Archivo de la categoría: Alberto Aguilar

@Taurinisimos 108 – Roca Rey en Aguascalientes. Goyesca y San Isidro en Madrid. Pepe Moral y Miura en Sevilla.

Programa @Taurinisimos de @RadioTVMx del viernes 12 de Mayo de 2017. Conducen Miriam Cardona @MyRyCar y Luis Eduardo Maya Lora @CaballoNegroII.

Actualidad Taurina.

Cierre FNSM Aguascalientes, 2017.

Enlace con Sergio Martín del Campo, crítico taurino.
Faenas de Roca Rey, Joaquín Galdós y Diego Sánchez.

Pepe Moral y “Amapolo” de Miura en Sevilla 2017.

Corrida Goyesca en Madrid. Urdiales y Ureña en Mano a Mano.
Apertura San Isidro 2017, faena de Javier Jiménez y La Quinta.

Producción: Miguel Ramos
Operación: Abraham Romero

La próxima emisión de #Taurinísimo será el próximo viernes 19 de Mayo de 2017 a las 7 pm (Mex) a través de http://www.radiotv.mx

#EsperamosSuOpinión.

Twitter: @Taurinisimos.

Mail: taurinisimos@gmail.com

FB/Taurinísimo

Anuncios

Encerrona Guadalupana: Joselito Adame compite contra Joselito Adame

Representa un reto y también un gran desafío, el compromiso contraído por el diestro de Aguascalientes Joselito Adame para lidiar en solitario seis ejemplares de tres diferentes ganaderías, en lo que se ha denominado el evento principal de la feria Guadalupana 2016 de la Plaza México…

DE SOL Y SOMBRA

Por Luis Cuesta para De SOL y SOMBRA.

Representa un reto y también un gran desafío, el compromiso contraído por el diestro de AguascalientesJoselito Adamepara lidiar en solitario seis ejemplares de tres diferentes ganaderías, en lo que se ha denominado el evento principal de la feria Guadalupana 2016 de la Plaza México.

Esta por demás señalar, que la Plaza México es en su importancia y relevancia, un instrumento para elevar a la cumbre del torero al que en ella actúa exitosamente o por el contrario, sirve para afectar gravemente su trayectoria profesional en caso de una actuación desfavorable.

Joselitoen esta ocasión apuesta el todo por el todo y arriesga en esta encerrona el poco o mucho cartel que ha obtenido con la afición capitalina en sus anteriores triunfos en La México, fundamentados siempre en su toreo voluntarioso, técnico y templado.

Pensemos que para que las cosas salgan…

Ver la entrada original 772 palabras más

FERIA DE SAN ISIDRO: El fracaso de Cuadri es de todos

 

Por Antonio Lorca.

Cuánto sufriría el ganadero, Fernando Cuadri, sentado en el tendido 10, al comprobar, toro a toro, cómo su corrida se precipitaba por las cataratas de la mansedumbre, la falta de casta, la sosería… Si él, que es un sabio de la ganadería, no acierta con la fórmula de la bravura, qué se puede esperar del toro de verdad, que acuda con codicia a los capotes, meta los riñones en el peto, galope en banderillas y aguante veinte muletazos. Ayer, el fracaso de Cuadri, de ese hombre que con tanto sacrificio y mimo ha entregado su vida a sus toros, es el fracaso de todos, de la fiesta y de los que aún sueñan con el toro íntegro, auténtico, poderoso, desafiante, que provoca admiración, emoción y pasión.

Fue un espejismo el primero, que metió la cara en el capote de Encabo y acudió con cierta alegría al caballo, pero llegó al tercio final sin fuerza en las entrañas. Con andares cansinos se presentó el segundo, que arreó con genio a los banderilleros y acudió a la muleta sin recorrido y la cara por las nubes. Sosísimo y sin fuelle el tercero; con mucho genio el cuarto, sin clase alguna el quinto y parado el sexto. En fin, una decepción desesperante porque este hierro aún mantiene la esperanza de que un día su ganadero pronuncie la palabra “eureka” y todos podamos disfrutar de la bravura.

De momento, no es posible, Ayer, otra tarde plúmbea, plomiza, pesada y, por encima de todo, desilusionante

Pero también estos toros tienen su lidia; sobre todo, cuando sus matadores llegan, como tantos otros, ligeros de equipaje y sin billete de vuelta; cuando de lo que ocurra aquí depende su vida.

Así, parece tenerlo muy claro Fernando Robleño, torero valiente y responsabilizado cada tarde con la búsqueda de un nuevo contrato. No tuvo toros, pero se empeñó en demostrar su gallardía y arrojo. Se cruzó de verdad con su desclasado primero y llegó a robarle dos estimables naturales en el curso de una larga faena a la búsqueda fallida de una embestida que fue imposible. Nada le permitió el otro, pero es torero que se crece en el castigo, y cuanta más dificultad entraña el toro, más destaca su pundonor.

No fue ese el caso de Encabo, que brilló, ciertamente, en las verónicas de recibo a sus dos toros, y a ambos los colocó con enorme torería ante los caballos. Con la muleta en las manos, cambia el panorama. Parece como si el corazón se le resistiera y le obligara a torear muy despegado, a la defensiva, con exceso de precauciones. El cuarto, que arreó en banderillas, y permitió el lucimiento de un pundonoroso Ángel Otero, era un toro con mucho genio, para jugársela, dejarle la muleta en la cara y mandar. Pero Encabo no resistió el combate y permitió que ganara su oponente. No era un toro fácil, pero, quién sabe, llevaba un manojo de contratos en los pitones.

Alberto Aguilar sorprendió con el brindis al público del sexto, que ya en banderillas demostró que su intención no era colaborar. Como se esperaba, se paró, y el torero lo mató muy feamente, echándose fuera en cada envite, algo impropio de torero valiente. Tampoco dijo nada ante el tercero, muy soso, con el que aburrió y volvió a fallar con los aceros.

Pero lo peor es que queda el dolor del fracaso; el del Fernando Cuadri, el de todos.

CUADRI / ENCABO, ROBLEÑO, AGUILAR

Toros de Cuadri, muy bien presentados, mansos, descastados y desclasados.

Luis Miguel Encabo: estocada (silencio); estocada que asoma, un descabello —aviso— y cinco descabellos (pitos).

Fernando Robleño: estocada —aviso— (ovación); metisaca y estocada baja (silencio).

Alberto Aguilar: tres pinchazos (silencio); pinchazo, media y cuatro descabellos (silencio).

Plaza de las Ventas. 2 de junio. Vigésimo sexta corrida de la feria de San Isidro. Casi tres cuartos de entrada.

La corrida de hoy

Corrida de Beneficencia. Toros de Victoriano del Río, para los diestros Julián López El Juli y Miguel Ángel Perera, mano a mano.

Fuente: http://cultura.elpais.com/cultura/2015/06/02/actualidad/1433277243_762818.html

Manzanares nuevamente hablo de respeto, Sevilla y Pagés.

image

De SOL y SOMBRA.

José Maria Manzanares considera que, por el bien de la Fiesta de los toros, los toreros deben empezar “a relacionarse más directamente con la sociedad”, según expresó en una reunión con la prensa en la ganadería salmantina de Garcigrande. Antes de dialogar con los periodistas, Manzanares compartió un tentadero con varios alumnos de las escuelas taurinas de Salamanca y Madrid, que recibieron constantes consejos del torero.

Manzanares conversó sobre distintos aspectos de la actualidad taurina e hizo hincapié en su negativa -así como la de otras cuatro figuras del toreo como El Juli, Morante de la Puebla, Miguel Ángel Perera y Alejandro Talavante– a torear en la Maestranza de Sevilla mientras permanezca al frente la empresa Pagés. “Se trata sólo de una decisión puntual para exigir de esa empresa un respeto que hasta ahora no nos ha demostrado a los toreros, comportándose y expresándose hacia nosotros de una manera intolerable. No hay un mayor interés que ese por nuestra parte, ni siquiera económico, aunque no haya acabado de entenderse por parte de algunos sectores”.

Del mismo modo, el de Alicante considera que tampoco acabó de entenderse bien la unión de figuras que hace dos años se dio en llamar como G-10, que no acabó de resolver muchas de las cuestiones que se plantearon. “Aquello implicaba mucha lealtad al grupo, pero los intereses particulares y los de otras personas, así como la situación personal de cada uno no ayudaron. Faltó compromiso por parte de algunos miembros y también complicidad con otros sectores”, explicó el torero. “Pero eso ya es agua pasada. Ahora está caliente el asunto de Sevilla, que me ha hecho tomar una decisión muy dolorosa porque voy a dejar de torear en la plaza que más me ha dado y donde más me siento. Creo que su afición lo entenderá, pero no voy a torear este año por solidaridad con mis compañeros, a sabiendas de que será ya algo irrecuperable. De hecho, he decidido no hacer el paseíllo en ninguna otra plaza durante todo el tiempo que dure la Feria de Sevilla, como una forma de guardarle la ausencia a la Maestranza. Pero, aun así, tengo la esperanza de que el asunto se solucione a lo largo de este mismo año”.

Vía: http://www.diariodesevilla.es/article/toros/1717041/manzanares/incide/la/falta/respeto/la/empresa/pages.html

Alberto Aguilar Herido en Cali.

20131227-042630 a.m..jpg

De SOL y SOMBRA.

El diestro madrileño Alberto Aguilar sufrió ayer una cornada en la Plaza de Toros de Cali, Colombia. El torero ha resultado lesionado en la parte superior del gemelo de la pierna izquierda y se ha llevado un corte en la cara.

Aguilar se presentaba en Cali por primera vez, enfrentado a toros de la la ganadería de Mondoñedo. El primero de la tarde lo volteó al comienzo de la lidia. La cogida fue tan espectacular que se temió que la cornada hubiera tocado las venas safenas. Antonio Vázquez, apoderado del torero, descartó este extremo a la ‘web’ ‘Afición Perú’: “La cornada tiene orificio de entrada y salida y la herida le ha atravesado el gemelo, y como el pitón estaba astillado le ha hecho un poco de destrozo muscular. Pero afortunadamente lo que en un principio se temía que le hubiera afectado alguna arteria o vena importante, se ha han descartado por completo”.

“Es una cornada que llevará su tiempo de recuperación pero que no habrá ningún problema. Los médicos creen que de hospitalización necesitará cuatro o cinco días y si ahí le autorizan se irá para España y si no, se quedará aquí el tiempo que necesite”.

Del complicado astado de Mondoñedo que hirió a Aguilar, Antonio Vázquez manifiesta que: ‘Solo pude ver el primer toro y la mitad de la faena de Alberto, y los toros no me han gustado, tuvieron poca entrega. La cogida ha sido un poco extraña, el toro ha pegado un salto, y es la primera vez que veo a un toro arrancarse dando un salto.’

La corrida quedó en mano a mano entre el español Javier Castaño y el bogotano José Alzate.

Tras cuatro años de ausencia volvió Mondoñedo a Cali, y lo hizo con una corrida de gran trapío, casta y complejo estilo.

El madrileño Alberto Aguilar fue cogido, en forma impresionante, por el segundo de la tarde y tuvo que ser llevado a un centro médico. La corrida quedó en un mano a mano entre el español Javier Castaño y el bogotano José Fernando Alzate.

Lo que sucedió toda la tarde fue una batalla entre duros toros y los arrojados lidiadores, con mucho más dramatismo que arte, con más valor que estética y más ¡ay! que olé. El cuarto, de 568 kilos, tiró al picador Luis Viloria, y su solución de continuidad Hildebrando Nieto. Cogidos hubo: Aguilar con cornada en la pantorrilla izquierda y Alzate con paliza sin heridas. Sustos, con embestidas broncas, inciertas, punteos, cabezadas arriba, revueltas en un palmo de terreno…

Además, los toros tenían poder. La corrida no fue mansa, pero fue muy problemática; cada una de las embestidas llevaba peligro y transmitía sensación de miedo. Los Mondoñedos no necesitaron de gran tonelaje, ni armas de largo alcance para sentar de nuevo sus reales.

Javier Castaño, torero de miuras, se jugó a fondo con las telas, pero fracasó con las espadas, siendo silenciado en sus tres turnos.

El joven Alzate, hechura de la escuela taurina local, fue el triunfador, haciendo de tripas corazón y apostando la vida en cada una de las suertes. El público, incondicional con él, le perdonó las imperfecciones e incluso le aplaudió tras los tres avisos que le dejaron vivo al tercero, y se le entregó plenamente durante la impresionante pelea con el sexto, la cual comenzó con una tanda de muletazos, rodillas en los medios, continuada con pases más injundiosos que aseados por una y otra mano. La verdad y el riesgo eran el aval. De pronto fue cazado y apaleado aparatosamente. Reanudó el combate aún con más brío. La plaza enardecida lo acompañó en el estocadón y pidió con furor la oreja que le dio el triunfo de la tarde. De los 6 mondoñedos, los 4 últimos se fueron aplaudidos, evidencia de que ese es el toro que le gusta a Cali. El toro de Cali.

JORGE ARTURO DÍAZ
ESPECIAL PARA EL TIEMPO

LAS VENTAS: Jiménez Fortes “No entiendo por qué la gente no ha acabado de valorar lo que hemos hecho en el ruedo”

2013_10_5_naaJjRSYlLiTjqVtH30WS1

De SOL y SOMBRA.

Los dos espadas que abandonaron por su propio pie la plaza de Las Ventas al término del tercer festejo de Otoño, Alberto Aguilar y Saúl Jiménez Fortes, no entendían el porqué de “tanta frialdad” por parte de unos tendidos con los que nunca llegaron a conectar.

El director de lidia, Aguilar, se mostraba así de elocuente: “No tengo explicación razonable sobre lo que ha pasado. Mi tarde ha sido buena en todos los tercios, siempre participando en quites y toreando como siempre lo he hecho. No entiendo por qué la gente me reprochaba en algunos momentos la colocación, pues haciendo lo mismo otras veces me han premiado con orejas”, señaló.

Más diplomático pero igualmente contrariado, Jiménez Fortes confesaba al término de la corrida que “no entiendo por qué la gente no ha acabado de valorar lo que hemos hecho en el ruedo”.

“La verdad es que la corrida se ha dejado, ha tenido obediencia, pero, si es verdad también, que la ha faltado ese punto de ir para adelante. Y no sé lo que ha podido pasar, pues yo he intentado hacer las cosas bien, con máxima disposición, pero no ha habido conexión con el público”, concluyó brevemente.

El tercer espada, el mexicano Joselito Adame, no pudo hacer declaraciones al término de la corrida, pues en ese momento ya se encontraba en el hospital realizándose pruebas que le dictaminasen el tipo de lesión que sufre en el tobillo izquierdo.

Twitter @Twittaurino

8ª FERIA DE #BILBAO: Interés entre nueve toros.

20130824-163350.jpg

Por Alvaro Suso.

Castaño colocó de largo al cuarto y el público aplaudió a rabiar. Lo hizo en el segundo puyazo y lo dejó en los medios para el tercero.

Expectación y alegría cuando Tito Sandoval movió el caballo y colocó la vara. Gran ovación para el varilarguero. En Bilbao también gusta ver el tercio de varas.

Y la afición ha estado toda la semana callada mientras en las seis tardes anteriores se les privó del primer tercio.

En el mundo del toro no se debe estar callado. Este espectáculo es la mayor expresión de la voz popular, capaz de otorgar orejas con la potestad de sacar el pañuelo y el presidente está obligado a someterse a la voluntad de la mayoría.

Ejercicio de democracia, lo que no quiere decir que vaya a ser acertado, porque la primera decisión de mayoría popular que se recuerda en la historia acabó condenando a Jesucristo a la cruz al grito de ‘¡Liberad a Barrabás!’.

Pero el pueblo de Bilbao representado en los tendidos sólo tiene aplausos. Los aficionados no se atreven a silbar cuando sale un toro sin el trapío suficiente para esta plaza; se ven sometidos por los que aplauden a los picadores cuando no pican.

Es una amable educación de un público que ha confundido la educación con el silencio. La fiesta de los toros se caracteriza por los triunfos y las broncas. Cuando algo gusta, se aplaude a rabiar y, cuando no se está de acuerdo con algo, se silba, que eso da categoría a la plaza.

En el segundo, salió el toro cayéndose y por fin, una protesta en condiciones. Hasta el tendido 6 de Vista Alegre llegaron unos destacados del famoso tendido 7 de Madrid y empezaron a protestar.

Hubo quien les recriminó su actitud, pero su exigencia se contagió por los espectadores como llevada por la lluvia que apareció a ráfagas durante la tarde.

A partir de ahí se pasaron muy pocas y salieron hasta nueve toros, tres sobreros, uno del hierro del cartel y dos de Puerto de San Lorenzo, el último un torazo de 676 kilos que abultaba más que un tren de mercancías.

Sin embargo tuvo nobleza y metió la cara en una buena tanda al natural, pero su cuerpo no aguantó mucho tiempo.

Era para echarse a temblar y se encontró con un torero macho, que dicen en México, Alberto Aguilar, que hizo un final de faena vibrante junto a las tablas y arrancó una oreja con mucha verdad.

En su primero, el madrileño no había estado a la altura de su buen oponente y alternó naturales buenos con demasiados pases aliviados.

David Mora y Javier Castaño también tuvieron su ocasión, pero no supieron tocar las teclas necesarias.

Castaño se dejó ir a un cuarto con muchas posibilidades, al que muleteó con la misma técnica que si fuera una alimaña. De igual manera, Mora no apretó los dientes para acabar de exprimir al que cerró un festejo que tuvo mucho más interés que la anécdota de un tercer sobrero jurásico.

Plaza de toros de Vista Alegre. Octava de feria. Menos de tres cuartos de entrada. Toros de Adelaida Rodríguez, incluido el sobrero devuelto como 5; dos sobreros de Puerto de San Lorenzo.

Javier Castaño (silencio) y (silencio).

Alberto Aguilar, Aviso (saludos) y (oreja).

David Mora (silencio) y (saludos).

Via: http://www.elpais.com