Archivo de la categoría: Las Ventas

@Taurinisimos 157 – Semana Mayor @ Sevilla, Madrid y Tlaxcala. Recuerdo de Paco Ojeda, 1988.

Ojeda en la línea de fuego, quieto y al frente, cita para el de pecho a “Dédalo” de Juan Pedro Domecq. La faena en su 30 Aniversario en este episodio de @Taurinisimos. FOTO: Arjona.

Programa @Taurinisimos de @RadioTVMx del viernes 6 de Abril de 2018. Conducen Miriam Cardona @MyRyCar y Luis Eduardo Maya Lora @CaballoNegroII.

Actualidad Taurina. Feria de Abril, Domingo de Resurrección en Sevilla y Madrid. Triunfos de Roca Rey y Puerta Grande de Álvaro Lorenzo en Las Ventas.

Retrospectiva: Faena de Paco Ojeda a “Dédalo” de Juan Pedro Domecq 30 años después, 15 de Abril de 1988.

Toros en Tlaxcala, Sábado de Gloria: 6 Felipe González, 6 para Miguel Villanueva, Raul Ponce de León y Rafaeillo, a hombros.

Indulto de Héctor Gutiérrez a “Izquierda de Oro” de D’Guadiana en la Plaza México.

La próxima emisión de @Taurinisimos será el próximo viernes 13 de Abril de 2018 a las 7 pm (Mex) a través de http://www.radiotv.mx

#EsperamosSuOpinión.

Twitter: @Taurinisimos.

Mail: taurinisimos@gmail.com

FB/Taurinísimo

Anuncios

Victorinos de Domingo de Ramos: lo mejor de la tarde, una bandada de avecillas de pecho blanco sobre Las Ventas

Por José Ramón Márquez.

1. Cuestión previa

Victorino Martín hijo tiene ante sí una enorme responsabilidad heredada de su padre, una carga pesada, que es la de competir con todos los demás con las armas del toro, del toro encastado y fiero, a veces del toro que “hace el avión”, y de hacerlo no en remotas plazas francesas ante aficionados conversos, sino en todas las grandes citas de la temporada española. Victorino hizo imprescindible su presencia en todas las ferias de renombre a base de dar lo que nadie daba, y que se apuntase el que tuviese redaños, compitiendo y venciendo a los otros ganaderos -tantas veces ganaduros- en plano de igualdad. La obligación de Victorino Martín García es, como mínimo, mantener el legado que ha recibido de Victorino Martín Andrés y seguir proclamando la línea clara de tantos inolvidables toros como han salido de esa casa para gloria de la ganadería de bravo y, muchas veces, para la de los toreros que se han puesto frente a ellos. En cómo resuelva Victorino la sucesión al excepcional ganadero que fue su padre, le va la vida.

2. A lo negro

Domingo de Ramos en Madrid, con el ya imborrable recuerdo del Domingo de Ramos -de Pasión para él- de Fandiño hace ya dos años, en el que tanto nos jugamos y tanto perdimos. Hoy la empresa Plaza1 principia la temporada madrileña con una invitación a la ilusión anunciando seis de Victorino Martín, con divisa negra por luto del patrón, para El Cid, Pepe Moral y Jiménez Fortes. Buena entrada, pese a lo desapacible de la tarde, con la solanera a reventar y la sombra a merced del cierzo.

Cuando don Gabriel Martín, ataviado con su traje de barquillero y tocado con la madrileña parpusa franquea la puerta al primero de la temporada, Moñudito, número 61, la banda se pilla el primer berrinche de la temporada por la parte del 7 porque el bicho llevaba un puntazo en el anca izquierda. El animal no presentaba ni cojera ni síntoma alguno de que ese puntazo le afectase a la cosa psicomotriz, pero ya se sabe que a los toros se va a manifestar opiniones y la de muchos por la parte del 7 era la de que preferían estrenar la temporada de Madrid 2018 con el jabonero Mulato, número 18, de José Luis Marca, que con el cárdeno Moñudito. A uno, que había bajado hasta Las Ventas pertrechado como Shackelton cuando se fue a la Antártida, la verdad es que no le hacía ni repajolera gracia ir a ver a los albaserradas y encontrarse con la juampdedritis de Marca, con el label de calidad de “eliminando lo anterior”. A Moñudito, que tenía cuajo y presencia, lo que antes se decía trapío, lo aplaudieron de salida, pero cuando empezó la matraca del puntazo las cañas se tornaron lanzas para él. Lo mismo que a Nuestro Señor, del cual se conmemora hoy su triunfal entrada en Jerusalén, que a los cuatro días ya estaban con lo de “¡Crucifícale!”, y salvando las debidas distancias, a Moñudito se le recibió con las palmas cuando remató con vigor en el burladero del 10 y mostró su bella hechura y se le coronó de espinas nada más que se pudo ver la sangrecilla que le brotaba del anca. Luego el toro fue a menos: blandeó lo que quiso y dejó claro que la cara no es el espejo del alma, que su alma era tontorrona y sinsorga. En general hay que decir que la corrida no ha sido, ni por el forro, lo que uno se espera cuando ve en el cartel esa A con esa corona encima. Peor para nosotros. Ha habido dos toros interesantes en diverso registro: el tercero Mucamo, número 84, y el quinto Paquetillo, número 103, una especie de raspa fea y anovillada; el segundo, Palmireño, número 9, y dos de esos que antes que se los lleven los benhures de la mula a que los destazadores los transformen en medias canales, ya ni te acuerdas de ellos.

De los interesantes el tal Mucamo lo fue por la cosa colaboracionista. Fue picado de manera delicadísima por Francisco de Borja Ruiz que movió con torería el aleluya, recibiendo tres entradas del burel, que acometió con ganas y alegría. Con la tercera no contaban los actuantes y fue por decisión de don Jesús María Gómez Martín, Presidente del festejo, que se verificó, con óptimo criterio porque en realidad lo que más nos había movido a bajar a la Siberia de Las Ventas era el ganado. Tres veces fue al penco, como se dijo, y Francisco de Borja agarró tres puyazos bien puestos sin apenas infligir castigo, como demostraban los lomos del toro en los que casi no había sangre. Luego el bicho llegó a la muleta con afán colaborador, un dechado de buena educación, regalando sus embestidas sin ánimo de crear conflicto de ningún tipo. El otro toro es el quinto, Paquetillo, que durante los dos primeros tercios se ha hecho el amo del redondel, metiendo el susto en el cuerpo a las cuadrillas, derribando con vigor y de bella manera a Francisco Romero y a su arre, demostrando condiciones aviesas y creando los problemas que nos gusta ver en un ruedo, porque con ellos se presume que no seremos torturados con el amaneramiento hortera de casi todas las tardes. El toro cambió en el último tercio y, sin dejar de provocar la sensación de peligro, presentó unas condiciones de las que se hablará más adelante. La corrida en conjunto, puede etiquetarse como decepcionante.

Y los toreros, cada uno con su cruz a cuestas, como corresponde en estas fechas venideras. El Cid no tiene más que una forma de estar, que es la suya, la que le ha hecho un hueco en el berroqueño corazón de la afición. Cuando El Cid se pone en plan cucamona, es decir como prácticamente todos, se le censura. Y está muy bien censurarle esas trazas que le son tan impropias porque él ha dejado un reguero de inolvidables faenas en el blancuzco sablón de Las Ventas basadas en lo que ya nadie hace: parar, templar, mandar y cargar la suerte. Por eso da cosa verle cobijado en la oreja del toro, tirando líneas, practicando ese toreo en paralelo al toro que a otros les otorga vitola de maestros inmarcesibles. Un interesante recibimiento y brega de su primero entre la silbería, sacándose el toro a los medios con mando y suavidad y una bonita manera de iniciar su trasteo a ese toro, andándole hasta llegar al tercio es la magra cosecha que nos deja Manuel Jesús Cid en su Domingo de Ramos.

Pepe Moral anduvo con su segundo sin ver nada claro. El bicho parecía un enano y el matador un gigante: el gigante y el cabezudo. Pepe se encorvaba feamente y el toro atendía a la muleta o no, según le diera la gana. Pepe no se cruzaba al pitón contrario ni con orden judicial y probaba ahora aquí, ahora un poco más aquí, ahora un poco menos aquí. En esas cositas se pasó el tiempo. En el segundo, Paquetillo, una vez comprobado cómo el toro había cambiado, tuvo en sus manos la posibilidad de plantear una faena más acorde a las condiciones del toro: el bicho demandaba enfrente mando y colocación. Pisarle el terreno, dirigir su embestida, rematar el muletazo, dar trapo y jugarse la femoral. Perfectamente se veía cómo el toro tomaba los engaños, pero Pepe prefirió adoptar una actitud más conservadora, que le quitase el riesgo de ir al hule y, como dijo aquél, hay más días que longanizas y ya le saldrá otro toro con el que haya que currar menos. Fue este Paquetillo un toro de los que dan relevancia a lo que se les haga, toro de Madrid, para aquel Madrid que de forma inexorable vemos desaparecer ante nuestros ojos.

Y Fortes, que ya es sólo Fortes, ahora apoderado por el tío de un crítico famoso por sus ocurrencias, se llevó de Madrid una orejilla de esas de Aliexpress, que ya se sabe lo que dice el viejo y amoroso refrán: “Si en el palco está Calderón / Ya hay oreja en el esportón”. Lo bueno de Fortes es que ya no se le ve tan acelerado y cogido como antes. Esa es la buena noticia de cara a la integridad del hombre. Luego, en lo del toreo está, como diría Manquiña en aquella película, “sin conceto”. El hombre trabajó lo suyo con mejor o peor fortuna y dio un natural espléndido que reseñado queda. El conjunto de su labor en sus dos oponentes es como el NASDAQ, que sube y baja como una montaña rusa, de pronto parece que sí, y es que no; luego parece que no y es medio sí. Le aplaudieron los medios pases como si fueran oro molido, le jalearon, le apoyaron cuando estaba agazapado en la oreja del toro como si citase de frente, y finalmente, como antes se dijo le dieron la oreja de su primero para que muchos pudieran sustanciar su experiencia en Las Ventas con ella:

-¿Qué tal los toros?

-Bien. Le han dado una oreja a uno.

Para su segundo vale lo mismo todo lo dicho del primero, que si mete el estoque dentro del toro, le hubieran dado otra.

En el momento en que Fortes marraba a espadas, una luz de atardecida de arrebatado bermellón iluminaba los pináculos de la Plaza, una gran nube negra hacía resaltar de forma muy viva los colores encarnado y amarillo de la bandera de España sobre la Puerta Grande y una bandada de avecillas de pecho blanco surcaban el cielo sobre Las Ventas, como salidas de una prestidigitación. En la fugacidad de ese momento se halla, sin lugar a dudas, lo mejor de la tarde.

Publicado en Salmonetes ya no nos quedan

Primera corrida de la temporada de Madrid: Fortes destapa el toreo al natural con un victorino

Solo un toro se salva en la tarde que recordaba al mítico ganadero.

Por Carlos Ilián

Plaza de Madrid. Primera corrida de la temporada. Asistieron 14.484 espectadores, más de media entrada.

Toros de VICTORINO MARTÍN (4), muy bien presentados, bajos de casta y pobres de juego, excepto 3º. EL CID (5), de azul marino y oro. Estocada delantera y dos descabellos (silencio). Pinchazo, estocada y descabello. Un aviso (silencio). PEPE MORAL (5), de grana y oro. Pinchazo y estocada trasera (silencio). Dos pinchazos y media estocada. Un aviso (silencio). FORTES (7), de lila y oro. Estocada delantera y caída (una oreja). Cuatro pinchazos y estocada corta. Un aviso (silencio).

Abrir la temporada de Madrid con una corrida de Victorino Martín, cinco meses después del fallecimiento del mítico ganadero de Galapagar, era tanto como rendir homenaje a su memoria en la plaza que hizo su historia, irrepetible historia del toro bravo. Pero la de ayer en Madrid fue una corrida pobre que ensombreció lo que de homenaje se trataba. Corrida muy sería, eso desde luego, pero bajísima de casta y, para rematar, muy blanda, la mása blanda que recordamos de Victorino en esta plaza.

Pero como siempre algún toro se empeñó en recordar algunos de los motivos por los que Victorino se hizo tan grande y para muestra la embestida humillada y templadísima del tercer toro. Y mira por donde surgió enfrente una muleta con el temple y la cadencia que acompañaran esa embestida. La muleta de Fortes, un torero maltratado por los toros pero que de la épica de otras tardes ayer se convirtió en un muletero de ensueño para bordar el toreo al natural, con el reposo y la tersura del mejor toreo con la mano izquierda. Una oreja para premiar esos momentos de calidad, oreja de peso, sin duda.

En el sexto, que se apagó pronto, dejó también algunos redondos impecables que emborronó con el acero dejándose, tal vez, la puerta grande. El Cid y Pepe Moral se estrallaron con la imposible embestida de dos lotes mansos y blandos.

Fuente: Marca

DOMINGO DE RAMOS EN LAS VENTAS: Fortes, torería al natural

El diestro Saúl Jiménez Fortes da un pase a uno de sus astados en el festejo inaugural de la temporada 2018 en Las Ventas. MARISCAL EFE.

Por ANTONIO LORCA.

El fallo con la espada ante el sexto le cerró la puerta grande, pero Fortes ha dejado en Madrid la impronta de un torero nuevo, valiente siempre, con un gusto exquisito, una entrega sin límites, templado y puro.

Las dos faenas no fueron apoteósicas porque sus toros, los más noblotes de un encierro muy blando y descastado, no le permitieron el lucimiento soñado, pero el torero malagueño dibujó naturales de alta escuela, los pitones siempre rozándole la taleguilla y asentados los pies en la arena.

Avisó en un quite al segundo de la tarde por ajustadísimas chicuelinas capoteó con prestancia a su primero, que engañó en varas (acudió tres veces y cabeceó con feo estilo), y embistió a la muleta con nobleza, pero sin brío ni alegría. A pesar de ello, Fortes le robó un manojo de naturales preciosos, largos, lentos, soñados, de esos que no se olvidan. Y los ayudados por bajo finales fueron de categoría. No fue faena grande, pero sí preñada de instantes mágicos.

Otro toro noblote fue el sexto, y también falto de movilidad en el tercio final. Entre las rayas inició la faena con la mano izquierda y brotaron algunos compases de alta escuela, toreo de verdad, templadísimos, hermosos y apasionados por su belleza.

Todo se malogró con la espada cuando la puerta grande le esperaba con los brazos abiertos. No fue posible, pero Fortes dejó la impronta de que es un torero renovado y válido, más vivo que nunca, con ansias de escalar puestos más altos.

El Cid y Pepe Moral no pudieron hacer más que cumplir con su obligación de matar sus toros tras comprobar que allí no había alimento para el triunfo. Apagado y desganado se mostró el primero, al que algunos pitaron cuando apareció con una cornada en la parte superior de la pata izquierda, pero pronto se comprobó que el problema no era la herida sino su carácter. El cuarto se desplomó a todo lo largo al inicio de la faena de muleta, insulso el animal, y solo permitió buena voluntad de El Cid y un pase de pecho de cartel.

Y el lote de Moral fue otro monumento al desencanto. Se justificó el torero sobradamente por actitud y porfía, pero poco más admitió su infumable lote.

Por cierto, esto de ser aficionado a los toros no está pagado con nada. Claro, que más que afición es un veneno, una enfermedad. Quien nace con el virus de fábrica o se lo inoculan de pequeño, ya sabe, a sufrir. Y a gozar, solo de vez en cuando. Aguantan el frío de ayer y no escarmientan porque están enfermos.

Varios miles de ellos (una minoría, claro que sí, pero buena y respetable) llenaron los tendidos de sol de la plaza de Las Ventas, mientras los de sombra ofrecían muchos claros porque allí acude mayoritariamente el público cuando se anuncian las figuras.

Pero el Domingo de Ramos era festejo para aficionados, y pronto que se notó. Protestaron al toro primero, que sangraba por la pata izquierda, y algunos exigieron el cese del presidente cuando aún no había calentado el asiento. Se emocionaron con el tercio de varas del tercero, cuando al animal acudió con alegría al caballo, pero no quisieron ver que el toro no empujó con los riñones, y luchó por huir del castigo. No fue toro de bandera, ni mucho menos, en la muleta, pero lo aplaudieron en el arrastre. Esas son las ganas de ver toros que tienen los aficionados.

Por razón parecida hubieran sacado a hombros a Fortes si no falla a espadas; porque si bien no firmó una faena grande, reconcilió a la afición con el buen toreo. Y eso, amigo, hay que premiarlo.

MARTÍN / EL CID, MORAL, FORTES

Toros de Victorino Martín, bien presentados, muy blandos, mansos, sosos y descastados.

Manuel Jesús, ‘El Cid’: estocada y dos descabellos (silencio); pinchazo, estocada —aviso— y un descabello (silencio).

Pepe Moral: metisaca, pinchazo y estocada (silencio); dos pinchazos, media —aviso— dos descabellos y el toro se echa (silencio).

Fortes: estocada (oreja); pinchazo —aviso— tres pinchazos y casi entera (ovación).

Plaza de Las Ventas. Inauguración de la temporada. 25 de marzo. Casi tres cuartos de entrada.

Publicado en El País

Las Ventas: el coso (casi) centenario 

De SOL y SOMBRA.

Tal día como hoy, en 1922, Madrid veía nacer Las Ventas, uno de los colosos cumbre del toreo mundial. Sometida a un proceso de reforma, el centenario edificio neomudéjar se comenzó a construir durante la dictadura del General Primo de Rivera y se finalizó en la Segunda República.

En el día de San José de hace hoy 96 años, Madrid vio cómo se colocaba la primera piedra de Las Ventas, la plaza de toros más grande de España, que recogía el nombre de la zona en la que se erigía.

La primera piedra de este coloso neomudéjar abriría una nueva página en la historia del toreo mundial. Con una capacidad actual de 23.798 espectadores, es, además, la tercera plaza del mundo con más aforo, por detrás de la de México y de la venezolana ciudad de Valencia.

De plena actualidad por su controvertido proceso de reforma -que ha sacado los conciertos artistas tuvieran que cancelar sus conciertos por motivos de seguridad-, el ruedo es, del mismo modo, el segundo mayor en el mundo en cuanto al diámetro, con 60 metros, detrás del de Ronda. Desde 1994, la plaza de toros de Las Ventas está protegido como edificio Bien de Interés Cultural (BIC).

Idea de un torero

De estilo neomudéjar, con estructura metálica y fachada de ladrillo visto, el casi centenario coso ha sido testigo de los cambios políticos que han sacudido durante décadas el país. Se comenzó a construir durante la dictadura del General Primo de Rivera y se finalizó en la Segunda República. La anterior plaza, la de la Fuente del Berro (situada en la carretera de Aragón, donde se encuentra ahora el Palacio de los Deportes) tenía una capacidad inferiora la demandada por el público.

“El torero José Gómez ‘Joselito’ fue quien tuvo la idea de construir una plaza monumental que albergase el mayor número de espectadores y que además abaratase el precio de las entradas. La nueva plaza fue diseñada por el arquitecto José Espeliú, que murió antes de ver la obra terminada. Concluyó el proyecto el destacado arquitecto Manuel Muñoz Monasterio, quién también diseñó el Estadio Santiago Bernabeu.”, explica la entidad encargada de su gestión.

La construcción fue un rosario de problemas por el lugar escogido para su ubicación, “que necesitó de abundantes desmontes y arreglos”.

Hasta el 16 de junio de 1931 no se celebró una corrida. El cartel, cuya réplica está en la Puerta Grande, incluyó a ocho matadores, que lidiaron con el pretexto de un evento benéfico para recaudar fondos para los madrileños en paro. La plaza no volvió a celebrar una hasta el año 1933 y la inauguración oficial -aunque ha sufrido varias- fue en 1934, con la clausura de Fuente del Berro. Los festejos durarían poco porque, durante la Guerra Civil, “el ruedo se convirtió en una gran huerta para abastecer a los soldados”.

En 1947 Livinio Stuyck creó la Feria de San Isidro coincidiendo con el día del patrón. La idea de dar festejos durante días continuados, conformando un serial, que consagró a Madrid como “la plaza más importante a nivel mundial”, según las mismas fuentes. Esta es, en la actualidad, la feria con mayor número de festejos.

Publicado en Madridiario

Feria de San Isidro 2018: Corridas de Toros de la feria más internacional de la historia

Por Sixto Naranjo.

La carpa instalada sobre el ruedo de Las Ventas ha sido el escenario escogido por la empresa comandada por Simón Casas y Rafael García Garrido para dar a conocer las combinaciones definitivas de la segunda Feria de San Isidro de la era Plaza 1. Una presentación que ha tenido como invitado de lujo al Su Majestad El Rey Don Juan Carlos, que durante el acto ha recibido el galardón como “Embajador Universal de la Tauromaquia”

Un abono que irá del martes 8 de mayo al domingo 10 de junio y que constará de un total de 34 festejos a repartir entre 27 corridas de toros, 4 festejos de rejones y 3 novilladas picadas.

La Feria de San Isidro 2018 será la más internacional de la historia con toreros y rejoneadores de hasta ocho nacionalidades distintas.

Entre los de luces, y pese a las complicaciones en las negociaciones, finalmente Julián López El Juli podrá celebrar sus veinte años de alternativa actuando en la Feria de San Isidro. El madrileño actuará una sola tarde en Las Ventas. Será en la Corrida de la Cultura en un mano a mano con Ginés Marín, el gran triunfador de la última Feria de San Isidro, ante toros de Garcigrande-Domingo Hernández, Alcurrucén y Victoriano del Río-Toros de Cortés.

Otro de los triunfadores del San Isidro 2017, Enrique Ponce, también irá una tarde a Madrid. Y lo hará para confirmar la alternativa al venezolano Jesús Enrique Colombo.

Tres tardes actuarán en el ciclo isidril los diestros Sebastián Castella, Juan Bautista, Juan del Álamo, Paco Ureña y Román, que hará el gesto de lidiar la corrida de Miura. A dos tardes irán la mayoría de las figuras, como Alejandro Talavante, José María Manzanares, Miguel Ángel Perera o Andrés Roca Rey. Un único paseíllo trenzarán Cayetano Rivera, Finito de Córdoba, Juan José Padilla o Alberto Aguilar, ambos en el año de su retirada.

Durante San Isidro habrá una única alternativa, la del novillero madrileño Ángel Sánchez, que recibirá el doctorado de manos de El Cid ante toros de Adolfo Martín.

En el apartado de rejones, el ofrecimiento de Diego Ventura para torear seis toros en Las Ventas con motivo de su vigésimo aniversario de alternativa ha quedado finalmente en una doble comparecencia del rejoneador hispano-luso en el abono madrileño en sendos manos a mano. Uno de ellos junto a Leonardo Hernández y otro con Andy Cartagena. También tomará parte de los carteles el navarro Pablo Hermoso de Mendoza. Un año más, la afición madrileña se quedará sin el ansiado duelo Hermoso-Ventura en Las Ventas.

La empresa Plaza 1 ha ideado para este año la Corrida de las 6 Naciones, en la que actuarán ante reses de El Pilar el francés Juan Bautista, el colombiano Luis Bolívar, el español Juan del Álamo, el peruano Joaquín Galdós, el mexicano Luis David Adame y el venezolano Jesús Enrique Colombo.

El otro festejo con carácter extraordinario, la tradicional Corrida de Beneficencia, este año se celebrará el miércoles 6 de junio y anunciará ante reses de Alcurrucén a tres toreros extremeños: Antonio Ferrera, Miguel Ángel Perera y Ginés Marín.

En el apartado ganadero, las principales novedades respecto al año pasado serán los hierros de Torrehandilla, que debuta en Feria, y el regreso de José Escolar y de los míticos ‘pabloromeros’ de Partido de Resina. Además se crea un Desafío Ganadero entre las vacadas de Rehuelga y Pallarés. La baja más significativa del abono será la de los toros onubenses de Cuadri.

Habrá dobletes de las ganaderías de Alcurrucén, Fuente Ymbro, Núñez del Cuvillo, Victoriano del Río y El Capea, ésta última para lidiará en dos de los cuatro festejos de rejones. La última semana de feria estará destinada a los hierros denominados duros con un cierre que protagonizarán los toros de Victorino Martín en la Corrida de la Prensa.

Los carteles completos de Las Ventas son los siguientes:

FERIA DE LA COMUNIDAD

– MARTES 1 DE MAYO: Novillos de López Gibaja para Amor Rodríguez, Pablo Mora y Francisco de Manuel.

– MIÉRCOLES 2 DE MAYO: Toros de El Tajo y La Reina para Iván Vicente, Javier Cortés y Gonzalo Caballero.

FERIA DE SAN ISIDRO

– MARTES 8 DE MAYO: Novillos de Guadaira para David Garzón, Carlos Ochoa y Ángel Téllez.

– MIÉRCOLES 9 DE MAYO: Toros de La Quinta para Juan Bautista, El Cid, Morenito de Aranda.

– JUEVES 10 DE MAYO: Toros de Fuente Ymbro para Joselito Adame, Román y José Garrido.

– VIERNES 11 DE MAYO: Toros de Pedraza de Yeltes. Manuel Escribano, Daniel Luque y Fortes.

– SÁBADO 12 DE MAYO: Toros de Bohórquez para Martín Burgos, Rui Fernándes, Joao Moura Jr, Leonardo Hernández, Joao Telles y Andrés Romero.

– DOMINGO 13 DE MAYO: Toros de Baltasar Iban para Alberto Aguilar, Sergio Flores y Francisco José Espada.

– LUNES 14 DE MAYO: Toros de Las Ramblas para David Mora, Juan del Álamo y José Garrido.

– MARTES 15 DE MAYO: Toros de Puerto de San Lorenzo/Ventana del Puerto para El Fandi, Paco Ureña y López Simón.

– MIÉRCOLES 16 DE MAYO: Toros de Núñez del Cuvillo para Antonio Ferrera, José María Manzanares y Alejandro Talavante.

– JUEVES 17 DE MAYO: Toros de Juan Pedro Domecq/Parladé para Finito de Córdoba, Román y Luis David Adame.

– VIERNES 18 DE MAYO: Toros de Jandilla/Vegahermosa para Juan José Padilla, Sebastián Castella y Roca Rey.

– SÁBADO 19 DE MAYO: Toros de Alcurrucén para Curro Díaz, Joselito Adame y Juan del Álamo.

– DOMINGO 20 DE MAYO: Toros de San Mateo, San Pelayo, Carmen Lorenzo y Pedro y Verónica Gutiérrez Lorenzo para Diego Ventura y Leonardo Hernández.

– LUNES 21 DE MAYO: Novillos de Conde de Mayalde para Pablo Atienza, Toñete y Alfonso Cadaval.

– MARTES 22 DE MAYO: Toros de El Ventorillo para Curro Díaz, Morenito de Aranda y David Mora.

– MIÉRCOLES 23 DE MAYO: Toros de Victoriano del Río/Toros de Cortés para Miguel Ángel Perera, Alejandro Talavante y Roca Rey.

– JUEVES 24 DE MAYO: Corrida de la Cultura. Toros de Domingo Hernández /Garcigrande, Alcurrucén, Victoriano del Río/Toros de Cortés para El Juli y Ginés Marín

– VIERNES 25 DE MAYO: Toros de Núñez del Cuvillo para Juan Bautista, Paco Ureña y López Simón.

– SÁBADO 26 DE MAYO: Novillos de Fuente Ymbro para Marcos, Alejandro Gardel y Francisco de Manuel.

– DOMINGO 27 DE MAYO: Toros de Dolores Aguirre para Rubén Pinar, Venegas y Gómez del Pilar.

– LUNES 28 DE MAYO: Toros de Partido de Resina para Javier Castaño, Ricardo Torres y Thomas Duffau.

– MARTES 29 DE MAYO: Toros de Torrehandilla para Daniel Luque, David Galván y Álvaro Lorenzo.

– MIÉRCOLES 30 DE MAYO: Toros de Domingo Hernández/Garcigrande para Enrique Ponce, Sebastián Castella y Jesús Enrique Colombo (confirmación).

– JUEVES 31 DE MAYO: Corrida de las 6 Naciones.- Toros de El Pilar para Juan Bautista, Luis Bolívar, Juan del Álamo, Joaquín Galdós, Luis David Adame y Jesús Enrique Colombo.

– VIERNES 1 DE JUNIO. Toros de Victoriano del Río/Toros de Cortés para Sebastián Castella, José María Manzanares y Cayetano.

– SÁBADO 2 DE JUNIO. Toros de San Mateo, San Pelayo, Carmen Lorenzo y Pedro y Verónica Gutiérrez Lorenzo para Hermoso de Mendoza, Sergio Galán y Lea Vicens.

– DOMINGO 3 DE JUNIO. Toros de Miura para Rafaelillo, Pepe Moral y Román.

– LUNES 4 DE JUNIO. Toros de Saltillo para Octavio Chacón, Esaú Fernández, Sebastián Ritter.

– MARTES 5 DE JUNIO. Toros de José Escolar para Rafaelillo, Fernando Robleño y Luis Bolívar.

– MIÉRCOLES 6 DE JUNIO: Corrida Extraordinaria de la Beneficencia: Toros de Alcurrucén para Antonio Ferrera, Miguel Ángel Perera y Ginés Marín.

– JUEVES 7 DE JUNIO: Desafío Ganadero. Toros de Rehuelga/Pallarés (P.Buendía) para Iván Vicente, Javier Cortés y Javier Jiménez.

– VIERNES 8 DE JUNIO: Toros de Adolfo Martín para El Cid, Pepe Moral y Ángel Sánchez (alternativa).

– SÁBADO 9 DE JUNIO: Toros de Los Espartales para Diego Ventura y Andy Cartagena.

– DOMINGO 10 DE JUNIO: Corrida de la Prensa.- Toros de Victorino Martín para Manuel Escribano, Paco Ureña y Emilio de Justo.

Publicado en COPE

Presentan los carteles que inauguran la temporada 2018 en Las Ventas

De SOL y SOMBRA.

Plaza 1, la empresa que gestiona la plaza de toros de Las Ventas, ha presentado este sábado en Fitur los carteles que inauguran la temporada de toros en Madrid.

Además, han entregado los premios de la feria de San Isidro 2017, siendo Ginés Marín el máximo premiado, que recibió los galardones de mejor faena, torero revelación y triunfador.

El domingo de Ramos harán el paseíllo en Las Ventas El Cid, Pepe Moral y Fortes con toros de Victorino Martín.

“Siempre es un placer estar en Madrid”

El ganadero Victorino ha dicho que “siempre es un placer estar en Madrid y hablé con Simón Casas para estar en las fechas claves. La terna conoce la casa y esperamos disfrutar de un gran espectáculo”.

El apoderado de Fortes, Nacho de la Serna, ha señalado que el malagueño está en buen momento.

El domingo de Resurrección torearán David Mora, Daniel Luque y Álvaro Lorenzo con toros de El Torero. Lorenzo, que confirmó el 25 de mayo de 2016 en Madrid, ha afirmado estar “mentalizado y voy a luchar por entrar en las ferias importantes”.

Simón Casas ha aprovechado el acto para adelantar algunos detalles de la temporada. La primera novillada será de Fuente Ymbro. La presentación de San Isidro será el 7 de marzo y la feria más importante del mundo se celebrará del 9 de mayo al 10 de junio. En verano, las novilladas serán nocturnas y en septiembre volverán los Desafíos Ganaderos antes de la Feria de Otoño.

El resto de premiados fueron:

Triunfador de la feria: Ginés Marín

Mejor faena: Ginés Marín

Mejor novillero: Jesús Enrique Colombo

Mejor rejoneador: Diego Ventura

Torero revelación: Ginés Marín

Mejor estocada: Gonzalo Caballero

Mejor picador: Tito Sandoval

Mejor brega: Iván García

Mejor banderillero: Ángel Otero

Mejor ganadería: Domingo Hernández

Mejor toro: Hebreo, de Jandilla

Publicado en El Español

@Taurinisimos 129 – Gloria Victorino Martín Andrés (1929-2017) Homenaje @VictorinoToros.

Programa @Taurinisimos de @RadioTVMx del viernes 6 de Octubre de 2017. Conducen Miriam Cardona @MyRyCar y Luis Eduardo Maya Lora @CaballoNegroII.

Homenaje, Recuerdo de Victorino Martín Andrés (1929-2017)
Memoria de grandes toros de Victorino de 1982 a 2017.

Imágenes de Ruiz Miguel, Luis Francisco Esplá y José Luis Palomar, “El Capea” y Luis Miguel Encabo en Madrid.

Faena de “El Tato” en Sevilla 1997, “El Cid” en Bilbao y recuerdo de “Zotoluco” en Valencia.

Faena e indulto de “Cobradiezmos” en Sevilla, 2007.

Faena e indulto de “Belador” en Madrid, 1982.

Juan Bautista en Logroño en 2017.

La próxima emisión de @Taurinisimos será el próximo viernes 13 de Octubre de 2017 a las 7 pm (Mex) a través de http://www.radiotv.mx

#EsperamosSuOpinión.

Twitter: @Taurinisimos.

Mail: taurinisimos@gmail.com.

FB/Taurinísimo