerró plaza.

Plaza de la Real Maestranza. Sexta corrida. Tres cuartos de entrada. Toros de FERMÍN BOHÓRQUEZ (5), algunos blandísimos, en general se mvieron y el sexto resultó muy encastado. SERGIO GALÁN (6). Rejón que descorda (saludos). Rejón (una oreja). DIEGO VENTURA (6). Rejón caído (una oreja). Pinchazo, rejón y descabello (ovación). LEA VICENS (4). Pinchazo, rejón corto y descabello (silencio). Pinchazo, pinchazo hondo y descabello (palmas).

Fuente: Marca

Urdiales regresa a La Plaza México con la de Barralva

image2

De SOL y SOMBRA.

Diego Urdiales sustituirá a Manzanares el próximo domingo 29 de noviembre en la Plaza México.

Urdiales, que confirmó la alternativa el pasado domingo dejó una excelente impresión, la cual le ha permitido regresar al coso capitalino para compartir cartel con Federico Pizarro y El Payo ante un encierro de Barralva.

Para esta noche en La México 

Este viernes se dará la quinta corrida de la temporada en la Plaza México a partir de las 20:00 horas,  para festejar el aniversario de la Revolución de México,ademas de que este festejo estará dedicado al maestro Silverio Pérez al cumplir los cien años de su nacimiento.

La Peña Taurina  “Los Armillita, Garza y Silverio” están invitando a la develación de una placa con motivo del centenario del natalicio del maestro Silverio Pérez, a las 18:00 horas en la puerta principal de la Plaza México. Desde luego, estarán presentes los familiares de gran torero mexicano.

Y a partir de las 20 horas se iniciará la quinta corrida de la temporada con un cartel integrado por el español Juan José Padilla, José Mauricio y Juan Pablo Sánchez, quienes despacharán astados de Marco Garfias que llevaran nombres alusivos a la Revolución.

Twitter @Twittaurino

Diego Ventura “Una figura debe salir a darlo todo siempre”

img_1458

En Valencia demostró que se debe a su público. Su entrega sin límites, su disposición frente a todo tipo de toros y su manera de vivir cada faena son valores que los aficionados valoran, y que le convierten en un torero esperado. Es el rejoneador del momento, el que comparte ese cetro del toreo con otro grande, Hermoso de Mendoza, su eterno rival. La puerta grande en Fallas constata su momento de esplendor. Es Diego Ventura, un puntal del toreo a caballo moderno.

JORGE CASALS: ¿Contento por el triunfo de Valencia?

DIEGO VENTURA: Sí porque es muy importante comenzar la temporada triunfando. Estoy muy feliz y eso se nota, disfruté mucho en la plaza de toros. Muy contento.

J.C.: Y ahora Castellón…

D.V.: El año pasado no pude triunfar por culpa del rejón de muerte pero espero hacerlo este año. Lo de Valencia me da mucha moral y ojalá se pueda vivir una gran tarde de toreo a caballo.

J.C.: ¿Se nota ese año más en la carrera de Diego Ventura?

D.V.: Sí porque he ido ganando en madurez, buscando torear más despacio y más puro. Siempre quise el éxito, llegar a la cima y sabía que el camino era tirar la moneda al aire cada tarde, pero me olvidaba de torear más despacio.

J.C.: ¿Se está atemperando entonces este nuevo Ventura?

D.V.: Estos años lo que busco es sentirme y cuando lo he logrado es cuando más orejas he cortado. Hay mucha gente a la que le gusta el Diego Ventura de ahora, el que tiene esa pureza pero sin olvidar la personalidad, raza y temperamento.

J.C.: Supongo que sin olvidar que es usted una figura y que como tal, el triunfo también es muy necesario.

D.V.: Lo difícil es mantenerse, dar la cara todos los días estés como estés, porque una figura debe salir al cien por cien cada día. Además, al aficionado hay que motivarle y darle cosas que tengan atractivo porque de lo contrario, seremos nosotros mismos los que acabaremos con la Fiesta.

J.C.: ¿Cuál es el secreto para llegar?

D.V.: Son tantas cosas, que no basta con ser un buen torero a caballo, tienes que tener cualidades como un gran sentido del espectáculo, de la doma, gestionar bien tu carrera… Ser figura, mandar, cobrar el dinero que quieres, es casi un milagro.

J.C.: ¿Es duro y sacrificado?

D.V.: Mucho, yo estoy pensando todo el día en mi profesión. A mis 31 año, sufro mucho de los hombros, las articulaciones… es muy duro soportar todo eso, porque hay mucho ejercicio de doma, de trotar y galopar mucho. Y mi mujer me dice: ¿hasta cuándo?

J.C.: ¿Y cuál es la recompensa?

D.V.: El público. Sentirte querido y reconocido por el público.

Via: http://www.elperiodicomediterraneo.com/noticias/magdalena/una-figura-debe-salir-darlo-todo-siempre_867234.html

Diego Ventura abrirá una escuela de rejoneo en La Puebla del Río.

20140210-073152 p.m..jpg

Por Luis Nieto – Sevilla.

El rejoneador sevillano Diego Ventura ha anunciado la creación de una escuela de rejoneo y clases de equitación, que contará con rejoneadores retirados. Un proyecto que se hará realidad “en un par de años”, según ha señalado el propio torero. Las clases se impartirán en su finca de La Puebla del Río.

Diego Ventura hizo pública la idea del citado proyecto dentro de la presentación del festival a beneficio de Cáritas que se celebrará el próximo 2 de marzo en Paterna del Campo (Huelva) y en el que participará junto a Andrés Romero y Manuel Correa. La terna lidiará un encierro de la ganadería de Benjumea.

El rejoneador, con respecto a este festejo y su temporada, afirmó: “El toreo siempre está al lado de quien más lo necesita… Supone un comienzo de la máxima exigencia, como todas las últimas temporadas, pero en la que tengo la presión añadida de superar lo hecho el año pasado, quizá, el mejor de mi vida. Pero siempre he vivido en la necesidad de superarme y necesito retos para seguir ilusionado con mi profesión”.

Ventura, en otro acto celebrado el pasado fin de semana, recogió los trofeos como mejor rejoneador y por la mejor faena de la Feria de Antequera 2013, que concede la peña Los Cabales de Antequera. El torero fue premiado con cuatro orejas el pasado 23 de agosto.

Via: http://www.diariodesevilla.es/article/toros/1706264/diego/ventura/abrira/una/escuela/rejoneo/la/puebla/rio.html

Festival de La Puebla: Los rejoneadores torearán a pie y los toreros lo harán a caballo.

la foto

El salón de plenos del Ayuntamiento de La Puebla del Río ha acogido este jueves la presentación del festival taurino que, a beneficio de Cáritas, ANEF y el niño cigarrero Borja Cabello, se va a celebrar en esta localidad el próximo 13 de octubre a partir de las 17:00 horas. El acto ha contado con la presencia del rejoneador Diego Ventura y del diestro local Morante de la Puebla, quien ha definido la cita como un festival “abierto a la improvisación” ya que los rejoneadores torearán a pie y los toreros lo harán a caballo.

Por PACO GARCÍA/RADIO SEVILLA

Lleno hasta la bandera en el salón de plenos del Ayuntamiento de La Puebla del Río durante la presentación del festival taurino que se va a celebrar en la localidad el próximo 13 de octubre, a partir de las 17:00 horas. En el cartel se anuncian reses de Fermín Bohórquez para los rejoneadores Paco Ojeda y Diego Ventura, y los diestros Morante de la Puebla, El Juli, El Fandi y Alejandro Talavante, completándose con un novillo de La Campana, donado por el apoderado de Morante, Antonio Barrera, para el novillero local Pablo Sobrino.

No obstante, lo que principalmente han querido destacar Morante de la Puebla y Diego Ventura como organizadores de esta cita es el carácter benéfico de la misma, ya que lo que se recaude irá destinado a Cáritas, ANEF (Asociación de Niños Hacia el Futuro de La Puebla del Río) y a Borja Cabello Rodríguez, un niño de la localidad que requiere de un tratamiento médico especial. Asimismo, Morante ha asegurado que “será un festival abierto a la improvisación y a que todos disfrutemos ya que los rejoneadores harán su pincelada a pie y los toreros de a pie haremos también alguna cosita a caballo”.

Las entradas para el festival, a 45 euros la barrera, 35 la contrabarrera y 25 el tendido general, se pueden adquirir a partir del martes, 1 de octubre, a las 10:00 horas en la Peña Morante de la Puebla de la localidad, situada en el número 20 de la calle Larga.

Via:http://www.cadenaser.com/cultura/articulo/festival-puebla-abierto-improvisacion/csrcsrpor/20130926csrcsrcul_4/Tes

Huelva: De la salida “ilegal” del Juli en hombros, a las gafas de Ventura.

20130806-020147 a.m..jpg

Ambitotoros divulga las fotos en las que aparece el rejoneador con las gafas puestas mientras se dirige al presidente en claro reproche por negarle la segunda oreja tras una gran faena el pasado domingo.

De SOL y SOMBRA.

La web ambitotoros ha sabido marcar el pulso de la pasada feria taurina de Colombinas.

Sus responsables han estado permanentemente al quite y han ofrecido destacadas noticias como la petición de sanción para El Juli por salir a hombros de la plaza sin reunir el número de trofeos necesarios.

Una polémica que se une a otra sucedida en la corrida de rejones y que puede traer cola: los merecidos trofeos que la presidencia le negó a Diego Ventura tras realizar una espectacular faena.

A tal punto llegó la situación que el rejoneador no dudó en dirigirse a la presidencia, señalando las gafas que sobre el albero llevaba puestas, para soltar una frase que por la Vega Larga ya queda para la historia: “A ver si el presidente es el único que no ha visto lo sucedido”.

Esto ocurrió cuando, tras un rejonazo a la primera, la plaza esperaba el rabo, dando por descontadas las dos orejas ganadas a ley, pero el presidente decidió dar sólo una.

La bronca del respetable no respetado fue mayúscula. Y el enfado de Ventura, también. Como muestra ahí quedan las fotos de Ventura con las gafas puestas y que han sido publicadas por ambitotoros (via http://www.huelvaya.es)

Twitter @ Twittaurino

Opinión Taurina: ¡Ahora es cuando Chile Verde le has de dar sabor al Caldo!

20130523-102118 a.m..jpg

Por Óscar López Gamboa.

Habían transcurrido en la feria de San Isidro, diez festejos hasta el sábado anterior, para olvidar nada meritorio que exaltara lo sucedido en aquellas corridas previas incluyendo dos cartelazos seguidos de ¡No hay Billetes!, los días viernes y sábado; a excepción de la salida por la Puerta Grande del rejoneador luso-sevillano Diego Ventura, el día en que toreó; a la del domingo pasado en la que estaban acartelados el francés Juan Bautista, el español Juan del Álamo y el mexicano Diego Silveti, quienes despacharon un encierro de Fermín Bohórquez; el cartel en comparación con los que le antecedieron, era de los más modestos y parecía destinado también para olvidarlo y resultó todo lo contrario pues, los tres toreros obtuvieron un oreja cada uno de manera mucho muy meritoria, por sendas faenas al tercero, cuarto y quinto toros de la tarde respectivamente, realizadas ellas, bajo un podría decirse sin exageración “Diluvio” el cielo se abrió de tal manera que, dejó caer una intensa y fuerte granizada precisamente al iniciar el último tercio de la lidia del primer toro de Diego Silveti, tercero de la lidia ordinaria.

El festejo hasta entonces había transcurrido bajo amenazas de lluvia y fuertes vientos que dificultaban la labor de los matadores Juan Bautista y Juan del Álamo, que ya habían dado cuenta de los dos primero toros de la corrida dejando ver ambos diestros, sus magníficos oficios de hacer el toreo de calidad, pero sin llegar a redondear sus faenas para alcanzar trofeo alguno.

Fue entonces que apareció en escena nuestro paisano el menor de la dinastía Silveti, para dar inicio a una extraordinaria faena con el toro “Orador” de coraje, pundonor y entrega a cualquier precio antes de claudicar, ante aquella tormenta inclemente que lo puso a prueba; en el primer tercio de la lidia, instrumentó unas gaoneras que cimbraron la plaza de lo ajustadas, ya en el tercio de muleta y cayendo literalmente del cielo piedras convertidas en granizo, inició aquella bizarra faena con dos pases del péndulo, en el centro del redondel sin moverse un milímetro para ponerle leña a la lumbre y, calentar de ésa manera el gélido ambiente a causa de aquella cascada “Celestial” que seguía anegando el albero de Las Ventas, luego le sucedieron series de ayudados, naturales y remates muy bien ligados, pero con poca colaboración del morito que poco a poco, iba a menos y en corto en cada muletazo aun así, Diego Silveti, con gran frenesí seguía con denuedo su labor señalando un pichanzo y, después un estoconazo para que la res rodara por la arena, muerta por necesidad y la petición de la oreja, no se hizo esperar de parte del respetable y el juez de plaza allá (presidente), obedeció un tanto remolón, aquel mandato justiciero que estaban ordenando los aficionados entre ellos, muchos mexicanos que hechos una “sopa”, habían dado fe de la férrea lucha triunfal, que acaba de dar el ¡Caballero Azteca! Diego Silveti.

Ésa actitud triunfadora mostrada por el torero mexicano, quizá influyó de alguna manera, en la de sus alternantes quienes salieron a darlo todo y a no dejarse ganar la pelea por el “benjamín” diestro qué, acababa de ponerle el “cascabel al gato”, para ver quién lo secundaba y así sucedió pues, ambos toreros salieron en igual actitud para cortar cada uno, un apéndice ante el contento general de la concurrencia y aquel festejo, que parecía condenado al fracaso, resultó todo lo contrario dando un final feliz y triunfal a dicho evento.

¡Así sí! Es como deben de ser las corridas de toros con toros-toros, sin importar si estos están mansos o bravos pues eso, no lo sabe ni la madre que los parió o ante circunstancias climatológicas adversas para el toreo artístico y dé reposo, como ocurrió en el festejo de referencia, con toreros dispuestos a jugarse el físico ante ellos, con la firme y sublime convicción, de que por eso obtuvieron el título o borla de matadores de toros, para sacar el mejor provecho de aquellos bovinos y circunstancias, merced a sus buenas maneras de oficiar la lidia a los toros para alcanzar el triunfo deseado o bien, una decorosa y meritoria labor en ambos casos, siempre serán apreciadas y valoradas por los buenos aficionados.

Un servidor en varias ocasiones, ha hecho señalamientos sobre los excesos proteccionistas de la administración de Diego Silveti, aquí en México y el daño que dichos excesos, pueden causarle levantando escozor con dichos señalamientos, pero ninguno de ellos, han sido con el afán de ofender a este joven y valioso torero que en lo personal, me simpatiza mucho porque en él veo a su finado padre, que tantas veces lo vi torear hasta las lágrimas; por su entrega, pundonor y valor espartano a toda prueba. Y con lo que acaba de hacer en Madrid el domingo pasado, simplemente ese es el Diego Silveti, que siempre he deseado ver para que con pleno orgullo suyo, vaya escribiendo sin nada que lo avergüence, su propia historia.

UN QUITE POR LAS AFUERAS.- El domingo pasado por la noche allá en su nativa Sevilla, falleció a la edad de 91 años, el matador PEPE LUÍS VÁZQUEZ, conocido por los taurinos de la época, como el “SÓCRATES DE SAN BERNARDO”, barrio donde nació en 1921.

Fue una de las grandes figuras del toreo de todos los tiempos, siendo el diestro que más toros mató de la legendaria y temida ganadería de Miura, en las distintas plazas españolas, incluidas entre ellas, la Maestranza sevillana; fue contemporáneo de Manolete, con quien alternó en 122 ocasiones y los unió una gran amistad, hasta el fallecimiento del cordobés en agosto de 1947. ¡DESCANSE EN PAZ ÉSE PRÓCER TORERO SEVILLANO!

Es todo por hoy y hasta la próxima, sí el Divino Creador lo permite.

*Ex Juez de plaza Calafia y comentarista de Grupo Radiorama.
opiniontaurina@gmail.com