Archivo de la categoría: Toreo Condesa

@Taurinisimos 62 – FENAZA 2015. El Juli y José Garrido en Albacete. Novilladas.

Programa @Taurinisimos de @RadioTVMx del viernes 4 de Marzo de 2015. Conducen Miriam Cardona @MyRyCar, Luis Eduardo Maya Lora @CaballoNegroII y José González @JoseNinoG.

Programa @Taurinisimos de @RadioTVMx del viernes 18 de Septiembre de 2015. Conducen Miriam Cardona @MyRyCar, Luis Eduardo Maya Lora @CaballoNegroII y José González @JoseNinoG.

Actualidad Taurina. Análisis Feria de Zacatecas 2015. Faenas de “El Payo” y Pepe Moral. Homenaje a César Rincón.

Novilladas en La México, triunfo de Javier Castro, y en Guadalajara, triunfo de Rafael Serna. Recuerdo Debut novilleril de Eloy Cavazos en La México en 1966.

Ferias Taurinas en Albacete y Salamanca. Faenas de El Juli y José Garrido y grave cornada a Miguel Ángel Perera.

Tentadero infantil en Salamanca.

Faenas de Sánchez Vara en Madrid, corrida de Saltillo.

La próxima emisión de #Taurinísimo será el próximo viernes 25 de Septiembre de 2015 a las 7 pm (Mex) a través de http://www.radiotv.mx

@RadioTVMx.

#EsperamosSuOpinión.

Twitter: @Taurinisimos.

Mail: taurinisimos@gmail.com

Anuncios

@Taurinisimos 59 – Coahuila Taurina. Corridas Generales, Bilbao 2015.

Programa @Taurinisimos de @RadioTVMx del viernes 28 de Agosto de 2015. Conducen Miriam Cardona @MyRyCar, Luis Eduardo Maya Lora @CaballoNegroII y José González @JoseNinoG.

Actualidad Taurina. Entrevista Rafael Loret de Mola, Coahuila Taurina.

Novilladas en México, Triunfo de Gerardo Rivera y Cornada a Diego Emilio en Guadalajara.

Corridas Generales, Bilbao 2015. Puerta Grande de Roca Rey y Triunfo de Julián López “El Juli”

Recuerdo de Manolete y de José Cubero “Yiyo” XXX Aniversario Luctuoso.

La próxima emisión de #Taurinísimo será el próximo viernes 4 de Septiembre de 2015 a las 7 pm (Mex) a través de http://www.radiotv.mx

#EsperamosSuOpinión.

Twitter: @Taurinisimos.

Mail: taurinisimos@gmail.com

@RadioTVMx.

@Taurinisimos 49 Programa – Primer Aniversario. Entrevista con Raúl García, Matador de Toros.

Programa @Taurinisimos de @RadioTVMx del viernes 19 de Marzo de 2015. Conducen Miriam Cardona @MyRyCar, Luis Eduardo Maya Lora @CaballoNegroII y José González @JoseNinoG.

Primer Aniversario de Taurinísimo.

Actualidad Taurina. Antonio Mendoza y Roca Rey previo al cartel del 20 de junio de 2015 en Morelia. Resumen de los eventos más relevantes del primer año del programa.

Entrevista con el Matador de Toros mexicano Raul García Rivera (Monterrey, 1936) en el estudio.

La próxima emisión de #Taurinísimo será el próximo viernes 26 de Junio de 2015 a las 7 pm (Mex) a través de http://www.radiotv.mx

Gracias a la Afición por brindarnos este Primer Aniversario.

#EsperamosSuOpinión.

Twitter: @Taurinisimos.

Mail: taurinisimos@gmail.com

Comunicado – @Taurinisimos, Primer Aniversario hoy 7 pm por @RadioTVMx.

Primer Aniversario de Taurinísimo. Aquí el equipo con el Matador de Toros, Raul García.
Primer Aniversario de Taurinísimo. Aquí el equipo con el Matador de Toros, Raul García.

El programa de crítica y análisis taurinos cumple hoy su primer aniversario contando para ello con el Matador de Toros Mexicano Raúl García, como invitado.

COMUNICADO – Programa Taurinísimo.

El día de hoy a las diecinueve horas, siete de la noche, hora de la Ciudad de México, el programa “Taurinísimo” cumplirá su primer aniversario con la presencia del Matador de Toros en retiro, Raul García.

El Torero de Monterrey aceptó la invitación a platicar en el primer aniversario del programa justo a 50 años de su faena al castaño “Comanche” de Santo Domingo tercer toro indultado en la historia de la Plaza México y primero de dos que García Rivera indultaría en la Monumental.

Como es una costumbre “Taurinísimo” se transmitirá a través de http://www.radiotv.mx (@RadioTVMx) desde la Colonia Condesa en esta capital, teniendo como anfitriones a Luis Eduardo Maya Lora, Miriam Cardona y José González.

Agradecemos a toda la Afición por este primer año con ustedes y esperamos su participación en nuestro programa y en nuestras redes sociales.

Asimismo, agradecemos especialmente a los portales De SOL Y SOMBRA y Toro es Toro por su apoyo durante este primer año, así como a los taurinos y amigos que han contribuido a la realización de este programa.

Dejamos aquí la liga: https://www.youtube.com/playlist?list=PLBpkch1GK7ekRRYMAYThxQ5ZZAYAaR-Yy donde podrán encontrar los programas encadenados de “Taurinísimo”

Los esperamos hoy en punto de las 19 horas, 7 de la noche, a través de http://www.radiotv.mx

Twitter: @Taurinisimos
Mail to: taurinisimos@gmail.com
FB/Taurinisimo

@Taurinisimos Programa 40 – Domingo de Resurrección en Sevilla. Recuerdo de Rodolfo Gaona.

Programa @Taurinisimos de @RadioTVMx del viernes 11 de Marzo de 2015. Conducen Miriam Cardona @MyRyCar, Luis Eduardo Maya Lora @CaballoNegroII y José González @JoseNinoG.

Actualidad Taurina. Análisis Feria de Abril 2015. Puerta del Príncipe de “Espartaco” Faenas de Borja Jiménez en su alternativa y de José Maria Manzanares. Feria de Texcoco, Fermín Rivera.

Recuerdo de Rodolfo Gaona a 90 años de su despedida en el Toreo de la Condesa.

Recuerdo del gran pintor taurino mexicano, Reynaldo Torres tras su fallecimiento.

La próxima emisión de #Taurinísimo -41- será el próximo viernes 18 de Abril de 2015 a las 7 pm (Mex) a través de http://www.radiotv.mx

#EsperamosSuOpinión.

Twitter: @Taurinisimos.

Mail: taurinisimos@gmail.com

El torero Rafael Ortega será el próximo Presidente Municipal de Apizaco.

20130708-104233.jpg

Yo la verdad no fui a votar, mire usted que chingones los partidos al ponernos en la boletas a un torero por un lado, por el otro a un facineroso y por ultimo a un zangano, ante esos tres ni a cual irle” decia consternado don Juan Gonzalez, un comerciante de Apizaco al final de la elecciones municipales del dia de ayer en su pueblo.

De SOL y SOMBRA.

Los apizaquenses han votado timidamete en una jornada que será recordada por muchisimos años por el abstencionismo registrado por el pueblo de Apizaco en las urnas.

Entre ese abstencionismo una pequeña minoría decidió darle su voto de confianza y mayoría al torero Rafael Ortega.

Tras su victoria el torero comento visiblemente emocionado “Gracias por elegir el proyecto ciudadano que les ofrecí para que sea el que se ejerza en la próxima administración, la contienda ha quedado atrás, es momento de que todas y todos trabajemos al parejo para lograr la ciudad que anhelamos” dijo entusiasmado el matador Ortega, candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI) a la presidencia municipal de Apizaco.

Y continuo “mi compromiso con ustedes es doble, ahora vamos a trabajar inmediatamente para darles los resultados que ustedes me han pedido”.

Por último señaló que el triunfo “Es una victoria de la gente, de todos los apizaquenses que salieron unidos democráticamente y libremente a plasmar en las urnas que quieren un municipio eficiente, honesto y transparente”.

Pero la realidad es la siguiente, Ortega obtuvo su triunfo por una mínima mayoría, el pueblo tiene dudas de tener en ese puesto a un torero con un nivel de escolaridad baja, poca experiencia en el ámbito empresarial así como la administración publica.

Por eso Ortega tendrá que aplicar la misma dosis que utilizo hace algunos años en la Plaza Mexico, un 5 de febrero, cuando a punto estuvo de encumbrarse como figura del toreo: Tecnica, arte y cojones.

Solo que ahora tendrá que enfrentarse a una oposición de regidores y al escepticismo de un pueblo que en su mayoría no voto por el, un 56% del electorado local no se presento a la urnas.

Ante el nuevo compromiso adquirido Ortega anuncio que se retira definitivamente de los ruedos, será el próximo mes de Agosto en la feria de Huamantla “Porque el toro de la politica me exige estar al 100% en mi trabajo”. Concluyo con la entrevista el famoso matador.

Ya con las urnas cerradas, en la abarrotera donde nos paramos por unas coca/colas escuchamos un ultimo comentario antes de tomar
carretera nuevamente “A mi la verdad, me da igual quien gane, tan cabrones ni me gustan” remato como escondido entre la mala iluminación y un antiguo mostrador de madera don Juan, orgullosamente propietario de su tiendita y local desde 1966 “Sin ayuda de ningún partido o politiquillo local”.

Salud.

Twitter @Twittaurino.

Un Niño Sin Fiesta – En la Muerte de Carlos Fuentes (1928-2012)

Pregón Taurino, Obra Taurina Fundamental de Carlos Fuentes.

Dejando a lado el catálogo habitual, a veces se tiene la sensación que es cierto aquello de que cuando un gran hombre muere, toda una biblioteca se va con él y será porque siempre hay algo más detrás de la magna obra. Cierto, Carlos Fuentes fue “un niño sin Fiesta” pero de cuando en cuando, siempre que las letras –y hay momentos en que- importan más todo, hay quienes importan más que nadie. Hoy, para pena nuestra, muere un hombre cuyas ideas varias veces han importado más que todo, incluso, taurinamente.

Por: Luis Eduardo Maya LoraDe SOL Y SOMBRA.

Sería la histórica alfombra azul del Teatro “Lope de Vega” en Sevilla la que tendría que servir para que taurinamente Carlos Fuentes hiciera el paseillo literario un Domingo de Resurrección en la antigua Hispalis.

No poca cosa, el mexicano Fuentes dictó el XXI Pregón Taurino, Sevilla 2003. Y lo hizo con lo que de él, como de los buenos toreros, siempre se espera, claridad de ideas derivada del valor y a partir de lo que marca buena parte de su obra, el simbolismo.

Recuerdo “Los Cinco Soles de México” que en aquel albor milenario decían muchos que resultaba ser “la novela de novelas” del eximio autor; la sucesión de imágenes, de emblemas y la puesta en escena de los mismos, sobrevienen uno a uno prácticamente en liturgia de episodios trascendentales para la identidad, atención, no solo mexicana.

Ese mosaico de luces y sombras, de muertes y nacimientos de aquella afortunada compilación de su obra, regiones urbanas y transparentes, redenciones y conquistas conjugadas, tiene el vehículo de su expresión  gracias a que, el de Fuentes, corresponde en toda medida, a un universo que deriva de la sensibilidad casi numismática del gran escritor que siempre encuentra una respuesta sensorial a cada sucesión de imágenes dentro de la historia, de su propia vida.

Carlos Fuentes es el maestro del simbolismo. Pues mientras Octavio Paz sabe y disecciona las consecuencias del atavismo, los espirales de sus amarras y las sombras de su desenfrenado fin en todos nosotros, Fuentes siente primero y explica después, muchos de los rasgos que figuras y formas alumbran realidades y muchas veces las propias sombras de una cultura.

Por eso es de considerar el hecho de que para Fuentes no sea extraño, a pesar de ser un “niño sin Fiesta”, sino que resulte sumamente sencillo encontrar no solo las claves sino las llaves de la Fiesta y particularmente de su episodio más, no irónicamente, simbólico y culminante, el acto de la corrida.

Así, cuando Fuentes descubre la Fiesta, el famoso Domingo 9 de Diciembre de 1945, según él mismo dentro de esa pléyade “de villamelonaje certificado” que inundó La Condesa para la sucesión del rito taurino, la cascada inacabada de costumbres, ceremonias, tradición y, claro, simbolismos, ha de maravillar al entonces adolescente con Fiesta.

Y de ahí parte a la identidad. En culto al toro y al torero, en plena sucesión de ritos.

Al hilo del toro, al tiempo del toreo, Carlos Fuentes va a reflexionar y a encontrar cada razón de cada blasón taurino.

Desde la razón de la liturgia del desencuentro humano y su posterior encuentro con la naturaleza, de la herejía torera que después en Guillermo Sureda encuentra su mejor expresión: si para Fuentes el torero es hereje –el que elige- para Sureda el toreo no puede otra cosa ser más que el arte de la elección.

Porque para Carlos Fuentes el toreo es identidad, decíamos antes no solo mexicana y no únicamente española, es la afirmación del encuentro de las paradojas naturales y humanas. Por ello, la máxima paradoja taurina tiene en el autor fallecido una de las más luminosas y hermosas expresiones: el toro, para Carlos Fuentes, es realmente el único inmortal en el acto de la Corrida.

Cómo puede ser esto, sino entendiendo la impersonalidad del toro, que renueva su sangre, volviendo y a la vez regresando a la tierra cada que el toril se abre. Esa necesidad de personificar, de identificar los símbolos de la corrida, hace al autor notar que la corrida y la impersonalidad natural del toro, nos brinda el imperioso afán de nombrarle o bautizarle de nuevo en rito, que el toreo es eso.

Toda la imagen de la naturaleza condensada en el toro, toda la imagen humana de “popular nobleza” y “populosa e innata aristocracia”, resumida en la Plaza y el traje de luces del torero –recuerdo su voz en el famoso documental, encendida de taurina pasión- posee la contradicción de contradicciones: la inmortalidad del toro es la inmortalidad de la naturaleza, con sus formas y sus cambios. O la enfrentamos o nos devora, como él nos ha demostrado.

Pero queda para Carlos Fuentes el análisis de la estructura de los elementos de la corrida.

La Plaza resulta el espacio público donde se congrega el pueblo en toda su esfera y en todas sus caras, con el torero que “se desprende del pueblo” para que “con su traje de oro” se eleve “al nivel de la aristocracia”. Este es un principio general, material, vigente y riguroso que Fuentes identifica como irradiante hacia todo el Toreo y, si observamos, con él regresamos de nuevo al simbolismo y su explicación, por eso los toreros tienen que hacer valer su categoría en todo momento y en todo acto en que se presenten.

Y el Pueblo, el conjunto de los ciudadanos, como muchas veces se ha identificado al coro de las tragedias griegas, tan mediterráneas que nos vuelven a encerrar en el cerrajo del superviviente peninsular de la supresión mediterránea, el toro.

Fuentes va más allá. Con su vena política identifica al palco de la autoridad como el gobierno presente, el arquetípico elemento que brinda orden y que legitima por supuesto el espectáculo taurino. El gobierno está en la Fiesta porque el Estado no se puede sustraer a la urbe, representada por la Plaza que resulta ser el lugar donde despacha. Ni tampoco a la naturaleza, representada por el toro en la propia Plaza, de modo tal que el encuentro de la naturaleza y el hombre requiere igualmente de la fuerza del Estado.

Y quizás la culminación con la que sea una de las conclusiones que hace de la Fiesta la afirmación más clara de todas respecto a la relación naturaleza-ser humano y dentro de la misma, la que ambos comparten tanto la vida como la muerte: “El torero puede matar” esto es cierto, es un hecho y lo es solo “Porque el mismo puede morir.”

Así el ciclo de la identidad, del simbolismo, taurinamente queda explicado para Fuentes.

Ha partido hoy en pleno día de San Isidro. Le recordaré siempre en esa noche de Centro Histórico que mucho guarda y guardará de él, esa calle de Cinco de Mayo con su “Bar, La Ópera” y esa españolísima Isabel la Católica, de duermevela igualmente y que tampoco es casualidad haya ganado la Cruz bautizada con el nombre de la Reina de Castilla.

Saber ver al toro pronto es lo que Fuentes, como los grandes toreros hacen, pues: “El toro y el torero serán siempre la primera noche de hombre//El torero y el toro serán siempre el primer sol de la muerte//El domingo de resurrección culmina la Semana Santa sevillana…”

El día de San Isidro de este año ha culminado su “Semana” en esta Plaza.

La nuestra, el estudio y reflexión de toda su obra no solo la taurina, prosigue y aun con mayor fuerza a partir de hoy.

Por eso aquella mañana en el “Lope de Vega” la alfombra azul era más azul que nunca, en aires regios. Para que con todo imperio, la Puerta del Príncipe del toro de las letras se abriera a cuerpo gentil para el que hoy se ha tan solo despedido cumpliendo y abriendo las puertas del rito aquí ya explicado.

Tal como se abren hoy para el Maestro, las de la eternidad.

Twitter: @CaballoNegroII.

Buñuel - Fuentes, en formidable Mano a Mano.

*CARLOS FUENTES MACÍAS. Ciudad de Panamá, 11 de noviembre de 1928.  Aura, La muerte de Artemio Cruz, La región Más Transparente, Terra Nostra, XXI Pregón Taurino, Sevilla 2003. Premio Rómulo Gallegos en 1977, Premio Cervantes en 1987, Premio Príncipe de Asturias en 1994 y en 2009 Gran Cruz de la Orden de Isabel la Católica. Fue nombrado miembro honorario de la Academia Mexicana de la Lengua en agosto de 2001. Ha fallecido en la Ciudad de México, D.F. el 15 de mayo de 2012. Es velado en su domicilio de San Jerónimo.

Gloria y Torería: Recuerdos y Confidencias de Gaona – Rodolfo Gaona en Entrevista con Don Tancredo.

Este 12 abril taurinamente representa el recuerdo de uno de los más grandes episodios jamás vividos en la historia de los espectáculos públicos en nuestro país y quizá más allá de ellos. Por ello, hoy, a ochenta y siete años de lagrimas vertidas en la antigua Condesa por los aficionados taurinos en 1925, reproducimos lo que ha recordado la revista electrónica “Campera”: una entrevista que concediera Rodolfo Gaona y Jiménez al gran periodista taurino Don Roque Armando Sosa Ferreiro “Don Tancredo”, publicada en Revista de Revista de Excelsior casi al final de1937. A más de doce años de haberse despedido de los ruedos, Gaona se sincera con Sosa, habla de sí y, por supuesto, de la actualidad taurina de entonces. Así, recordamos al primer gran ídolo mexicano – en cualquier ámbito- del Siglo XX, apasionante figura y modelo de torería ayer y siempre. 

Por: Don TancredoRevista de Revistas. 19 de diciembre de 1937. 

Triángulo admirable y ejemplar el que simboliza Rodolfo Gaona, tan grande hoy como ayer y más acreedor al homenaje en el presente que en el pasado, por la reciedumbre de su carácter y la dignidad con que conserva su prestigio y su gloria: torero sin molde, que señaló una época en la tauromaquia; hombre cabal, con una sola palabra; y artista siempre, que lejos de la arena de sus triunfos vierte en cauces nuevos el caudal de su temperamento y su sensibilidad estética.

Ebrio de palmas y de halagos, tuvo el gesto heroico de retirarse en la cumbre de sus éxitos, dejando un recuerdo perdurable que se agiganta con los años y se hace leyenda en la proyección del tiempo. Y asqueado del servilismo y la mentira que rodean inevitablemente al torero, vive en la coraza de su hosquedad y su hurañía, protegiéndose del enemigo falaz que nunca perdona y nunca olvida: la popularidad.

Rodolfo tiene pocos amigos, en el sentido exacto del vocablo, y rehúye el trato con los que llegan hasta él sin la sinceridad y la franqueza que exige a sus íntimos, a quienes forman el círculo que comparte sus horas de pasión y de alegría, sus confidencias y sus minutos negros.

Admiré -¡y quién no!- al torero desde el tendido, a la distancia del espectador. Y no tenía por El Indio ninguna simpatía personal, por el gesto de arrogancia y de soberbia que se advierte en este semidiós visto de lejos.

Hay en él un exterior falso, engañoso: parece todo orgullo, todo vanidad y petulancia. Y este concepto de primera impresión se desvanece automáticamente al tratarlo, al romper la muralla del silencio y franquear su espíritu noble y su corazón de niño. Entonces se acrecienta la admiración formada ante los toros, y se quiere y se estima al hombre en la integridad de su vida y en el espacio de su alma.

Conocí a Gaona hace apenas tres meses, en una de las comidas de la Peña Taurina “El Puyazo”, a la cual asistió él por excepción, pues nunca se le ve en banquetes ni frecuenta reuniones. Y su charla cordial tendió el puente del afecto y se inició esta entrevista, prolongada después en una comida en su residencia del Paseo de la Reforma y en varias sesiones de dominó –su pasatiempo favorito- en que nos dividimos el triunfo y la derrota del juego en compañía del caballeroso ganadero Don Carlos Cuevas y el gaonista medular Don Pedro de Cervantes y de los Ríos.

Ante el panorama taurino de esta época y el desbarajuste que priva en el criterio de los aficionados nuevos, desorientados por la mentira de crónicas en subasta, reclamé a Gaona su voz autorizada para decir lo que piensa de los ases y del toreo de hoy. Quiso rehuir el tema, pero logré convencerlo en merito a la obligación que tiene para con el público de México, que peleó por su torero y lo sostuvo en todo momento y lo elevó a la cúspide, y que tiene derecho a que Rodolfo hable para él y le exprese su verdad.

Si personas que apenas han visto unas cuantas corridas en su vida se juzgan capacitadas para gritar en el tendido y pontificar, aún poniéndose en ridículo; y si cronistas que no saben de la fiesta más que el modo de hacer la faena del peso, dicen los mayores disparates con frescura polar y realizan juegos malabares de retórica para engañar a los que no chanelan de estas cosas, ¿Por qué Gaona va a ser menos que ellos?

¿Acaso porque fue torero, porque tuvo experiencia de veinte años ante los toros y los públicos de México, de España, de Portugal, de Francia y de Sudamérica?

Y vino el diálogo, en que Rodolfo hizo recuerdos y confidencias:

-Una tarde, a fines de 1924, se me vino a la cabeza la idea de retirarme de los toros. Y decidí que esa sería mi última temporada.

-No olvidaré nunca las ovaciones del 12 de abril de 1925, en que puse fin a mi historial de torero, y guardo el mejor recuerdo del cariño que siempre tuvo para mí el público de México.

-Después de la retirada sentí un vacío en mi vida y sufrí lo que nadie imagina: una noche, hasta soñé que estaba toreando. Durante dos años no quise saber nada de toros, porque la tentación era muy grande y tenía unos deseos locos de volver a torear; ni siquiera fui a una plaza para ver una corrida, y pedí a mis amigos que no me hablaran nada de toros. ¡Lo que sufrí!

Y al decir esto, Gaona respira con satisfacción, como quien recuerda la crisis de una enfermedad que puso en peligro la existencia de

Cromo de Rodolfo Gaona y Jiménez.

un hijo, y que se resolvió en una victoria.

-Después… ni los contratos en blanco ni las alusiones personales han turbado la paz en mi vida. Tres años después de mi retirada, me sentía tan fuerte y tan bien de facultades como en mis mejores tiempos; y habría podido con todos. Pero se es hombre o no se es, y yo había empeñado mi palabra, y tenía que cumplirla como la he cumplido.

Aquí cabe hacer el elogio del hombre que ha mantenido fielmente su actitud, demostrando que se retiró de los toros una sola vez, para siempre y de verdad, rechazando contratos en blanco y desoyendo el cantar engañoso de las sirenas.

Y en su rostro moreno, una mueca indescifrable marca el enigma de lo que pudo haber sido Gaona en los toros, después de 1925. En su rostro moreno, que tiene dos condecoraciones de sus campañas en la arena: dos cicatrices, una arriba de la ceja izquierda y otra en la mejilla del mismo lado:

-Esta me la dio un miureño en Sevilla, en 1916, después de haberle metido el estoque. Ya había salido de la reunión, y cuando había pasado el toro sentí que se volvía y me trincó por la frente; desperté en la enfermería. Y la otra un buen mozo de Benjumea, en Madrid, en 1918; por cierto que fue la única vez que un toro me lastimara al poner los palos, y curioso que yo ni me diera cuenta del rasguño sino hasta que Vicente Pastor, que alternaba conmigo esa tarde, me hizo notar que tenía sangre. ¡Vicente Pastor, el mejor compañero que conocí en los ruedos, un hombre bueno de verdad!

-¿Y el peor?

-Conocí muchos, pero ninguno como José, que a pesar del gran torero que fue, personalmente tenía todos los gatos gitanos. ¡Era un fenómeno, el fenómeno más grande de la historia taurina! Pero para mi gusto, su hermano Rafael el mejor torero de todos. Ese, cuando se confiaba podía borrarnos a los demás. Rafael hubiera sido más de lo que fue, pero cuando surgió el hermanillo comenzaron a olvidarse de él… 

-¿Cuál ha sido la mejor faena de su vida?

-Creo que la hice en Sevilla en abril de 1912, en una corrida de feria, alternando con Quinito y Minuto, al tercer toro, de Gregorio Campos.

-Usted, que fue evolucionando al gusto de distintas épocas y ajustándose a nuevas maneras de torear, ¿considera superior el modo de principios de siglo o el que se practica ahora?

-Pues… sí y no. Entonces se corrían toros con toda la barba, con los cuales hubiera sido una locura torear como ahora; y lo que se hacía en aquellos tiempos no lo soportaría el público de hoy…con los toros de hoy. Como se toreaba antes tenía su mérito, por los toros de entonces; y como se torea hoy tiene también su mérito. Entonces creo que había más valor, y ahora más arte. ¿La elegancia? Esa es cosa personal, de todos los tiempos.

-¿Y el toreo de rodillas?

-En eso hay muchos trucos. Es decir, cuando se arrodilla el torero al arrancarse el toro. Cuando se cita arrodillado, entonces…hay que saber torear. Yo no vi a Garza en su faena de “Amapolo”, en que me dicen toreó al natural con una rodilla en tierra, ligando los pases. Pero creo que se puede hacer, y sobre todo que él puede hacerlo. Para mi gusto, el narizón ese es el mejor de todos, con la muleta, que es la base del toreo. Tiene sitio, eso que tan pocos toreros han tenido. Si pudieran resucitarse muchos toros que otros no pudieron hacer lucir, Garza se hubiera cansado de hacerles faenas con la izquierda; porque tiene temple y, sobre todo, sitio para torear…

-Personalmente, a quien más estimo de los toreros de hoy es a Balderas, que me gusta mucho con las banderillas y también con el capote; con la muleta ha estado casi siempre atropellado, pero por lo que le hemos visto en esta temporada parece que va encontrando ya su sitio; y el día que Balderas tenga sitio para torear con la muleta…

Solórzano tiene un capote especial, único, y nadie como él me gusta toreando a la verónica…

Gorráez, Paquillo, puede llegar muy lejos, porque tiene una comprensión del toro verdaderamente notable, le echa valor a lo que hace y tiene afición… Las máquinas de torear…

-¿Y de los toros españoles de hoy?

-Son mejores los nuestros. Mucho me gusta “Cagancho”, que tiene una gracia y una elegancia de la calle de las Sierpes, y que es torero cuando se quiere serlo. Y Victoriano de la Serna, que si tuviera corazón sería el mejor de todos…

Gaona hace una pausa para fumar el cigarrillo que juega en la diestra. Parece contrariado de haber hablado como lo hizo. 

-Yo, por fortuna, estoy lejos ya de todos estos líos desde hace doce años. Y no quisiera que empiecen con que si Gaona dijo y si Gaona no dijo, que estoy buscando publicidad… Pero usted es amigo, y le ofrecí hablar claro, y ya está…

-¿Cree en la necesidad de que vengan toreros españoles, para el porvenir de la fiesta en México?

-Sí, para que haya más pasión, más pelea y mejores combinaciones. Esto no podrá ser antes de arreglar bien los asuntos del boicot a los nuestros, con dignidad, pero también con inteligencia, para bien de todos.

-¿Y es necesario que los toreros mexicanos vayan a España para cuajar como matadores de toros?
-Eso ya es bien sabido, que aquí no sabemos estimar a los nuestros, y en España nos han formado a muchos toreros. Aunque quizá las cosas cambien con el tiempo, pues tenemos el caso de Gorráez, que se ha hecho de pies a cabeza en México, sin necesidad de las

Gaona en su faenón al natural a “Quitasol” de San Mateo.

plazas españolas. Pero lo estimaríamos mejor si tuviera una aureola de triunfos en Madrid, en Sevilla, en Valencia…

 -Del público de su época en “El Toreo” al público de hoy, ¿ha cambiado mucho?
-¡Vaya! Muchos aficionados de entonces se han retirado, y mucha gente va a la plaza hoy porque sí, por moda, pero no para ver toros… Eso, ver toros, y ver al torero según el toro, es lo que ya no se hace. Pero el público no tiene la culpa, sino los que escriben para el público y no le dicen la verdad.

 –Le hacen daño al aficionado nuevo y al torero mismo. ¿Cómo va a saber estimar el público lo que tiene mérito y lo que no tiene mérito, si no se le dice? Ustedes, los que no ponen la mano, son los que tienen obligación de orientarlo… Pero son tan pocos…

 -Y los tratados de tauromaquia…

-Allí no se aprende sino a conocer las suertes, no a saberlas ejecutar. Nadie puede enseñarle a uno a ser torero, sino el toro, ese, el toro, que es el que manda en la plaza.

-Y para ser buen aficionado no hay como ver muchas corridas y hablar con los toreros, y los toreros necesitan hablar con los buenos aficionados para aprender también muchas cosas. Yo, por ejemplo, era muy mal estoqueador, y atravesaba siempre a los toros en mis primeros tiempos, aun haciendo el viaje recto. Daba el hombro, que era lo que me habían enseñado. Hasta que un viejo aficionado de Madrid, Andrés “El Zapatero”, me dijo: ”Qué así no puéser, porque el movimiento de la mano desvía la espada. Mira, chaval, da el pecho y verás qué estocadas!”

–No lo creí mucho; pero en la primera corrida que tuve seguí el consejo de Andrés “El Zapatero”, y después de hacer el viaje buscaba yo por dónde había salido la espada. ¡Y no! Que tenía razón el viejo: no dar el hombro, sino el pecho; y saber manejar la izquierda, para vaciar al toro…

Y un apretón de manos rubrica la entrevista con el torero que es un símbolo y personifica toda una época; con el hombre que tiene una sola palabra, lo mismo para irse definitivamente de los toros que para cumplir sus promesas, como la de esta charla para los lectores de REVISTA DE REVISTAS.

Y con el artista de siempre, que si antes desbordó su personalidad ante los toros e hizo arte con el capote, las banderillas y la muleta, hoy lo hace también en su pasión por los versos, siendo un recitador sin paralelo en nuestro idioma: nadie como él dice la poesía gitana de García Lorca, sintiéndola, gozándola y sufriéndola, creando modulaciones eufónicas y exactas las metáforas del poeta granadino, gitano de verde luna, que apagó la estrella de su vida en una alborada de tragedia…

Via: Revista Campera.